Economía y Empresas > Estrategia

Cinco claves para que su curriculum lo lleve al trabajo que desea

Este documento sigue siendo válido. Aquí algunos indicadores para llamar la atención de los reclutadores

Tiempo de lectura: -'

27 de febrero de 2018 a las 09:04

Hace menos de un lustro, el joven guionista Jack Moore quiso cumplir su sueño de trabajar como tal en una cadena de televisión empleando cualquier estrategia que no fuera enviar un curriculum. Creó Modern Seinfeld Twitter, desde donde tuiteaba las historias que los protagonistas de la serie Seinfeld estarían haciendo en el mundo de hoy, y esto le proporcionó un trabajo en el mundo de la televisión.

Aquella obsesión por resultar diferente tenía entonces mucho que ver con la recomendación de usar nuevas estrategias de búsqueda alejadas de lo tradicional. Se servía en bandeja el debate acerca de si el curriculum es una herramienta eficaz para dar con el candidato ideal para un puesto.

Lo cierto es que ese documento sigue siendo válido. Continúa siendo una herramienta potente de trabajo para los reclutadores, aunque ahora éstos seleccionan por canales como LinkedIn, Facebook o Twitter, lo que transforma la difusión de la oferta.

Lo que resulta fundamental es ver nuestro CV como algo que tiene que ver con lo que buscan las empresas, y como una herramienta que logre diferenciarnos del resto de candidatos.

Stefanie Stanislawski, head of talent & digital strategy de Catenon -reclutadora global con sede en España-, pronostica que "en un futuro cercano veremos otras opciones de CV, como los visuales o abiertos y las presentaciones en video. La idea es que se pueda estipular no solamente la educación formal, también la informal, los proyectos oficiales y extracurriculares, la personalidad de cada uno y otras características que nos hacen únicos como candidatos".

El CV será cada vez menos útil si no va acompañado de ciertas estrategias de diferenciación. A continuación, cinco indicadores para llamar la atención de los reclutadores:

1. Dedicación previa

Antes de diseñar y enviar el curriculum, es necesario conocerse uno mismo; saber lo que uno quiere y lo que la empresa necesita; dominar las nuevas tendencias del mercado laboral; estar seguro de que las capacidades profesionales con las que se cuenta son las adecuadas; y tener una gran habilidad para sintetizar y comprender los valores de la compañía a la que se aspira.

2. Ser específico

Paula Vecino, directora de servicio de la consultora Adecco Outsourcing (España), cree que "conviene ser muy específico y ofrecer datos concretos que sean de utilidad para el reclutador, explicando los logros que nos diferencian de los demás candidatos. El CV debe ser atractivo, y ha de incluir valor añadido, con referencias a las fortalezas, especialidades y logros. La primera impresión es la que cuenta. Y esa es la de nuestro historial cuando lo lee un reclutador. Además, es necesario saber que en una primera lectura se puede reconocer toda la información que se busca acerca de un candidato".

Información clara, certera y ordenada, además de que sea fácil de leer, y que se haga uso de un lenguaje correcto, son aspectos a tener en cuenta para el armado de un CV.

3. Puesto más que empresa

Vecino apunta que "el 63% de los reclutadores valora que el curriculum se elabore teniendo en cuenta el puesto al que se opta. La adecuación al puesto, pero no a cada empresa. Nuestros básicos no se deben modificar, pero hay que destacar las fortalezas adecuadas a la posición a la que se opta".

También sugiere "explicar por qué se opta a un puesto, porque eso demuestra un interés por la posición que nos hace destacar sobre el resto. Además, las habilidades competenciales deben aparecer destacadas lo más pronto posible en el curriculum".

4. Considerarse como un producto

A esto se añaden otras recomendaciones que hacen del curriculum una herramienta eficaz: conviene explicar cómo nos vamos a anticipar a las demandas del mercado y cómo conseguiremos los recursos necesarios para lograr esa anticipación. Y resulta determinante el hecho de que cada uno se considere como un producto al que hay que poner precio, nombre y envase, sabiendo qué bondades es posible destacar.

5. Discurso del ascensor

Vecino también recuerda que "los reclutadores dedican unos 20 o 30 segundos a nuestra historia laboral", lo que lleva a pensar en la necesidad de dominar un elevator pitch personal (discurso del ascensor) para hacerse visible y captar la atención en el menor tiempo posible.

La mala noticia es que los 20 o 30 segundos podrían reducirse aún mucho más, de manera que el CV debería convertirse en un arma capaz de transmitir todos nuestros encantos y de destacar nuestras capacidades.

Se sugiere incluir información acerca de la educación oficial y de cursos adicionales; puestos anteriores, responsabilidades asociadas y, sobre todo, los logros en cada caso, incluyendo datos financieros o indicadores duros. Y sin olvidar la definición de habilidades clave asociadas a ese puesto, tanto personales como profesionales.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...