Selección > SELECCIÓN

La consolidación de un sistema

Con la mira cada vez más puesta en el Mundial, el Maestro Tabárez consolida un sistema con doble cinco en la mitad del campo y dos volantes por afuera con mucha intensidad

Tiempo de lectura: -'

26 de marzo de 2018 a las 05:00

Con el Mundial en el horizonte, la selección uruguaya va consolidando un sistema de cara a su estreno del 15 de junio ante Egipto. Si bien todo dependerá de las características del rival, porque así suele preparar los partidos el técnico Óscar Washington Tabárez, desde setiembre pasado el entrenador insiste con una misma idea táctica.

El equipo se va consolidando. Hay situaciones que están definidas y claras, como los cuatro hombres en el fondo. O la temida dupla ofensiva que infunde respeto en el mundo compuesta por Edi Cavani y Luis Suárez. El sector del equipo que fue mutando con el paso del tiempo fue el mediocampo.
Allí Tabárez probó con distintas alternativas, pero lentamente va decantando en una forma que le permitió tener control defensivo y el desdoble necesario. Pero acaso lo principal pasa por la intensidad a la hora de salir a presionar en procura de robar la pelota.

Durante mucho tiempo se le criticó a la selección su escaso manejo de la pelota. Que la recuperaba pero que sus volantes la entregaban mal. También se fue modificando esa tendencia. La aparición de nuevos nombres permitió un recambio que le brinda otras características a la zona central.
Lo que está claro es que la celeste perfila para el Mundial dos volantes por afuera y dos por adentro. Tabárez está jugando con la nueva figura del doble 5.

El nombre que más se repite en esa zona es el de Matías Vecino. El mayor recuperador de balones del equipo.
Lo que no está claro es quién será su compañero. Por allí desfilaron el Cacha Arévalo Ríos, Tata González y hasta Nico Lodeiro, hoy los tres bastante alejados de la selección nacional que muestra caras nuevas.

Cuando en agosto de 2017 se produjo la apareción de Federico Valverde los uruguayos se ilusionaron. El joven, parado en la zona central en el partido ante Paraguay en Asunción, manejó los hilos del equipo con una tranquilidad asombrosa.
Pero Valverde vive un tormento por estas horas. Cuando se suponía que adquiriría ritmo de competencia en Deportivo La Coruña, una serie de lesiones lo tienen en duda. Valverde se desgarró y previo a la partida de la selección a China, cuando el proceso de recuperación marcaba que comenzaba a tomar contacto con el balón, se resintió.

Paralelamente se abrió un espacio para Lucas Torreira, un jugador que venía destacando en Sampdoria, en la liga italiana. Cuando todo hacía suponer que el entrenador lo incluiría en la oncena titular, Tabárez optó por colocar a quien esperaba detrás de Valverde, su compañero en la selección sub 20, Rodrigo Bentancur.

Torreira entró en el transcurso del juego, en el partido del viernes pasado ante República Checa. La otra opción es Cebolla Rodríguez, que se desempeña como doble 5 en Peñarol.
Para el primer partido de la China Cup el entrenador no tuvo en cuenta al Cebolla Rodríguez como volante externo. Colocó en su lugar a Giorgian De Arrascaeta.

La presencia del exvolante de Defensor Sporting podía suponer un cambio en el sistema teniendo en cuenta que en su club Cruzeiro se mueve por delante de la línea de volantes. Pero Tabárez no se apartó del libreto que viene perfilando para el Mundial.

El hecho es que el Maestro no modificó el sistema con el que venía jugando: 4-4-2.
El DT encontró en Nandez el volante ideal para el ida y vuelta por derecha. Además, por su condición física y costumbre a jugar en el sector central, le asegura meterse en zona central para realizar coberturas y cubrir espacios.

Del otro lado se perfila el Cebolla. Acaso es el jugador que debe realizar un libreto diferente al que lleva adelante en su equipo. Pero el Cebolla es un jugador con recorrida, que entiende y lee bien el juego. Esta mañana vuelve al equipo en la final de la China Cup.

En el doble cinco está seguro Vecino y resta definir su compañero, que no saldrá de Valverde o Bentancur, con una opción para Torreira. El tiempo dirá.

Por estas horas las posiciones que están sin definir son los laterales. Maxi Pereira o Guillermo Varela por derecha pelean por el puesto. Con Cáceres lesionado, Gastón Silva saca número por la izquierda sabiendo que el Maestro probó con gran suceso a Laxalt como otra opción.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...