Cargando...
El concepto del consumo de segunda mano evolucionó a lo largo de los años

Economía y Empresas > Moda Circular

Crece el negocio de second hand en Montevideo por el compromiso de los consumidores con el medio ambiente

El auge del activismo ambiental motiva a más consumidores a elegir vestimenta y accesorios de segunda mano

Tiempo de lectura: -'

24 de octubre de 2021 a las 05:00

Las tiendas de ropa de segunda mano ofrecen artículos ya utilizados por una o más personas; prendas con una historia por detrás.

Con cada vez más adeptos, este mercado se ha convertido en una revelación de moda. Una de las causas es la creciente conciencia frente al cambio climático de los consumidores que rechazan los procesos de la industria textil y evitan comprar sus productos. 

Uruguay cada vez tiene más tiendas second hand de la mano del aumentar el número de clientes potenciales. Belén Echarri abrió Autentika en el 2018 y asegura que la competencia aumentó desde su ingreso al mercado: “Los inversores se han interesado en la modalidad second hand porque los consumidores de moda ahora buscan comprar en tiendas con carácter económico y sustentable”, comentó a El Observador. 

Pero la historia de la ropa de segunda mano en el país se remonta varios años antes. Era Mío fue la tienda pionera en Uruguay abriendo sus puertas hace 20 años. Aline Beyhaut, dueña de la empresa contó que en sus comienzos las ventas no se hacían a personas interesadas en prendas únicas o recicladas, sino a aquellos que buscaban precios baratos. "Al inicio nos costó erradicar algunos prejuicios; hoy sabemos que es nuestra responsabilidad", contó.

Retroka abrió sus puertas hace 12 años. Según su fundadora, Karina Blanco, la empresa fue creciendo paulatinamente pero hace cinco años que el rubro empezó a ser "mejor visto".

Abriendo el espectro

A lo largo de los años, el perfil de compradores de productos de segunda mano se hizo cada vez más amplio. Juana Echeguía, dueña de Nostalgia explicó que ya no es solo una cuestión económica sino que el público elige esta compra bien porque son prendas exclusivas, porque son antigüedades o por el compromiso con el medio ambiente

“Las tiendas second hand siguen la filosofía de la moda sostenible porque promueven una actitud responsable para con el medio ambiente. Es un rubro ético: no agota recursos, y apoya la economía circular”, explicó.

Comprar de segunda mano se volvió una tendencia transversal. No hay un perfil exacto de sexo y edad de los consumidores. No obstante, todas las entrevistadas sostienen que suelen vender más prendas a las mujeres. Blanco, de Retroka, dijo que 90% de las consumidoras son mujeres, aunque aseguró que el consumo de los hombres creció mucho a lo largo de los años. 

En cuanto a la edad, Echeguía y Echarri dijeron que su público objetivo son personas jóvenes entre 15 y 35 años, y Blanco lo extendió diez años más: entre 18 y 45 años. Desde Era Mío abarcan la necesidad de todos los integrantes de una familia, desde niños hasta adultos mayores.

No solo creció la cantidad de tiendas de segunda mano en Uruguay sino que creció el consumo: Retroka re-introduce 60 mil prendas al mercado de la moda cada año.

Para poder hacer esto, deben conseguir prendas que vender. Blanco contó que entran más de 100 prendas por día a sus tres locales y en su web suben 300 artículos por semana, con aspiraciones de triplicar este número el mes que viene. Era Mío tiene un ingreso de 400 prendas por día en cada local y cuenta con un catálogo de más de 1.500 prendas.

Estar a la moda

"Intentamos que las prendas que tomamos a consignatarios sean de temporada y estén en buen estado", afirmó Echarri de Autentika

La ropa en tendencia llega a las tiendas second hand a partir de la modalidad de consignación. Así como hay quienes apuestan a la moda circular y sustentable, hay otros que compran mucho y cambian con frecuencia su guardarropa. Entonces, todos los meses llevan ropa que no usan y sigue estando a la moda.

Sin embargo, no todos  llevan ropa adecuada: "Nos traen mucha ropa de la que hacemos selecciones para poner a la venta buenas prendas", dijo Blanco. Esto generó problemas a la dueña de Retroka porque hay gente que cree que toda la ropa debe ser reutilizada pero ella entiende que hay que ser selectivo para vender lo que el cliente busca; prendas sanas, prolijas y en tendencia. 

Por su parte, Echeguía, de Nostalgia contó que no toda la ropa que consigue es de temporada y que esa no es su prioridad: "apunto a tener un estilo propio, lo que me llame la atención va para el carrito". De todas formas, intenta conseguir prendas actuales porque es lo que más se vende.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...