Mundo > Elecciones 2020 en EEUU

Sanders busca su revancha y peleará con varios demócratas la silla de Trump

El candidato no oculta su desprecio por el presidente actual y lo tilda de sexista, racista, homofóbico y xenófobo

Tiempo de lectura: -'

20 de febrero de 2019 a las 05:03

El senador Bernie Sanders anunció este martes que volverá a la competencia electoral. En su segundo intento por llegar a la Casa Blanca decidió postularse a la presidencia en las elecciones de 2020, a sus 77 años.

"Quería que la gente del estado de Vermont supiera sobre esto primero", declaró Sanders cuando hizo el anuncio en una entrevista a una radio del estado por el que es senador.

 

Sanders, un independiente aliado a los demócratas, no oculta su desprecio por el presidente Donald Trump. Dijo sobre él que es una vergüenza nacional y un mentiroso patológico. "También creo que es un racista, un sexista, un homofóbico, un xenófobo, alguien que está ganando puntos políticos baratos al tratar de meterse con las minorías, a menudo inmigrantes indocumentados", agregó.

El ahora candidato había intentado llegar a competir con Trump en 2016 pero perdió frente a Hillary Clinton, que finalmente fue derrotada por Trump. En aquel momento tuvo un apoyo fuerte entre los jóvenes liberales al hacer un llamado para la atención médica universal y educación universitaria pública gratuita.

"Lo que prometo hacer, mientras recorro el país, es tomar los valores de los que todos en Vermont estamos orgullosos: una creencia en la justicia, en la comunidad, en la política de base, en las reuniones de la ciudad, eso es lo que voy a llevar por todo este país", dijo, para hablar de lo que será su campaña.

Esta decisión de Sanders era esperada en Estados Unidos ya que cerca de una decena de demócratas ya lanzaron sus candidaturas. Las últimas dudas rondaban entre él y Joe Biden, quien dijo que anunciaría en su debido momento si se postulaba o no.

Una de las dudas que manifestaban en los últimos días algunos observadores era que mientras Sanders o Biden demoraban su postulación, dieron lugar a que otros candidatos más nuevos y más jóvenes se hicieran conocidos y además lograran apoyo económico antes.

De todas formas también se analiza que al ser ambos figuras conocidas de la política estadounidense, tendrán al presentarse, aunque demoren, apoyos que no lograrán los más novatos.

¿Otra contra Hillary?

La excandidata Hillary Clinton aún no habló publicamente sobre si se presentará en la próxima elección o no, así que está en veremos una nueva disputa entre Sanders y Hillary. También se espera una definición de John Kerry. 

Pero en estos momentos, según dijo a la AFP Calista Lake, una veterana encuestadora demócrata, Sanders y Biden estarían entre los mejores candidatos por un motivo fundamental en la próxima elección: su capacidad para derrotar a Trump.

"Tenemos muchos candidatos buenos, pero en términos de quién puede vencer a Donald Trump," Biden y Sanders "tienen una ventaja", declaró, a la vez que desestimó que su edad superior a 70 años pudiera influir negativamente.

"La gente quiere un cambio, pero eso no significa necesariamente juventud", afirmó.

El deseo

Pero Sanders no está solo en su aspiración presidencial. El autodenominado socialista demócrata se une ahora a una lucha en la que deberá competir con otros demócratas que quieren sacarle el sillón a Trump.

Con una diversidad importante, la lista se amplía con el correr de las semanas, aunque algunos son demasiado novatos como para pensar en que puedan vencer a los "clásicos".

Los nombres

Amy Klobuchar

Exfiscal y nieta de un minero del hierro, la senadora de 58 años fue cómodamente reelegida en noviembre de 2018 para un tercer mandato en Minnesota, donde sigue siendo muy popular, incluso en los bastiones mineros que se decantaron a favor de Donald Trump en 2016. Más al centro que sus competidores demócratas, apoya sin embargo el derecho al aborto y la lucha contra el cambio climático, y no duda en criticar enérgicamente al presidente republicano. 

Elizabeth Warren

A los 69 años, la senadora de Massachusetts se asomó a la carrera electoral junto a grandes nombres demócratas el 31 de diciembre de 2018, cuando anunció un comité presidencial exploratorio. Desafiando la polémica sobre sus lejanos orígenes amerindios, la exprofesora de derecho de Harvard, apodada "Pocahontas" por el presidente Trump, hizo oficial su candidatura el 2 de febrero. A la izquierda del partido, construyó su reputación denunciando ante la justicia los excesos de Wall Street.

Cory Booker

Cory Booker, un carismático y mediático senador negro que a menudo es comparado con Barack Obama, anunció su candidatura el 1 de febrero con el llamado a unir a país dividido. El exalcalde de Newark, Nueva Jersey, de 49 años, es un usuario habitual de Twitter y un buen orador. Su nombre circulaba desde hacía unos años para la carrera presidencial. En 2016 Hillary Clinton lo contempló como compañero de fórmula.

Kamala Harris

La senadora por California, que aspira a convertirse en la primera presidenta negra de Estados Unidos, anunció su candidatura el día del aniversario del nacimiento de Martin Luther King, el 21 de enero. Harris, de 54 años e hija de una investigadora en medicina india y un economista jamaiquino, fue fiscal de distrito antes de convertirse en fiscal general de California (2011-2017).

Kirsten Gillibrand

La senadora por Nueva York se hizo famosa por su lucha contra el acoso sexual, especialmente en el ejército, antes del surgimiento del movimiento #MeToo, al que apoya activamente. Gillibrand, de 52 años, lanzó un comité exploratorio para su candidatura el 15 de enero.

Julian Castro

Julian Castro, nieto de una inmigrante mexicana y exministro de Barack Obama, anunció su candidatura en inglés y español el 12 de enero, en pleno debate sobre la inmigración. El exalcalde de San Antonio, Texas, espera a los 44 años convertirse en el primer presidente hispano de Estados Unidos.

Pete Buttigieg

El joven alcalde de South Bend, Indiana, se unió a la carrera el 23 de enero con un mensaje en el que se describió como un reformista que mira al futuro, en contraste con el sombrío discurso de Donald Trump. Si este veterano de guerra, de 37 años, ganara las primarias demócratas, se convertiría en el primer candidato presidencial abiertamente gay en Estados Unidos.

Tulsi Gabbard

Con solo 37 años, esta legisladora por Hawái en la Cámara de Representantes se lanzó a la carrera el 11 de enero. Gabbard, que apoyó a Bernie Sanders en 2016, fue cuestionada por haberse reunido con el líder sirio Bashar al Asad en medio de la guerra civil y por comentarios homófobos, de los que luego dijo arrepentirse.

John Delaney

Delaney, representante de Maryland en la cámara baja, también comenzó temprano en la carrera, en julio de 2017, aunque sus posibilidades parecen escasas.

Andrew Yang

Este empresario poco conocido, nacido en 1975, se lanzó a la candidatura silenciosamente a fines de 2017, con la advertencia del peligro que representan las nuevas tecnologías para los trabajadores estadounidenses.

Los que aún no oficializaron

En tanto, además de Biden, aún se espera por varios demócratas que aún no resolvieron si se presentarán, como el senador Sherrod Brown, el expresidente de la Cámara de Representantes Beto O'Rourke, el multimillonario Michael Bloomberg y el gobernador del estado de Montana, Steve Bullock.

 

Con información de AFP

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...