Agro > IMPACTOS MENORES

Cultivos de invierno resisten a las lluvias de estos días

Las heladas complican la situación y en algunos casos se han constatado complicaciones en colza

Foto de archivo.

Tiempo de lectura: -'

24 de junio de 2020 a las 16:51

Las lluvias que hubo durante los últimos días no generaron daños relevantes en los cultivos que comenzaron recientemente su desarrollo en las chacras, concretamente colza, trigo y cebada, no obstante la situación, dados nuevos pronósticos de precipitaciones, tiene a los agricultores y a sus asesores atentos.

Este año el estado de tiempo ha tenido diversos impactos, positivos y adversos. El déficit hídrico acumulado básicamente durante el verano generó un escenario de sequía que hace que aún persistan los perjuicios, tanto que el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) declaró en estado de emergencia agropecuaria a prácticamente la tercera parte del área productiva nacional. En lo agrícola, hubo una cosecha de soja mala, con rendimientos que en muchos casos no permitieron un margen de rentabilidad. Y ahora, tras una ventana de siembra óptima, que permitió instalar casi totalmente el área de invierno en tiempo y forma, llegaron episodios de lluvias importantes que, como se indicó, tienen alerta a los productores.

El Observador constató, con base en un relevamiento realizado este miércoles 24, que al momento la situación no es grave, pero puede afectar a los cultivos más tardíos, los últimos en ser instalados. Los agricultores permanecen atentos a lo que pueda pasar, porque de seguir lloviendo buena área de la campaña de invierno puede verse comprometida, con plantas sin emergen del modo adecuado y que haya, incluso, que recurrir a alguna resiembra, con el consecuente incremento en los costos productivos.

Por otra parte, se informó sobre chacras en las que las heladas han ocasionado daños en las colzas, sembradas antes que trigos y cebadas.

Finalmente, lo poco que queda por cosecha de la campaña de verano 2019/2020, el maíz de segunda, no considera afectaciones por las lluvias de estos días.

Soriano

En la denomianda zona núcleo de la agricultura del país, en Soriano, ha llovido unos 100 milímetros en una semana. Los primeros 50 mm fueron bien recibidos, pero ahora las chacras están con barro y tienen bastante agua encharcada. De todas formas, eso no ha generado grandes complicaciones hasta el momento, según advirtió Jorge Andrés Rodríguez, presidente de la Asociación Rural de Soriano (ARS).

“Daños por lluvia todavía no hay, aunque los cultivos de invierno son para el frío, no para el exceso de agua. Siguen en carrera, salvo algunos que están dañados por las heladas”, comentó.

El agricultor sostuvo que "es apresurado” hoy hablar de daños en los cultivos, aunque no descartó que pueda darse alguna complicación en las chacras tardías. Por el contrario, opinó que los cultivos que fueron implantados más temprano están a salvo.  

 A propósito, valoró que esta campaña cumplió con un período “óptimo de siembra”, dado que se está en pleno mes de junio y es muy poco lo que resta por sembrar.

“Casi todo lo sembrado fue en mayo y hasta el 8 o 10 de junio, y no creo que el agua haga nada. Incluso, viendo a nivel de chacras ha habido muy pocos daños en rastrojos y coberturas porque faltaba mucha agua”, añadió.

En tanto, hizo referencia que se han registrado algunos problemas en colza por las heladas. Según expresó, "eso ha pegado fuertemente en algunos lugares".

En lo que refiere a los cultivos de verano, resta por levantar algunos maíces de segunda, pero opinó que, en general, no tendrán problemas de cosecha por las lluvias.

Panorama alentador

El panorama para los cultivos de invierno, pese a estas lluvias, es alentador, ambientado ello por las buenas perspectivas climáticas, un dólar con mejor valor que hace un año y precios interesantes, especialmente en algún rubro, como la cebada. En ese marco, desde el Ministerio de Ganadería Agricultura y Pesca (MGAP) se visualiza un “crecimiento interesante” en el área de cultivos de invierno para la campaña que comenzó, la de 2020/2021, muy próxima ya a terminar de ser instalada, estimando una siembra global de 480 mil hectáreas (has). Se avizora un área récord de colza de unas 100 mil hectáreas, unas 210 mil de trigo y unas 170 mil de cebada, aproximadamente, aunque como suele suceder a esta altura del año las expectativas de área difieren, a veces de modo muy notorio, con base en quién las exponga.

 

Río Negro

Gonzalo Reynoso, productor y asesor técnico en Río Negro, señaló que lo más condicionado del departamento es el último tercio de la siembra, pero aclaró que al momento no se han dado situaciones graves, porque la realidad es que no ha llovido tanto como pasó en otras zonas.

Los otros dos tercios de la siembra en cultivos de colza y gramíneas "está logrado", indicó, aunque todo depende de cómo será la continuidad de las lluvias para adelante.

Según explicó, las cebadas “están prácticamente logradas en su totalidad”. En tanto, dijo que, por un lado, queda condicionada “una quinta parte de la siembra de colza”, porque la semilla es más sensible al agua; y, por el otro, "algo de trigo", lo que se resolvió sembrar tardíamente y fue lo que afectó la lluvia.

“El último tercio de la campaña puede ser lo que esté más complicado, pero no creo que sea nada dramático. De seguir así las condiciones y mejorar el clima rápido no van a haber inconvenientes, pero si sigue lloviendo puede empezar a haber faltante de plantas”, apuntó.

El agricultor informó también que se estaba arrancando con los maíces de segunda, dado que se esperaba cosechar con humedades del entorno a 16%. Se había hecho una parte, un 20% aproximadamente, pero ahora hay que esperar que se estabilice el tiempo y vuelvan las heladas.

San José

César Zunino, productor rural y expresidente de la Asociación Rural de San José, explicó que en su departamento “la cosa viene bien”, porque este fue un año que permitió sembrar y cosechar con ventanas importantes, pero que ahora llueve hace cinco días de forma casi ininterrumpida.

Algunas zonas del departamento han registrado hasta 160 mm y eso son cuestiones que pueden complicar las siembras, sobre todo las recién implantadas.

“La situación no es general a nivel de todo el departamento. En algunos lugares van en el entorno de los 100 mm y eso aún no afecta, pero sí en zonas de 150 o 160 mm, incluso con algunos episodios fuertes y eso sí ha perjudicado alguna chacra”, comentó.

Por otro lado, Zunino informó que la situación es más compleja para el sector lechero porque si bien el invierno ha sido benévolo en cuanto a temperaturas, las consecuencias de la sequía de primavera, verano y otoño ya se empieza a sentir con una faltante importante de comida.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...