Agro > SE VENDIÓ MÁS

El arroz uruguayo arrancó bien, aunque Brasil le pisa los talones

Uruguay ha confirmado exportaciones por volúmenes muy relevantes, pero los brasileños también colocaron fuerte en México y Perú 

Tiempo de lectura: -'

23 de mayo de 2020 a las 05:00

En una zafra en la que el sector arrocero local logró adelantar las ventas del grano, se enfrenta una creciente competencia de Brasil en mercados clave –gracias a la devaluación del real–.

Por ejemplo, Uruguay logró regresar al mercado mexicano y eso fue festejado, pero Brasil cerró la semana pasada la venta de dos barcos de arroz cáscara con ese mismo destino.

La propagación del coronavirus impulsó los precios internacionales del arroz, liderados por Asia, donde hubo un empuje por asegurar la oferta interna, lo que llevó a algunos países a suspender o limitar temporalmente sus exportaciones.

Fue el caso de Vietnam, donde el gobierno interrumpió las exportaciones, para luego imponer una cuota por dos meses y finalmente liberar las ventas externas.

A eso se sumó las medidas adoptadas en India para combatir el coronavirus, donde se limitó la logística exportadora desde ese país, mientras en Tailandia las condiciones secas llevaron los precios del cereal a máximos en varios años.

Al mismo tiempo, en América Central se acentuó la demanda importadora para asegurar la oferta interna y eso coincidió con un momento en que Estados Unidos contaba con poca disponibilidad de arroz a precios altos.

Fue así que Uruguay logró colocar 100.000 toneladas de arroz cáscara en Panamá, a valores sustancialmente más altos a los que podía haber colocado ese volumen el año anterior.

En tanto, luego de varios meses de indefinición, las autoridades sanitarias mexicanas rápidamente habilitaron nuevamente las importaciones de arroz uruguayo, que estaban suspendidas desde setiembre del año pasado. 

Medios brasileños y estadounidenses señalaron que la habilitación de México para el arroz uruguayo es por 90 días, con envíos que tienen que ser por barco y no en contenedor. Ya desde Uruguay se carga un barco con 28.200 toneladas de arroz cáscara, mientras partirá otro con 25.000 toneladas de arroz blanco.

La semana pasada el portal especializado planetaarroz.com.br informó que Brasil logró vender dos barcos con arroz cáscara a México por 60.000 toneladas. Se reportó que los servicios sanitarios mexicanos dejaron de lado controles y exigencias sanitarias habilitando –en muy poco tiempo– el demorado ingreso del arroz brasileño.

Mientras Uruguay puede entrar a México sin pagar arancel por tener un Tratado de Libre Comercio, la devaluación del real en Brasil hace que pueda ingresar al mercado azteca incluso pagando un arancel.

En Perú el arroz brasileño también le gana mercado a Uruguay, histórico proveedor. En el primer cuatrimestre el arroz uruguayo representó el 56% de las importaciones peruanas, con Brasil concentrando el 41%. En igual período de 2019 el arroz uruguayo fue equivalente al 61% de las importaciones contra el 33% de Brasil. En tanto, en el primer cuatrimestre de 2018 Uruguay concentró el 70% de las compras peruanas de arroz y Brasil el 23%.

Alto porcentaje del arroz ya comercializado

La comercialización de arroz de la zafra que acaba de cosecharse se acerca al 45% sobre la primera mitad de mayo, contra menos de 20% de un año atrás y el 30% del promedio de los últimos años. Se trata de cifras sobre negocios cerrados.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...