Economía y Empresas > PLAN

Uruguay apuesta a la energía solar a bajo costo ayudado por la crisis

Gobierno lanzará un llamado por hasta 200 megawatts y pagará unos US$ 90 por Mwh generado

Tiempo de lectura: -'

27 de febrero de 2013 a las 20:32

Una vez más el Poder Ejecutivo quiere aprovechar un contexto desfavorable para el desarrollo de las energías renovables en los países desarrollados producto de la profunda crisis económica que atraviesan varios de esos países. Primero fue con los molinos eólicos durante los años 2011 y 2012, un segmento en el que obtuvo precios en las convocatorias a licitación llamativamente bajos. Con ese antecedente, ahora apuntará a la energía solar fotovoltaica.

El director nacional de Energía, Ramón Méndez, anunció que en aproximadamente dos semanas el presidente José Mujica, firmará un decreto que habilitará a UTE a firmar contratos por 25 años para compra de energía fotovoltaica con proveedores privados, a un precio que rondará los US$ 90 por Megawatt/hora (Mwh) generado. Una cotización que está bastante por debajo de las valores que pagan los países desarrollados por la generación de este tipo de energía en la actualidad.

Dentro del gobierno y de UTE hay confianza en que el llamado será un éxito. Méndez recordó que el país va a producir la energía eólica más barata del mundo y que espera hacer lo mismo con la energía fotovoltaica por la caída en los costos de los paneles solares.

Precisamente, según el analista de Bloomberg New Energy Finance en Zurich, Jenny Chase, el precio que ofrecerá el gobierno de Uruguay será probablemente el más bajo del mundo, por lo que estima que sea insuficiente para captar el interés de los desarrolladores privados. “Ese nivel de compensación es muy optimista”, advirtió el experto.

Para tener una aproximación de los valores de otros países, China, por ejemplo, ofrece un precio de US$ 160 por Mwh generado con energía solar y Alemania unos US$ 154 por Mwh.

No obstante, Enrique Antía, director de UTE comentó ayer a El Observador que los precios de la energía fotovoltaica han caído bastante en los últimos meses producto de la crisis internacional y de proyectos que no se llevaron a cabo en Europa. En ese sentido, reveló que el gobierno ya recibió propuestas de empresas españolas e italianas que tienen interés en desarrollar esta fuente energética poco explorada en Uruguay.

“Hemos hablado con al menos tres compañías que dicen que pueden vender a ese precio”, aseguró Méndez.

Por otro lado, el director de UTE reveló que el ente ya tiene firmado un “precontrato” con una empresa del exterior que ofreció al ente un proyecto fotovoltaico de 40 MW. Antía indicó que el privado fijó un precio por Mwh generado de unos US$ 110 para los primeros años del contrato pero luego lo reduce a US$ 87 por Mwh.

En principio se negoció para instalar un única planta de 40 Mwh, aunque posteriormente se optó por dividir el proyecto en cinco unidades más pequeñas –cuatro de 9,5 Mw y otra 2 MW– para reducir los costos de conexión a las redes de transmisión de UTE, explicó Antía. El tanto, el decreto que publicará el Poder Ejecutivo dará un plazo de cuatro meses para que los privados presenten sus ofertas que no podrán superar los 50 MW de potencia instalada.

Potencial
El gobierno culminó hace dos años con la elaboración de un mapa solar para tener una idea más precisa sobre el potencial de esta energía en las distintas zonas del país, instrumento que ya se aplicó para la energía eólica en su momento.

El director de Energía reveló que los niveles de radiación solar en Uruguay en promedio se ubican en 5 kilowatts por metro cuadrado, aproximadamente el mismo nivel que el sur de España.

Por su parte, Antía destacó que las zonas con mayor índice de radiación solar son básicamente los departamentos de Paysandú, Salto y Artigas. Por ese motivo, es altamente probable que los nuevos proyectos de esta fuente energética se radiquen en estos departamentos.

Está previsto que en abril, comience a funcionar el primer proyecto fotovoltaico de 300 kilowatts en el predio de la represa de Salto Grande (Salto). Esto será posible gracias a una donación que realizó el gobierno de Japón. La inversión global en esta planta solar fotovoltaica será de unos US$ 7 millones.


Destaque
A juicio de director de UTE, la constante llegada de compañías energéticas extranjeras interesadas en desarrollar proyectos en Uruguay obedece principalmente al acuerdo multipartidario que tiene el país en esta materia. “A la mayoría de las empresas les llama la atención esta política a largo plazo que tiene el país. Esto sin dudas es un factor que le da certezas a los inversores”, valoró Antía. (El Observador y Bloomberg)

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...