Nacional > Van a la cárcel

Narcos mataron a un vecino que intentó evitar que instalaran una boca al lado de su casa

El crimen se produjo en febrero, luego de que un vecino del barrio Conciliacón intentara amedrentar a los delincuentes

Tiempo de lectura: -'

08 de mayo de 2018 a las 14:21

 

Tres hombres fueron enviados a prisión por su participación en el homicidio de un vecino del barrio Conciliación que intentó impedir que los delincuentes comenzaran a vender droga en un terreno cercano a su casa.

 
Según se detalla en la investigación de este crimen, que estuvo a cargo del fiscal Juan Gómez, a principios de 2018 los ahora encarcelados habían decido instalarse en ese lugar, porque la venta en una plaza cercana los exponía ante la policía. Para impedir que la boca de droga se instalara cerca de su casa, quien terminó siendo asesinado increpó a los narcotraficantes frente a algunos de sus clientes.

A raíz de esa situación, en la última semana de enero, dos de los ahora detenidos fueron a buscar al hombre a su casa con el objetivo de matarlo. En esa ocasión, el hombre y su familia no se encontraban en la vivienda, pero al enterarse de la visita –y para preservar la vida de su pareja y sus hijos-, el hombre se puso en contacto con uno de los narcotraficantes –de quien a su vez era concuñado- y tras una charla, "la cuestión habría quedado solucionada", detalla el texto con el que el fiscal presentó el caso ante el juez.

Sin embargo, el 3 de febrero de 2018, cuando los tres narcos vendían droga en una plaza de la calle Blanca Luz Brum y Mercedes Pinto, el hombre pasó frente a ellos. "¿Cómo estás?", le preguntó uno de los narcotraficantes, e inmediatamente después otro sacó un arma y le dio tres tiros.

La víctima cayó muerto. Los narcotraficantes, en tanto, dejaron alrededor del cuerpo varios chasquis (dosis pequeña de pasta base) y huyeron en moto.

A los pocos minutos los homicidas notaron que se les había caído una llave en el lugar del crimen, por lo que decidieron volver al lugar donde yacía el el hombre ya muerto. En ese momento, quien había disparado en un primer momento, efectuó tres disparos más contra el cuerpo.

El padre de la víctima, al escuchar las detonaciones, vio los tres últimos disparos que le hicieron a su hijo, lo que permitió identificar a los asesinos.

Quien disparó fue imputado con un delito de homicidio en calidad de autor, agravado por el uso de arma de fuego y la pluralidad de agentes (participaron más de una persona), y a los otros como coautores de un delito de homicidio, agravado por el uso de arma de fuego y la pluriparticipación en el crimen.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...