Mundo > LÍBANO

Al menos 73 muertos, 3.700 heridos y daños enormes: lo que se sabe de las explosiones en Beirut

Las detonaciones se dieron en una zona del puerto de Beirut donde había un depósito de nitrato de sodio, altamente explosivo

Tiempo de lectura: -'

04 de agosto de 2020 a las 15:00

Las potentes explosiones que sacudieron el martes el puerto de Beirut causaron al menos 73 muertos y 3.700 heridos, según un nuevo balance suministrado  a la AFP por un responsable del ministerio de Salud.

Este balance es provisional, según el director general del ministerio, Fadi Sanan. Antes, el ministro de Salud, Hamad Hassan, había asegurado que los hospitales de la capital estaban saturados por el flujo de heridos. 

"Es una catástrofe en todos los sentidos", lamentó el titular de Salud, Hamad Hassan, al ser interrogado por la televisión cuando visitaba un hospital de la capital. "Los hospitales de la capital están todos llenos de heridos", subrayó, antes de pedir que se trasladen a otros heridos a los centros hospitalarios de las afueras de la capital.

Antes, el director general de la Seguridad General, Abas, Ibrahim, había dicho que las explosiones podrían deberse a "materiales altamente explosivos confiscados desde hace años", pero agregó que la investigación determinará la "naturaleza exacta del incidente".

No obstante, los responsables deberán "rendir cuentas", dijo por su parte el primer ministro, Hasan Diab, quien pidió a los "países amigos" a ayudar a Líbano.

"Toneladas de nitrato de sodio explotaron en el puerto de Beirut", dijo el director de Aduanas, Badri Daher, a la cadena LBCI. Agregó que habían sido confiscados hace un año y que estaban guardados en un depósito del puerto.

El presidente libanés, Michel Aoun, convocó para el martes por la noche una "reunión urgente" del Consejo Superior de Defensa. El primer ministro, Hassan Diab, decretó luto nacional el miércoles por "las víctimas de la explosión del puerto de Beirut". 

Una primera explosión se había producido en un edificio cerca del puerto de la ciudad. Eso hizo que varias personas estuvieran registrando imágenes del lugar cuando ocurrió la segunda, de mayor porte.

Según informó la agencia Shehab, un edificio de tres pisos se derrumbó debido a la explosión y muchos ciudadanos aún están bajo los escombros.

"Hemos visto un poco de humo y después una explosión. Y después un hongo (de humo). La fuerza de las explosiones nos ha propulsado hacia atrás en el apartamento", cuenta un habitante del barrio de Manssouriyeh, que vio la explosión desde su balcón, a varios kilómetros del puerto.

 

 

Casi todas las vitrinas de los comercios de los barrios de Hamra, Badaro y Hazmieh estallaron al igual que las ventanillas de los autos.

En las calles había vehículos abandonados con los airbags inflados.

Según testigos, las deflagraciones fueron oídas hasta en la ciudad costera de Larnaca, en Chipre, a más de 200 km de las costas libanesas

La explosión tuvo lugar al mediodía de Montevideo y al sitio llegaron ambulancias para atender y trasladar a los trabajadores del puerto heridos. Después se ha acordonado la zona e impedido el paso de la prensa.

"Estaba a kilómetros de distancia; los vidrios se rompieron por todas partes a mi alrededor", dijo Zeina Khodr, la corresponsal de Al Jazeera, informando desde Beirut. "La explosión se sintió en toda la ciudad. Hay caos en las calles", agregó.

La explosión dejó a la ciudad sin luz ni internet.

El sector del puerto fue acordonado por las fuerzas de seguridad, que solo dejaba pasar a la defensa civil, en medio de un trasiego de ambulancias y camiones de bomberos. En el barrio del puerto, los daños y la destrucción eran visibles.

Los medios locales difundieron imágenes de personas atrapadas en los escombros, algunas cubiertas de sangre. Según periodistas de la AFP, numerosos habitantes heridos caminaban por las calles con dirección a los hospitales.

Ante el centro médico Clémenceau, decenas de heridos, entre ellos menores, cubiertos de sangre, esperaban a ser atendidos, según un periodista de la AFP.

 

El 14 de febrero de 2005, un espectacular atentado provocado por una camioneta atestada de explosivos explotó contra el convoy del entonces primer ministro Rafic Hariri matando a 21 personas y dejando más de 200 heridos. La deflagración provocó llamas de varios metros de altura e hizo añicos los vidrios de los edificios situados en un radio de medio kilómetro.

El viernes, el Tribunal Especial para Líbano (TSL), con sede en Holanda, tiene previsto anunciar el veredicto tras el juicio a cuatro hombres, todos presuntos miembros del poderoso movimiento libanés Hezbolá, acusados de haber participado en el asesinato de Rafic Hariri.

Líbano vive la peor crisis económica en décadas, marcada por una depreciación de la moneda sin precedentes, hiperinflación y despidos masivos que alimentan desde hace varios meses el descontento social.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...