25 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,30 Venta 39,70
7 de marzo 2023 - 19:38hs

El segundo intento de lanzar el cohete japonés de última generación H3 falló este martes tras el despegue y la agencia espacial nipona ordenó su autodestrucción al determinar que no lograría completar su misión.

El fracaso es un golpe para la agencia japonesa JAXA, que anunció el H3 como su buque insignia flexible y de bajo costo.

El proyecto acumulaba años de retraso y el primer intento de lanzar el cohete falló en febrero porque sus impulsores no se encendieron.

Más noticias

En esta ocasión, el H3 pudo despegar a las 10.37 (hora local) pero un anuncio en la transmisión en vivo de JAXA advirtió que la velocidad del cohete parecía estar disminuyendo.

La separación de primera fase se efectuó como estaba previsto, pero luego aparecieron señales de problemas en el centro espacial Tanegashima, en el suroeste de Japón.

"Parece que la velocidad está cayendo", dijeron los narradores en la transmisión en vivo de JAXA. Después, el centro de mando anunció que "la ignición del motor de segunda fase no fue confirmada".

La transmisión en vivo fue interrumpida brevemente, con un mensaje que decía: "Estamos actualmente revisando la situación. Por favor esperar".

Cuando se reanudó la transmisión, el centro de mando anunció que "la orden de destrucción fue transmitida al H3 debido a que no tenía posibilidad de completar la misión".

El vicepresidente de JAXA, Yasuhiro Funo, dijo en una rueda de prensa que el cohete no iba a alcanzar la trayectoria planeada sin haberse confirmado la ignición del motor de segunda fase.

La agencia cree que los restos de la nave destruida cayeron en el océano, al este de Filipinas, agregó.

"Restablecer la confianza"

La causa del fallo será investigada, dijo el presidente de la agencia, Hiroshi Yamakawa, sin precisar cuánto durará esta investigación ni si intentarán un nuevo lanzamiento.

"Cuando un fallo así ocurre, es importante que demostremos cómo de rápido podemos actuar y enseñemos nuestros descubrimientos con transparencia", dijo.

"Mi responsabilidad es centrarme en descubrir la causa y esforzarme en restablecer la confianza en nuestros cohetes", agregó.

El H3 es un vehículo de lanzamiento de satélites concebido para un uso comercial frecuente, con fiabilidad y una mejor eficiencia de costo. Fue señalado como posible competidor del Falcon 9, de SpaceX.

"El cohete H3 es un cohete muy importante no sólo para el gobierno de Japón, sino también para las empresas del sector privado para acceder al espacio", dijo Yamakawa.

JAXA explicó en la descripción del proyecto que confiaba en poder lanzar el H3 seis veces al año durante dos décadas para sostener la industria espacial nipona.

Desarrollado por Mitsubishi Heavy Industries, el H3 es el sucesor del modelo H-IIA, de 2001.

El lanzamiento de este martes portaba el satélite de observación ALOS-3, de alta resolución y creado para ayudar en el manejo de desastres y otras tareas.

En octubre de 2022, JAXA se vio obligada a emitir orden de autodestrucción de su cohete Epsilon, que llevaba varios satélites, después de despegar.

Fue el primer lanzamiento fallido para Japón desde 2003.

El cohete Epsilon, de combustible sólido, estuvo operativo desde 2013. Es más pequeño que el modelo japonés anterior, de combustible líquido, y sucesor del M-5, retirado en 2006 debido a sus altos costos.

(Con información de AFP)

Temas:

Japón

Seguí leyendo

Te Puede Interesar