Cargando...
Foto de archivo, Julián Assange

Mundo > Gran Bretaña

La batalla judicial del fundador de Wikileaks ha terminado

La secretaria de Interior del Reino Unido confirmó una decisión judicial previa y ordenó que Julian Assange sea extraditado a Estados Unidos

Tiempo de lectura: -'

18 de junio de 2022 a las 05:00

El video tiene el grano y la falta de definición que suelen tener los videos de vigilancia o los originados en las cámaras adosadas a equipamiento militar. Se ven números y letras, algunas de ellas borroneadas, aunque se puede apreciar la fecha, 14 de julio de 2006. Las imágenes, que claramente están tomadas desde un avión o helicóptero, muestran una calle de Bagdad y varias personas reunidas que gesticulan y se mueven en una esquina. El sonido, levemente distorsionado, pero perfectamente entendible, es el de una comunicación radial militar. Una voz explica que hay gente con armas en la calle y otra voz da la autorización para abrir fuego. Lo que se ve a continuación es una carnicería: desde el vehículo aéreo, una andanada de cientos o miles de disparos barre la calle haciendo blanco sobre la gente que corre para intentar guarecerse, aunque es inútil, las ráfagas los siguen y los derriban uno a uno. Un vehículo se aproxima y sus ocupantes intentan ayudar a un herido que se arrastra por la calle, pero son ametrallados también. El vehículo recibe decenas de impactos y uno de sus ocupantes, un niño, aparece intentando salir del lugar. Los disparos cesan, en seguida una patrulla entra en escena y uno de los soldados recoge al niño y se lo lleva alzado.

El video, que fue dado a conocer mundialmente por Wikileaks el 5 de abril de 2010, impactó dramáticamente en la opinión pública internacional, fue reproducido masivamente en medios de comunicación y redes sociales y mostró por primera vez en forma descarnada, sin edición o modificación alguna la cara más funesta de la guerra en Irak, la muerte indiscriminada de civiles inocentes.

El material forma parte de un paquete de más de 900 mil documentos y videos sobre la invasión a Irak, 90 mil sobre Afganistán, 800 sobre Guantánamo y 250 mil cables diplomáticos de Estados Unidos referentes a temas conexos con la actividad diplomática y política, los servicios de inteligencia y el espionaje de países como Kenia, Perú, Siria, Rusia, Noruega y Argentina, entre otros, que Wikileaks, ha ido liberando para su difusión libre por distintos canales de comunicación.  

El sitio Wikileaks, que se presenta como un sitio que “se especializa en el análisis y la publicación de grandes masas de información sobre censurados o restringidos documentos que nos encargamos de analizar y publicar”, fue fundado por Julian Assange, el periodista y activista de Internet actualmente detenido en Londres a la espera de su extradición a Estados Unidos donde enfrenta distintos cargos por espionajes, divulgación de documentos reservados, violación de leyes federales y otras acusaciones que le podrían valer hasta ciento setenta y cinco años de prisión.

El calvario judicial de Assange comenzó cuando fue acusado, estando en Londres, de haber violado una mujer y abusado de otra en Suecia, lo que motivó que se asilara en la Embajada de Ecuador en Inglaterra en 2012. La acusación databa de una supuesta agresión sexual en 2010 –que fue siempre negada por Assange– y las actuaciones judiciales tuvieron fin en 2019 cuando la fiscal de Estocolmo, Eva-Marie Persson, archivó la causa definitivamente por falta de pruebas.

Mientras se hallaba exiliado en la embajada de Ecuador, la primera acción judicial de Estados Unidos en su contra fue por haber colaborado con el soldado Bradley Manning –actualmente Chelsea, detenida en 2010 y posteriormente condenada a treinta y cinco años de cárcel, luego reducidos a siete– para obtener y difundir la documentación clasificada sobre las acciones militares en Irak.

Assange ya estaba en la mira del Departamento de Justicia y su incesante actividad desarrollada desde la embajada de Ecuador motivó un mayor empeño de las autoridades norteamericanas para construir un caso más completo que les permitiera solicitar a Gran Bretaña su extradición.

Mientras tanto, Assange publicó su libro, Cypherpunks: la libertad y el futuro de Internet, dio a conocer el borrador secreto del Anexo sobre Servicios Financieros del Acuerdo de Comercio que involucra a 50 y cubre el 68% del comercio mundial y sacó a la luz 200 mil correos electrónicos del personal del Comité del partido Demócrata donde se evidenciaba el favoritismo del comité hacia Hillary Clinton sobre Bernie Sanders.  

En 2017 el gobierno de Rafael Correa le concede la ciudadanía ecuatoriana y poco tiempo después, el 22 de agosto de 2018, los fiscales norteamericanos abocados a investigar a Assange presentan el caso ante un tribunal federal.

Su equipo de abogados es espiado permanentemente, como ha quedado revelado hace pocos días por el acuerdo que la líder del grupo, Jennifer Robinson, hizo con el gobierno británico por el cual éste reconocía la vigilancia ilegal sobre las actividades de los letrados. El espionaje sobre los abogados de Assange ya había sido revelado por Greenwald y Ryan Gallagher en un artículo de Intercept en el que se denunciaba la implicación de la Agencia de Seguridad Nacional de EE UU (NSA) y del Cuartel de Comunicaciones del Gobierno Británico (GCHQ) en una red orientada a controlar la actividad y las comunicaciones de los allegados y colaboradores de Assange.

El 12 de abril de 2019, Lenin Moreno, el sucesor de Rafael Correa en la presidencia de Ecuador, decidió, con el argumento de que Julián Assange había incurrido en inconductas que perjudicaban al país durante su estadía en la embajada, dar por terminado el asilo y expulsarlo del edificio.

Coincidentemente, la policía británica detuvo a Assange y lo derivó a la cárcel de Belmarsh en condiciones de aislamiento para cumplir una condena de 50 semanas por no haber respetado las condiciones de su fianza cuando ingresó a su asilo en la embajada de Ecuador y se le informó de una orden de extradición iniciada por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos para responder por el delito de conspiración para intentar hackear una computadora, en relación con la publicación hecha en 2010 de la información obtenida a través de Chelsea Manning.

La detención en condiciones de aislamiento total deterioró seriamente la salud de Assange sin que el gobierno británico respondiera a solicitudes de flexibilizarlas y pese a la presión que personalidades y organismos defensores de los derechos humanos y las libertades públicas en favor de la libertad del fundador de Wikileaks.

Finalmente, el 24 de junio de 2020, el Departamento de Justicia norteamericano amplía los cargos contra Assange e insiste ante las autoridades judiciales británicas para que se conceda la extradición.

Luego de fallos y apelaciones a favor y en contra de la extradición, en abril de 2022, la corte de magistrados de Westminster resolvió favorablemente la solicitud de Estados Unidos y ordenó la extradición del detenido, pasando las actuaciones a la Secretaría de Interior, cuya titular Priti Patel ha decretado, el 17 de junio, que se cumpla la orden judicial ya que, argumentó la secretaria, “los tribunales del Reino Unido no han determinado que sea represivo, injusto o un abuso de procedimientos extraditar a Assange”. Otro de los fundamentos de la decisión es que los Estados Unidos habrían prometido que no se aplicaría la pena de muerte.

En Francia, Jean-Luc Melenchon, candidato de la izquierda en las recientes elecciones legislativas francesas, ha prometido que otorgará la nacionalidad francesa a Assange si llega al gobierno.

“Si soy primer ministro, el señor Assange será naturalizado francés y pediremos su evacuación a Francia, dijo Melenchon en una muestra poco habitual de solidaridad internacional.

En el aspecto legal, los abogados de Assange tienen 14 días para apelar la decisión.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...