Polideportivo > DEPORTES

Bauzá, el Mundial 2030 y su nuevo desafío como secretario nacional del Deporte

El expresidente de la AUF, inicia un camino nuevo y en su gestión se resolverá si Uruguay será sede de la Copa del Mundo del centenario

Tiempo de lectura: -'

29 de febrero de 2020 a las 05:02

Hace una década, los clubes de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) le brindaban la confianza para iniciar –con el impulso que le daría una generación de futbolistas que promovió la refundación de la selección,– una transformación profunda en el fútbol uruguayo. Este lunes, el mismo Sebastián Bauzá, en una arena que no le resulta tan familiar como el fútbol (es hijo de un histórico presidente de Bella Vista, creció en la política del club y fue presidente de los papales), comenzará a recorrer el camino como secretario nacional del Deporte.

¿Cuáles son los desafíos que tiene por delante? ¿A dónde apunta su gestión después que el gobierno del Frente Amplio le dejara muy alto el listón en organización deportiva después de 15 años en los que multiplicaron por siete las inversiones e impulsaron un cambio en las políticas?

Bauzá entiende que la educación y el deporte son aliados fundamentales para hacer crecer a la sociedad.

“A través de la educación se consiguen transmitir valores, y tenemos que insistir en eso”, dijo a Referí sobre un tema que será un pilar fundamental de su gestión.

“Buscaremos llegar a ANEP con más horas de educación física en las escuelas, y llevar la actividad a los niveles educativos que no los tienen”.

Bauzá entiende que en paralelo con la educación, el deporte es un vehículo para cuidar la salud de la población.

“Por cada dólar invertido en deporte son tres dólares que se evitan de gastos en salud”, dijo. Es por eso que otra de las aspiraciones en la que centrará la gestión es seguir bajando los niveles de obesidad y sobrepeso.

Además expresó que seguirá impulsando el programa Gol al Futuro, que generó una transformación en el fútbol.

Este programa, creado en 2009, se transformó en un aporte clave para que los futbolistas en formación reforzaran el vínculo en su formación académica y que los clubes recibieran materiales y apoyo de profesionales (médicos, podólogos, sicólogos). La propuesta fue: los jugadores estudian y los clubes reciben materiales. Así generaron un círculo que impulsó el crecimiento de las gráficas de los futbolistas que estudian, mejorar la preparación de los jugadores.

Entre los proyectos que Bauzá tiene en carpeta está una piscina olímpica. Uruguay no posee  infraestructura para organizar ninguna competencia internacional. Ninguna. Su más actualizada piscina es la del Campus de Maldonado, a la que le faltan andariveles para recibir actividad oficial.

El nuevo director de deportes dijo a Referí que se reunió con Julio César Maglione, presidente de la Federación Internacional (hasta 2021) y del Comité Olímpico Uruguayo.

“Hablamos con Maglione para ver cómo podemos hacer para tener una piscina olímpica en Uruguay para poder tener competencia internacional. Veremos cómo avanzamos”, explicó.

¿Cómo será su vínculo con el fútbol? “Es el deporte que nos representa y lo ayudaremos en la medida que podamos aportar, pero sin interferir en la gestión. Intentaremos bajar los costos de seguridad de los espectáculos sin bajar la calidad de los operativos, ni descuidarlos”.

¿Qué sucederá con el Mundial 2030? La decisión de FIFA de organizar el torneo en Uruguay o no se adoptará en 2022, en plena gestión del equipo de Bauzá.

El nuevo secretario nacional de deporte dijo que es un tema que tienen en carpeta. “Se hará un estudio de viabilidad para saber si el país puede asumir la responsabilidad de organizar un torneo para celebrar los 100 años del primer mundial de fútbol. Lo que está claro y ya quedó establecido es que no hay presupuesto para que Uruguay pueda organizar un Mundial de fútbol, lo que hay son partidas puntuales para promocionar el torneo de 2030. Diferente es lo que se plantea, organizar un Mundial en el marco de la celebración de los 100 años del primero que se jugó en Uruguay”, comentó.

Bauzá explicó que van a estudiar en qué avanzaron en los últimos años, porque durante su gestión en la AUF, el Mundial de 2030 era exclusivamente un emprendimiento de Uruguay y Argentina, y ahora se sumaron a las candidaturas Chile y Paraguay.

Finalmente, el dirigente dijo que le gustaría que Uruguay pudiera celebrar el centenario de 1930 con un torneo mundial.

En cuanto a la infraestructura deportiva que tiene el país manifestó que harán un inventario “para conocer todas las instalaciones que existen en Uruguay y trabajar a partir de ese informe”. Por eso, adelantó, se reunirá con el Ministerio de Defensa para ver qué infraestructura tienen los cuarteles y aprovechar  para que las escuelas cercanas a los cuarteles puedan aprovechar los gimnasios y las instalaciones deportivas allí existentes”.

El tema económico

Uno de los aspectos que deberá abordar el nuevo gobierno es la partida para el deporte. Para este año tienen asignado US$ 13.901.636.

Cuando el Frente Amplio asumió en 2005 llegó con un presupuesto de US$ 1.847.853 para el deporte.

En ese contexto, una de las primeras medidas que deben resolver es acordar el alquiler del predio del Centro de Entrenamiento de la Federación de Básquetbol, que finaliza en marzo.

También definir cómo seguirán avanzando en el convenio con el gobierno de China, que permitió que en los últimos tres años viajaran 500 deportistas uruguayos a perfeccionarse en el gigante asiático.

“Tenemos que renovar el acuerdo y ver si China está dispuesto a invertir en Uruguay como hasta ahora”.

El equipo de deportes estará integrado por Bauzá, el subdirector nacional Pablo Ferrari ocupará la cuota política del Partido Colorado, quien deja la presidencia de la Unión de Rugby del Uruguay; Gerardo Lorente (Partido Nacional) fue integrante de la Comisión Disciplinaria de la AUF, asumirá como gerente nacional de Deportes, cargo que hasta ahora ocupaba Daniel Daners; Eduardo Ulloa (Partido Nacional), se desempeñará como director nacional de Deporte Federado, cargo en el que estaba Alberto Espasandín, y Alejandro Sagasti (Partido Nacional), expresidente de la URU quien será el nuevo coordinador del área de Programas Especiales, en el que estaba Pablo Hernández.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...