Nacional > PANDEMIA

IMM sobre ferias que incumplieron decreto por coronavirus: "Estamos atados de manos"

Salinas afirmó que el MSP se puso en contacto con la intendencia y el Ministerio del Interior para que "dispersen" a los "aglomerados"

Tiempo de lectura: -'

23 de marzo de 2020 a las 19:15

El ministro de Salud Pública, Daniel Salinas, afirmó este lunes que durante el fin de semana constató que dos ferias de Montevideo que no son necesariamente alimenticias, como Tristán Narvaja y Piedras Blancas, incumplieron las disposiciones para evitar la aglomeración de personas. 

"No se cumplió con el decreto de que las ferias debían ser alimentarias. Las alimentarias dijimos que sí y que los puestos estuvieran a más de dos metros. Ayer (por este domingo) nos encontramos con la sorpresa de que la feria de Tristán Narvaja y Piedras Blancas estaban con aglomeración de gente", dijo el jerarca en una rueda de prensa luego de donar sangre.

Salinas agregó que se puso en contacto con el intendente de Montevideo, Christian Di Candia, así como con el ministro del Interior, Jorge Larrañaga, para que "procedieran de una forma amistosa y correcta a la dispersión de estos aglomerados". 

Sin embargo, el director de Desarrollo Económico de la Intendencia de Montevideo (IMM), Óscar Curutchet, afirmó que la comuna está "atada de manos", al igual que los "feriantes" y "usuarios", mientras que el Poder Ejecutivo no decrete la cuarentena general obligatoria. 

En los últimos días todas las intendencias del país tomaron una serie de resoluciones para evitar la aglomeración de personas en espacios públicos. Una de ellas fue la suspensión de las ferias no alimentarias, así como una serie de exigencias para las que sí venden productos de primera necesidad. Estas últimas deben colocar los puestos a más de dos metros de distancia, contar con alcohol en gel a lo largo de la feria, así como contar con tapabocas y guantes para los feriantes. Además, se pide que los clientes mantengan una distancia de un metro y medio, aproximadamente, a la hora de hacer colas. 

Si bien Tristán Narvaja y Piedras Blancas no son esencialmente alimentarias, también tienen puestos en los que se venden frutas y verduras. La de Tristán Narvaja era una de las principales preocupaciones de la IMM, debido a su extensión, la cantidad de puestos y personas que la visitan, así como la presencia de turistas. 

"El problema no es de la IMM. El problema es de quien es responsable de decretar las medidas que tenga que decretar", señaló Curutchet, que encabeza el departamento del cual dependen las ferias vecinales. 

"Mientras no se decreten las medidas que hay que decretar, la IMM definió no habilitar las ferias no alimentarias, establecer determinadas medidas que tienen que ver con el uso de guantes, tapabocas, alcohol en gel (...) Después, depende de los usuarios y de los clientes", agregó e insistió que es necesario que se tome una "medida clara respecto al tema". 

El jerarca dijo que la intendencia puede ser "clara" en los controles, pero que después en ese tipo de ferias es "difícil" conseguir un respaldo para cumplir con toda la "fiscalización real y contundente". 

No obstante, afirmó que la comuna está en contacto con la Asociación de Feriantes para seguir el camino de la concientización y evitar que lo sucedido el fin de semana en Tristán Narvaja y Piedras Blancas vuelva a ocurrir. En las próximas horas, además, estará listo un protocolo sobre cómo cumplir con las disposiciones de la intendencia. Sin embargo, advirtió que hay otros comerciantes que no integran la asociación y que actúan de manera independiente. 

"En la medida en la que no se disponga la única medida preventiva genérica para la población, que es la cuarentena general, ¿cómo nosotros cortamos las ferias de Montevideo?", se preguntó Curutchet.  

Pese a esto último, consideró que la responsabilidad es "colectiva" para cumplir con las disposiciones. 

Curutchet explicó que tampoco es viable dejar a los feriantes sin su ingreso, al menos no sin tener medidas económicas que acompañen esa decisión. "Todo esto tiene que estar acompañado de un conjunto de medidas económicas, porque hay gente que vive del día a día", señaló. 

Varios feriantes que comercializan productos alimenticios se organizaron en las últimas horas para ofrecer sus servicios a domicilio y así mitigar el impacto económico de la reducción de público en las ferias. De esta manera, los feriantes de una misma zona elaboraron una lista de clientes para ofrecer esos servicios de entrega. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...