Mundo > Restricción

En Pekín ordenan eliminar símbolos musulmanes

Prohíben en los restaurantes el uso de la palabra halal

Tiempo de lectura: -'

04 de agosto de 2019 a las 05:00

Las autoridades de Pekín, la capital de China, ordenaron a los restaurantes y puestos de halal que remuevan de sus carteles las inscripciones en árabe y símbolos asociados al islam.
Los empleados de 11 restaurantes y tiendas de Pekín que venden productos de halal (carne sacrificada de acuerdo con la ley islámica) visitados por Reuters en los últimos días dijeron que funcionarios les habían pedido que quitaran las imágenes asociadas con el islam, como la luna creciente y la palabra halal escrita en árabe, de sus anuncios.

Trabajadores gubernamentales de varias oficinas dijeron al gerente de una tienda de fideos de Pekín que cubriera el halal en árabe del cartel de su negocio, y luego lo vieron hacerlo.

“Dijeron que esto es cultura extranjera y que debería usar más cultura china”, dijo el gerente quien, como todos los dueños y empleados de restaurantes que hablaron con Reuters, declinaron dar sus nombres debido a la sensibilidad del tema.

La campaña nacional en expansión contra la escritura árabe y las imágenes islámicas marca una nueva fase en una medida que ha cobrado impulso desde 2016 y que busca garantizar que las religiones se ajusten a la cultura tradicional china.

La iniciativa ha incluido la eliminación de cúpulas con un estilo de Oriente Medio de muchas mezquitas alrededor del país a favor de pagodas de estilo chino.

China, que alberga a 20 millones de musulmanes, garantiza oficialmente la libertad religiosa, pero el gobierno ha hecho campaña para alinear a los fieles con la ideología del Partido Comunista.

No sólo los musulmanes han sido objeto de escrutinio y sanciones. Las autoridades también han cerrado iglesias cristianas subterráneas y derribado cruces de otras consideradas ilegales por el gobierno.

Pero es cierto que los fieles del islam parecen que son los más perseguidos, sobre todo desde que están en el punto de mira desde 2009 por disturbios en la región occidental de Xinjiang, hogar de la minoría musulmana uigur.

La violencia estalló en Urumqi, capital de la región de Xinjiang, en el noroeste de China, luego de que creciera el malestar por cómo las autoridades manejaron una reciente crisis entre trabajadores uigures y de la etnia han, la mayoritaria en China.

Episodios de violencia étnica y el control del gobierno sobre dicha comunidad religiosa provocó que miembros del colectivo uigur se rebelaran contra la mayoría china y llevaran a cabo ataques con cuchillos y bombas sin demasiada potencia contra la policía. Algo a lo que China respondió con una “ofensiva contra el terrorismo”. 

La región de Xinjiang, más que ninguna otra parte de China, ha demostrado crudamente la manera en que el presidente Xi Jinping está decidido a limitar aún más lo que está permitido de religión, investigación académica, sociedad civil y expresión étnica.

En ese marco, el régimen chino ha reforzado antiguas restricciones a los uigures, a quienes se señala como posibles simpatizantes de la independencia o el extremismo islámico. 

Para muchos de los 11 millones de uigures de Xinyiang, su tierra natal se ha convertido en un Estado vigilante en el que proliferan los puestos de revisión, las cámaras de seguridad y las patrullas armadas, según investigaciones de medios internacionales y oenegés. 

Cientos de miles de uigures han estado detenidos en centros de reeducación secretos durante semanas, meses e incluso años, según creen los académicos y los grupos internacionales de derechos humanos (ver recuadro inferior). Los uigures también han experimentado cada vez más restricciones en cuanto a su movilidad, rezo y comunicaciones.

Los Estados occidentales y los grupos de derechos humanos han criticado las políticas del gigante asiático al respecto, en particular las detenciones masivas y la vigilancia de los uigures. 

Pero el gobierno se justifica diciendo que dichas acciones son necesarias para acabar con el extremismo religioso y la progresiva islamización de la población local. (Reuters y otras agencias internacionales) 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...