Nacional > delitos económicos

Fiscalía investiga a banda delictiva de peruanos dedicada a estafas electrónicas

La investigación se remonta a 2017, cuando empezó a funcionar la Fiscalía Especializada en Delitos Económicos 

Tiempo de lectura: -'

21 de febrero de 2019 a las 14:01

La Fiscalía de Delitos Económicos investiga a una banda delictiva de peruanos que se dedica a estafar por internet a clientes de instituciones financieras. En el marco de esta investigación, una uruguaya fue condenada esta semana por un delito continuado de estafa, según informó El País. 

Enrique Rodríguez, fiscal de Delitos Económicos, explicó a El Observador que están tras la pista del grupo desde que la fiscalía especializada fue inaugurada en noviembre de 2017, cuando comenzó a implementarse el nuevo Código del Proceso Penal (CPP). Desde entonces, la fiscalía especializada ha investigado tres casos que apuntaron a la banda de delincuentes. 

La maniobra fue siempre la misma: obtuvieron de manera ilícita el número de cuenta y la clave de los clientes. Con estos datos hicieron giros móviles, es decir, transferencias de dinero que requieren digitar el número de documento y el número de celular del beneficiario.

Cuando el dinero se debita de la cuenta del cliente, llega un código al celular ingresado en la transferencia para hacer posible el cobro en un cajero automático. En todos los casos, las IP usadas para las transferencias denunciadas e investigadas por Delitos Económicos fueron de Perú, pese a que el cobro de los giros se hizo en cajeros del país. 

El primer caso 

El 6 de noviembre de 2017, el representante legal de un banco de plaza acudió a la Dirección General de Lucha contra el Crimen Organizado para denunciar que sus algunos de sus clientes había reclamado el retiro no consentido de sus cuentas bancarias.

Tres días después, según publicó El País y corroboró El Observador, el fiscal Rodríguez acusó a una pareja de peruanos que realizaron por lo menos 50 retiros ilegales de dinero de cajeros automáticos.

Días antes, las cámaras del Ministerio del Interior habían permitido identificar a los delincuentes, que luego de retirar el dinero de los cajeros automáticos se dirigían al hotel donde se hospedaban, en el centro de Montevideo. Los policías los detuvieron saliendo de una casa bancaria, y luego les incautaron más de $1 millón en efectivo, un celular y varios chips telefónicos. 

Los números correspondientes a estos chips coincidían con los denunciados por el banco como autores de la estafa, que posteriormente fue valorada en US$ 40 mil.

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...