Economía y Empresas > Rivalidad

La empresa de autos eléctricos que pone nervioso a Elon Musk

La empresa rival de Tesla, Lucid Motors, saldrá a bolsa tras fusión de US$ 24.000 millones

Elon Musk, dueño de Tesla

Tiempo de lectura: -'

24 de febrero de 2021 a las 11:16

La empresa de automóviles eléctricos Lucid Motors, que todavía no inició su producción, se integrará a una empresa de inversión que ya cotiza en Wall Street. Según los analistas, le pone presión a Elon Musk pero, también, advierten sobre una nueva burbuja

El fabricante de vehículos eléctricos de lujo Lucid Motors, uno de los más serios rivales de Tesla, abrirá su capital a bolsa, al acordar su fusión con Churchill Capital IV Corp, en una transacción que valora a la nueva compañía, antes de la cotización oficial de sus títulos, en US$ 24.000 millones.

Lucid está conducida por un exingeniero de Tesla. Es la empresa más reciente que se anota para una oferta pública de acciones, con inversores ávidos de acelerar hacia el sector de vehículos eléctricos, estimulados por el surgimiento de Tesla y las regulaciones sobre emisiones de gases endureciéndose en Europa y en todas partes.

El deal, que tiene un valor de transacción de equity por US$ 11.750 millones, incluye una inyección de US$ 2.100 millones en efectivo de CCIV y de US$ 2500 millones adicionales de otros inversores (“private investment in public equity”, o PIPE, por su sigla en inglés).

El año pasado, otros jugadores relevantes en el sector abrieron su capital a través de fusiones con las denominadas SPAC (“special purpose acquisition companies”, o “sociedades con propósito especial de adquisición”). Mientras que algunas operaciones, como la de Fisker, finalizaron bien, otras, como Nikola, renunciaron a obtener beneficios a corto plazo.

La semana pasada, la agencia Reuters ya había reportado que Michael Klein, fundador de Churchill Capital, había lanzado un esfuerzo financiero para respaldar el acuerdo con Lucid.

Lucid dijo que está en camino de iniciar la producción y las entregas en América del Norte hacia el segundo semestre de este año, con su primer sedán de lujo, Lucid Air. Antes, había anunciado que planeaba iniciar sus entregas en la primavera (boreal) de 2021.

Lucid, que planea construir vehículos en su planta de Arizona, apunta a entregar 20.000 unidades en 2022 y 251.000 en 2026, al agregar otros modelos, como un utilitario deportivo (SUV) eléctrico.

Con un precio inicial de US$ 77.400, el sedán está programado para ser el primero en alcanzar una autonomía de manejo de 805 kilómetros.

La carrera contra Musk

Luego de que Lucid le pusiera precio a su sedán, el jefe de Tesla, Elon Musk, anunció un recorte en los valores de su producto emblema, el sedán Model S. “¡El guante ha sido arrojado!”, tuiteó.

CCIV está respaldada por Klein, un exbanquero del Citigroup. Junto a nuevos inversores, está obteniendo acciones a diferentes precios, con esquema mediante el cual los que se sumen más tarde pagan una prima. El acuerdo de Lucid con CCVI incluye una inversión de US$ 2500 millones del fondo soberano de Arabia Saudita, firmas de BlackRock y otros.

¿Nueva burbuja?

El deal de Lucid encendió preocupaciones entre algunos inversores acerca de un posible cortocircuito en la valuación de fabricantes de vehículos eléctricos.

El martes, las acciones de Churchill Capital IV Corp cayeron más de un 30%, principalmente, porque Lucid todavía no inició formalmente su producción, lo que significa que no aportará ingresos en forma inmediata.

Los US$ 24.000 millones en los que se valuó a la empresa conjunta previo a su salida a bolsa es solo una fracción de lo que vale Tesla, el ícono de Musk. Pero, aun así, es el mayor monto involucrado en una SPAC.

“Estamos trayendo la mejor tecnología mundial al mercado este año, aquí, en los Estados Unidos. Pienso que la valuación es un reflejo de nuestra tecnología”, le declaró el CEO, Peter Rawlinson, a CNBC, cuando se le preguntó si la valuación de Lucid lo ponía nervioso.

El salto masivo en valuaciones para un número de startups de producción de vehículos eléctricos que tienen apenas una dotación de personal significativa, un producto para salir al mercado o cualquier ingreso, por ejemplo, generó comparaciones con la burbuja puntocom de 1999-2000, con analistas e inversores esperando una corrección de cercano término.

El plan de Lucid de cinco años para iniciar la producción de 251.000 vehículos anuales es un recordatorio de los desafíos de escalar hacia la producción masiva en la industria automotriz.

Las acciones de CCIV, que cotizan públicamente, cayeron 32%, a US$ 39, lo que le dio a la fusionada empresa una capitalización de mercado de cerca de US$ 62.000 millones. En comparación, General Motors vale unos US$ 72.500 millones. La fabricante china de autos eléctricos Nio estaba valuada en US$ 79.000 millones.

Las acciones de Tesla, que habían crecido más de 10 veces el año pasado, a cerca de US$ 900, cayeron otro 4,5% en la mañana del martes, tras un recorte de 9% el lunes. El martes, cotizaban a US$ 674, lo que le daba un valor bursátil de US$ 647.000 millones.

Fuente: El Cronista (RIPE)

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...