Agro > INVESTIGACIÓN

EEUU y Uruguay trabajan en proyecto para estudiar la tuberculosis bovina

Enfermedad que registra casos en rodeos lecheros es analizada a nivel académico

Tiempo de lectura: -'

13 de junio de 2015 a las 05:00

Investigadores de Uruguay y Estados Unidos trabajan en forma conjunta para disminuir los problemas que tiene la incidencia de la tuberculosis bovina, en especial en la ganadería lechera, informó a El Observador el profesor de la Universidad de Minnesota (EEUU), Scott Wells.

En el proyecto intervienen especialistas de esa universidad estadounidense, la Facultad de Veterinaria de Uruguay y el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP).

El director general de los Servicios Ganaderos del MGAP, Francisco Muzio, valoró durante las Jornadas de Buiatría que culminaron ayer en Paysandú la presencia de Wells, quien luego de disertar el jueves pasado continuará hasta el próximo martes manteniendo contactos sobre el trabajo que encaran ambos países a nivel académico.

El experto regresará en setiembre próximo a Uruguay, donde permanecerá durante seis meses trabajando junto a investigadores locales. Al mismo tiempo, una funcionaria del MGAP se encuentra en la Universidad de Minnesota efectuando un posgrado sobre esta enfermedad.

Wells explicó que la tuberculosis tiene muy baja prevalencia en EEUU y por ello es muy difícil trabajar en ella porque los costos de vigilancia son muy altos. Dijo que para ser más efectivos y bajar los costos, uno de los temas que se están analizando es identificar los factores de riesgo y uno de ellos es precisamente el movimiento de animales de un establecimiento a otro.

Agregó que en EEUU no cuentan con buenos datos en trazabilidad del ganado, lo que ha motivado que se esté implementando entre el MGAP, la Facultad de Veterinaria y la Universidad de Minnesotta con los datos de Uruguay, en relación a los movimientos de ganados y su vinculación con los casos de tuberculosis. La idea es identificar los movimientos de animales y poder diferenciar si hay algún tipo de movimiento que signifique un mayor riesgo para que se enfermen de tuberculosis.

Si se logra identificar ese objetivo se trabajará en la modelación de cómo se difunde la enfermedad. Se obtendría una herramienta para identificar más rápido a los establecimientos con tuberculosis y así eliminar la enfermedad, dijo Wells.

Por otra parte, Muzio destacó que en la reciente asamblea anual de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) mantuvo en París contactos con sus colegas de EEUU sobre la marcha del ingreso de carne ovina sin hueso a ese mercado.

Muzio fue informado que finalizó el trámite de habilitación. Ahora resta que las autoridades del Departamento de Agricultura (USDA, por su sigla en inglés) dispongan la publicación para cumplir con las normas vigentes.l

Difusión del compartimento ovino
La delegación que asistió en mayo a la asamblea anual de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) insistió en la difusión del compartimento ovino ante representantes de países que son potenciales mercados para la carne ovina con hueso, dijo el director general de los Servicios Ganaderos, Francisco Muzio. Preguntado sobre los contenedores con grasa rechazados desde China, aclaró que esta situación no tiene nada que ver con las carnes que Uruguay vende a ese mercado, que son grasas de mínimo valor, que ya se le contestó a China y que el tema se investiga.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...