Cargando...
Los talibanes comenzarán a gobernar Afganistán nuevamente

Mundo > Conflicto

Llega la hora de gobernar para los talibanes tras la retirada de EEUU

Los talibanes esperaban que los últimos soldados extranjeros abandonaran Afganistán para anunciar la composición de su gobierno, algo que ocurrió el lunes cuando los últimos militares estadounidenses salieron del país

Tiempo de lectura: -'

01 de septiembre de 2021 a las 12:35

Tras celebrar la salida de las tropas estadounidenses, los talibanes comenzaron este miércoles a abordar la enorme tarea de gobernar uno de los países más pobres del mundo, que aún no sabe qué esperar de ellos.

Los talibanes esperaban que los últimos soldados extranjeros abandonaran Afganistán para anunciar la composición de su gobierno, algo que ocurrió el lunes, poco antes de la medianoche, cuando los últimos militares estadounidenses salieron del país.

Esta retirada, que el presidente estadounidense, Joe Biden, defendió firmemente el martes, puso fin a una guerra de 20 años desencadenada por la intervención de una coalición internacional liderada por Estados Unidos para expulsar a los talibanes del poder tras los atentados del 11 de setiembre de 2001. 

Los talibanes expresaron su deseo de formar un "gobierno representativo". Para la comunidad internacional, el cumplimento o no de este compromiso será una primera señal de cuánta confianza se puede depositar en ellos.

Desde que tomaron el poder el 15 de agosto, tras una campaña militar cuya rapidez y eficacia sorprendió a Occidente, han intentado presentar una imagen de apertura y moderación.

Pero muchos afganos y líderes extranjeros no creen en sus promesas y temen que se repita el régimen fundamentalista que pusieron en práctica cuando gobernaron el país entre 1996 y 2001.

Durante esos años impusieron una versión muy rigurosa de la ley islámica. A las mujeres no se les permitía trabajar ni estudiar y los ladrones y asesinos se enfrentaban a terribles castigos. 

La mayoría de los países han advertido que juzgarán a los nuevos gobernantes por sus actos. Estados Unidos está dispuesto a "trabajar" con los talibanes, pero "hay que ganarse la legitimidad y el apoyo", advirtió el lunes el Secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken.

Desfile militar

"Queremos buenas relaciones con Estados Unidos y el mundo", aseguró el principal portavoz de los talibanes, Zabihullah Mujahid.

La comunidad internacional les exige que no conviertan su territorio en un santuario para el terrorismo internacional, como ya ocurrió con Al Qaida durante su primer gobierno. 

Este grupo islamista felicitó este martes a los talibanes por su victoria. "La debacle de Estados Unidos y la OTAN marca el principio del fin de la siniestra hegemonía occidental", señaló esta organización.   

Este miércoles, los talibanes desfilaron en Kandahar a bordo de vehículos militares, entre ellos muchos Humvees tomados a los estadounidenses, a la OTAN y al antiguo gobierno en el campo de batalla.

Muchos de los vehículos enarbolaban la bandera blanca con inscripciones negras de los talibanes, constató un periodista de la AFP.

Los islamistas, que prometieron no vengarse de quienes trabajaron para el gobierno anterior, deben volver a poner en marcha la economía, devastada por la guerra y que depende principalmente de la ayuda internacional, gran parte de la cual ha sido congelada.

Su reto más urgente será encontrar los fondos para pagar los salarios de los funcionarios y mantener en funcionamiento las infraestructuras vitales (agua, electricidad, comunicaciones). 

El secretario general de la ONU, António Guterres, advirtió de una inminente "catástrofe humanitaria" y de un "colapso total de los servicios básicos", por lo que pidió fondos para el país.

Los talibanes también deben demostrar que tienen la experiencia necesaria para dirigir el país, ya que decenas de miles de afganos, a menudo entre los más calificados, han sido evacuados.

Libre circulación de afganos

El resto del mundo también está esperando sus anuncios sobre el aeropuerto de Kabul, desde donde los países occidentales evacuaron a más de 123 mil personas, afganos y extranjeros, entre el 14 y el 30 de agosto.

Pero la mayoría de los aliados afganos que intentaron huir con el retiro de Estados Unidos no pudieron hacerlo debido al caos en el aeropuerto de Kabul, aseguró el miércoles un alto funcionario estadounidense, que dijo estar "atormentado" por las decisiones que debieron tomarse.

Un avión de Catar con equipo técnico aterrizó el miércoles en el aeródromo. Una fuente conocedora del asunto dijo a la AFP que los talibanes habrían pedido "asistencia técnica" para "retomar las operaciones" en esta instalación fundamental para la ayuda humanitaria.

Catar instó este miércoles al nuevo régimen a garantizar una "vía segura" en Afganistán para "la gente que quiere partir o entrar". Además desempeñó un papel de mediador en el proceso de paz entre el gobierno afgano y los talibanes, antes de que estos tomaran el poder, y mantiene desde entonces un vínculo privilegiado con el nuevo régimen.

Por su parte, el presidente de Parlamento Europeo, David Sassoli, pidió al bloque que "asuma sus responsabilidades" con la afluencia de refugiados afganos que huyen de los talibanes.

El martes por la noche, desde la Casa Blanca, Biden dijo que la retirada de las tropas de Afganistán fue "la mejor decisión para Estados Unidos". "Esta es la decisión correcta. Una decisión sabia. Y la mejor decisión para Estados Unidos", señaló.

AFP

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...