Cargando...
Sixto Amaro

Economía y Empresas > Va por la reelección

Qué planes tiene para seguir en su cargo Sixto Amaro, el histórico director por los jubilados del BPS

Está al frente de la lista 1 y cuenta con el apoyo de la Organización Nacional de Jubilados y Pensionistas (Onajpu); irá por su tercer período en el Directorio 

Tiempo de lectura: -'

18 de noviembre de 2021 a las 05:01

Cuando quedan 11 días para las elecciones de directores sociales del Banco de Previsión Social (BPS), los candidatos por los distintos órdenes siguen trabajando e intensifican la campaña en pos de llegar a la mayor cantidad de electores posibles. Los candidatos están recorriendo el país de cara a unos comicios que son obligatorios para las cerca de 1,8 millones de personas habilitadas para votar.

El Directorio del BPS está conformado por cuatro miembros designados directamente por el Poder Ejecutivo con venia del Senado y tres delegados sociales electos por cada uno de los órdenes: jubilados y pensionistas, trabajadores activos y empresas contribuyentes

Los candidatos en el orden de activos son Ramón Ruiz y Luis Lisboa, mientras que en empresas contribuyentes son Marcelo Ríos y José Pereyra.

En el caso de los jubilados y pensionistas, el puesto en el Directorio será disputado por Sixto Amaro, quien encabeza la lista 1 y ocupa el cargo desde el año 2011 con el respaldo del PIT-CNT y la Organización Nacional de Jubilados y Pensionistas del Uruguay (Onajpu), Virginia Vaz, quien está al frente de la lista 6 y cuenta con el apoyo del movimiento Un Solo Uruguay (USU). y Héctor Morales, quien encabeza la lista 2 y es dirigente de la Coordinadora de Jubilados y Pensionistas del Uruguay. 

Amaro es director social en representación de jubilados y pensionistas desde el 13 de abril de 2011. Fue secretario general y presidente de la Onajpu entre 2007 y 2011. También fue presidente de la Asociación de Jubilados de la Industria Frigorífica desde el 2000 al 2008.

La defensa de la gestión oficialista

Según Amaro, desde que le toca estar en el Directorio de BPS con el apoyo de Onajpu, se han logrado muchos avances pero “naturalmente aún falta mucho por recorrer”.

El director reivindicó, en primer lugar, los avances en el tema vivienda, que según explicó, vienen siendo llevados adelante a través de los distintos representantes que tuvo la Onajpu en el Directorio durante los últimos 28 años: Luis Alberto Colotuzzo, Geza Stary y Arturo Fernández.

Hoy administramos y atendemos más de 7.400 viviendas para jubilados que se han ido construyendo en función de una ley impulsada por los jubilados y un trabajo de nuestros representantes”, afirmó. 

El representante social también destacó la modalidad de soluciones habitacionales para aquellos jubilados “que no son autoválidos”. En ese sentido, dijo que existen más de 800 hogares de ancianos, los cuales son examinados por inspectores del BPS para que tengan una buena atención sanitaria, alimentación y recreación.

La tercera solución habitacional que señaló Amaro es la que se les da a aquellos jubilados y pensionistas que, por ejemplo, tengan iniciado un juicio de desalojo. “El BPS procede a alquilar una vivienda y pagar el alquiler para que este jubilado, que tiene esa situación tremenda, prueba pasar habitar una vivienda digna”, explicó.

Viviendas para jubilados

En esa línea, Amaro señaló que el BPS tiene una lista de 6 mil jubilados y pensionistas que están esperando su vivienda y que es necesario darles respuestas. “No pensamos que estas cosas se hacen ni a lo loco, ni reclamando a los gritos. Queremos construir propuestas que vayan acercándonos a dar una solución habitacional para 6 mil mujeres y hombres que trabajaron una vida y que tienen derecho a una vivienda digna”, puntualizó.

Plan Ibirapitá

Amaro también destacó la Operación Milagro - que es el nombre de las operaciones que se realizan en 20 minutos y que están destinadas a que una persona que iba a quedar ciega recupere su visión – y dijo estar orgulloso ya que más de 110 mil uruguayos pudieron recuperar su visión, la mayoría jubilados y pensionistas.

“Esta ha sido sobre la base de más de 300 mil pesquisas que se hicieron en las asociaciones de jubilados. Cuando había dudas sobre dónde se realizarían las pesquisas, nuestro antecesor, el profesor Geza Stary, planteó que las asociaciones de jubilados podrían recibir a los médicos cubanos y uruguayos y realizar las pesquisas para luego derivarlos al Hospital de Ojos”, contó.

El titular de la lista 1 resaltó la Operación Milagro y dijo que antes en Uruguay no se podía lograr la recuperación de la visión debido a que cada simple operación de catarata le costaba a un jubilado entre US$ 1.000 y US$ 1.200.

“Somos profundamente conscientes de que estamos cumpliendo y que vamos a seguir cumpliendo en esta dirección y es una de las políticas sociales en las que los directores de los jubilados y también de los trabajadores han tenido mucho que ver”, expresó.

El Plan Ibirapitá es otro de los pilares de la gestión destacados por Amaro, quien dijo que se han entregado más de 200 mil tablets a jubilados y pensionistas con la principal virtud de “incluir a los adultos mayores en un nuevo mundo comunicacional” al que “miraban de reojo” porque “no podían integrarse” ya que “no tenían las herramientas”.

Plan Ibirapitá

“Tenemos una biblioteca que es un tesoro literario en el que podemos acceder al libro que antes no podíamos por los costos o porque no teníamos idea cómo conseguirlo. Ahora lo leemos en páginas iluminadas y si no vemos bien, agrandamos la letra y lo leemos, nos deleitamos. Además nos vamos incluyendo en sectores de la cultura a los que no teníamos acceso. También con el plan Ibirapitá nos comunicamos en la pandemia con el vecino, con el pariente que vive en otro departamento, con el hijo o el nieto que vive en el exterior. La tablet fue el gran amigo de jubilado”, explicó Amaro.

El representante social sostuvo que es necesario “profundizar” este tipo de políticas ya que son de “inclusión en la sociedad y en la familia” fortaleciendo el vínculo con hijos y nietos e integrando a los jubilados y pensionistas “al mundo comunicacional”.

Jubilación mínima

Amaro se refirió a la jubilación mínima en Uruguay, que hoy es de $ 15.097, recordó que en 2008 era de $ 8.000 y destacó la preponderancia que tuvo el trabajo de la Onajpu y de su representación en el BPS para subirla.

De todas formas, aclaro qué sigue siendo “insuficiente” y que es necesario “continuar con políticas y aumentos diferenciales para ese sector que es el más vulnerable”. “Hay que seguir trabajando porque por ahí pasa la actividad del representante de los jubilados en el Directorio del BPS”, acotó.

Amaro también reivindicó el trabajo realizado durante la pandemia. “Pagamos más de 450 mil jubilaciones religiosamente todos los meses en un calendario que prevemos cada seis meses y que no ha fallado una sola vez. Incluso en el marco de la pandemia que asolo a nuestro país y al mundo y dónde estuvimos que, sobre la marcha, ser el escudo de las políticas de salud y la respuesta a decena de miles de personas a las que pudimos darles respuesta, fortalecerlos y ayudar al conjunto de la sociedad”, dijo.

Sistema de Cuidados y participación política 

Al ser consultado por la crítica que existe, principalmente desde la oposición, a que el BPS no llega de buena forma a atender las demandas de los jubilados en el interior del país, Amaro sostuvo que no comparte la crítica porque “no tiene fundamentos objetivos”.

La Onajpu tiene más de 100 filiales a nivel nacional, el contacto con cada una de ella es permanente. Hay un comunicado que nuestro equipo de representación en el Directorio envía a esas asociaciones y a esta altura del año debe estar por el número 60. Ahí les hacemos conocer desde el primer día del año las cuestiones fundamentales que discutimos, procesamos y las decisiones políticas que tienen vinculación con nuestro sector y que los involucran”, argumentó.

Banco de Previsión Social (BPS)

Según el representante social, la Onajpu ha recorrido el país constantemente y que sólo durante la pandemia no fueron al interior con la asiduidad habitual debido a las recomendaciones del Ministerio de Salud Pública (MSP).

Respecto al Sistema Nacional de Cuidados (SNC) Amaro sostuvo que se estaba desarrollando pero que es necesario profundizar y mejorar. Sin embargo, alertó que “ahora se está estancando”.

Necesita mucha más atención e infraestructura y necesita que la salud pública involucre este tema como uno de los principales en cuanto a ayudar a mejorar la calidad de vida de aquellos que por sí mismo no pueden valerse para ellos mismos”, añadió.

Amaro destacó la labor de la Onajpu durante los años ya que la seguridad social “no debe estar en manos solamente de sector políticos” sino que deben participar también las “organizaciones sociales más representativas”.

Nosotros no queremos en el BPS organizaciones político partidarias. Nuestros pares son los jubilados. Cuando alguien llega a una asociación nadie le pregunta a quién votó o a quién va a votar. Lo único que se le pregunta es si es jubilado, entonces se lo anota y se comienza a ver en qué cosa puede ayudar”, aseguró. 

 

 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...