Mundo > Investigación

Incendio de ayuda humanitaria en Venezuela fue accidental y oposición la responsable

Según una investigación de The New York Times, el fuego que tomó al camión con insumos médicos en la frontera de Venezuela se dio por un cóctel molotov

Tiempo de lectura: -'

10 de marzo de 2019 a las 20:01

Era la primera reacción y, dada las circunstancias, la que tenía más coherencia. Cuando un convoy de ayuda humanitaria que pretendía cruzar por la frontera de Cúcuta se incendió el pasado sábado 23 de febrero, todas las acusaciones apuntaron al gobierno de Nicolás Maduro y a la Guardia Nacional Bolivariana. Las imágenes hablaban por sí solas: los manifestantes, desesperados y con los rostros cubiertos para protegerse del humo, rescataban lo que podían y cómo podían de entre las llamas. 

La situación tenía, de nuevo, lógica: Maduro se había declarado ampliamente en contra del ingreso de la ayuda humanitaria de Estados Unidos en Venezuela,  aduciendo injerencia del país norteamericano y condenando a quienes apoyaban la iniciativa del presidente asignado por la Asamblea Nacional, Juan Guaidó. Por eso el relato cuadraba; sin embargo, el fuego que tomó al camión humanitario y que fue ampliamente difundido por medios internacionales, tenía otro origen.

Según una investigación de The New York Times publicada este domingo, habrían sido los propios manifestantes opositores, y no los hombres que responden a Maduro, quienes habrían prendido fuego el camión. Según el medio, sucedió de forma accidental.

A raíz de una serie de grabaciones de la situación obtenidas por el medio estadounidense –que no fueron publicadas–, y en conjunto con filmaciones que sí fueron difundidas por el gobierno colombiano –que había culpado a Maduro del incendio–, se pudieron reconstruir los hechos y así constatar que la causante del fuego probablemente haya sido un cóctel Molotov lanzado por un manifestante.

Según la publicación, la bomba casera habría sido lanzada contra las fuerzas venezolanas que custodiaban un puente fronterizo con Colombia para impedir el cruce de los camiones. Mientras volaba en el aire, el trapo prendido fuego e instalado en el pico de la botella –funciona como mecha–  se habría separado y habría ido a parar al camión donde se encontraba parte del cargamento humanitario.

Desde la publicación también se asegura que habría información contradictora en cuanto al contenido de las cajas incendiadas. Según la oposición venezolana y el gobierno estadounidense, contenías medicinas y alimentos, pero según averiguaciones del medio todo indicaría que contenían instrumentos como tapabocas y jeringas.

Tras el agitado día de enfrentamientos en torno al ingreso de la ayuda humanitaria –que incluyó un concierto en la frontera colombiana para pedir por la paz y que dejó como saldo cuatro muertos, múltiples heridos y al menos 60 militares que desertaron de las fuerzas venezolanas– las condenas no tardaron en llegar.

El “tirano en Caracas bailó” mientras sus secuaces “quemaban comida y medicinas”, escribió por ejemplo Mike Pence, vicepresidente estadounidense. 

“Hoy el mundo ha visto la peor cara de la dictadura venezolana”, había dicho, en tanto, Juan Guaidó. El gobierno colombiano, a través de su vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, contribuyó con una fotografía en la que describió a “uno de los camiones incinerados por los colectivos por orden de Maduro”.

Consultados por el medio tras las nuevas averiguaciones, varios mandos estadounidenses mantuvieron su postura y aseguraron que más allá de las circunstancias, Maduro era responsable de la crisis y la violencia que se vivió ese día y el resto en Venezuela.

“Maduro es responsable, por crear las condiciones de violencia. Sus matones negaron la entrada de toneladas de alimentos y medicinas mientras miles de voluntarios valientes buscaban resguardar y entregar la ayuda a familias venezolanas”, indicó, por ejemplo, Garrett Marquis, portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

Según un portavoz de Guaidó contactado por el Times respecto del contenido del camión, dijo que “no tenía información precisa”. Más tarde, el medio se comunicó con la parlamentaria Gaby Arellano, encargada de la distribución de la ayuda. “Había tapabocas, jeringas, guantes, eso que usan en los quirófanos”, declaró. También aseguró que las fuerzas de Maduro se habían encargado de quemarlas y volvió a apuntalar la intencionalidad del incendio.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...