Espectáculos y Cultura > MÚSICA

Chimichurri y guitarras españolas desde el frío de Gotemburgo

Hijo de argentinos y entusiasta de la música brasileña, el sueco José González habló con El Observador de su último disco, Vestiges & Claws, con sonido folk minimalista

Tiempo de lectura: -'

06 de junio de 2015 a las 05:00

En Gotemburgo no hace tanto frío. La segunda ciudad más importante de Suecia después de Estocolmo tiene un clima oceánico, casi similar al del Río de la Plata, que la provee de un invierno no tan cruel y un verano placentero. Tal vez por esa similitud es que en casas como la de la familia González se pueda encontrar un asado típico (aunque hecho en una barbacoa) con guitarras españolas incluidas.

José González suele ser el dueño de esas guitarras. Hijo de padres argentinos exiliados, el músico sueco es una de las figuras más prominentes del folk europeo. Gracias a su primer disco Veneer (2006) y la interpretación del tema Heartbeat de la banda The Knife, proclamó su lugar en la escena indie internacional gracias a su intimidad acústica y su cantar sosegado.

Hoy González toca en festivales internacionales, hace apariciones en programas de televisión estadounidenses como el de Jimmy Kimmel y recientemente compuso la banda sonora de la película La vida secreta de Walter Mitty, de Ben Stiller. Más allá de la popularidad, el músico no ha abandonado su impronta. Hasta hoy suele presentarse solo con su guitarra criolla para cantar canciones casi susurradas, cargas de melancolía y corazones rotos.

Este año González publicó un nuevo álbum, Vestige & Claws. Tras siete años de su anterior trabajo solista y con varios otros de gira en la ruta con su banda Junip –en la que se da el lujo de hacer música más ruidosa–, el álbum es el compendio minimalista más personal del autor a la fecha.

En conversación con El Observador desde Portugal, donde actualmente se encuentra de gira con los músicos convocados para presentar su último álbum, González compartió el proceso detrás de la grabación y las influencias musicales que los motivaron.

Embed


Raíces


Su español es fluido aunque cada tanto suele soltar palabras en inglés. Nada mal para alguien que habla esos idiomas, además del sueco y un poco de alemán.

Su proeza como políglota es parte de la naturaleza ecléctica de su vida. González cita a Silvio Rodríguez, Nick Cave, Paul Simon y hasta Mercedes Sosa como parte de sus referencias musicales. El carácter latinoamericano de su herencia lo lleva a experimentar con instrumentos no muy comunes para los nórdicos, ya sean maracas o tumbadoras.

Desde su primer disco, González se aferra a una guitarra española en el estudio y al presentarse en vivo. Empezó a tocarla a los 14 años, cuando escuchaba a los Beatles y mucha bossa nova. Dice que prefiere el "sonido más redondo" de las cuerdas de nylon de una guitarra clásica que las de metal que portan las guitarras eléctrica.

A diferencia de sus discos anteriores, en Vestige & Claws, González trabajó como su propio productor y concibió las diez canciones que lo conforman teniendo en cuenta su ejecución en vivo.

El minimalismo con el que se suele presentar a su obra se compone de arpegios de guitarra en constante cambio y una percusión devota. Su voz casi hablada se suma al aire solitario con el que cargan los temas.

Pero González no se describe como una figura aislada. Gracias a la recepción internacional que tomaron sus canciones, ha pasado viajando de Europa a otros continentes y hoy en día prefiere hacerlo con una banda y no como solista.

Además, confiesa que entre las tradiciones culinarias que persisten en familia de origen argentino, la del asado es de las que más le atrae. No tanto por la comida, sino por su aspecto de gran reunión familiar. "Soy más vegetariano que carnívoro", dice, antes de declararse fanático del chimichurri.

Mientras continúa con la presentación de Vestiges & Claws por Europa, el próximo paso será Estados Unidos y Canadá. Más adelante planea volver a Sudamérica y además de la parada obligada por el país de origen de sus padres, indica que siempre le atrajo la idea de conocer Uruguay, aunque sea solo para terminar de comprender las diferencias con el país vecino.

Embed





REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...