Nacional > Violencia

Gobierno uruguayo adhirió a condena y repudio de situación en Nicaragua

La declaración fue firmada por 13 países de Latinoamérica y el Caribe y pide elecciones "libres y justas"

Tiempo de lectura: -'

16 de julio de 2018 a las 18:22

El gobierno uruguayo condenó este lunes sobre la situación de violencia en Nicaragua. Lo hizo junto a otros 12 países de Latinoamérica y el Caribe en una declaración que condena "los graves y reiterados hechos de violencia que se vienen produciendo en Nicaragua", que hasta el momento dejó más de 300 muertos, por la represión desatada por parte del gobierno de Daniel Ortega contra estudiantes y otros actores de la sociedad civil que se manifiestan desde el 18 de abril por cambios en el régimen de seguridad social.

El texto firmado en el marco de la cumbre Celac-Unión Europea en Bruselas repudió "la represión y violencia contra estudiantes y miembros de la sociedad civil, así como la tardanza en brindar asistencia médica urgente a los heridos".

Además de Uruguay, la declaración fue firmada por los gobiernos de Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Guatemala, Honduras, Panamá, Paraguay y Perú.

Salvo Uruguay y Ecuador, el resto de los países integran el llamado "Grupo de Lima" que se ha expresado de forma frecuente contra el gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela.

Los firmantes exigieron "el cese inmediato a los actos de violencia, intimidación y amenazas dirigidas a la sociedad nicaragüense y el desmantelamiento de los grupos paramilitares" e "instan a reactivar el diálogo nacional en Nicaragua, dentro de un clima de respeto a las libertades fundamentales, que involucre a todas las partes para generar soluciones pacíficas y sostenibles".

En la declaración anuncian que apoyan a la Iglesia de Nicaragua que se encuentra mediando en el conflicto entre el gobierno de Daniel Ortega y algunos sectores sociales.


En ese marco, los 13 países hicieron un llamado al gobierno y otros actores "para que demuestren su compromiso y participen constructivamente en negociaciones pacíficas con resultados concretos que aborden los desafíos fundamentales del país".

También incluyen llevar a cabo "la celebración de elecciones libres, justas y oportunas, en un ambiente libre de miedo, intimidación, amenazas o violencia" así como "la implementación de las recomendaciones de la Misión Electoral de Observación de la OEA".

Embed

El gobierno uruguayo se había expresado en dos ocasiones sobre la situación en Nicaragua a través de comunicados emitidos por la cancillería. En el primero, del 21 de abril, se establecía que el gobierno uruguayo seguía la situación violenta en ese país y se sumaba a los pedidos de reflexión y diálogo. El segundo, del 27 de junio, "reitera su grave preocupación frente a la ola de violencia creciente en la República de Nicaragua y expresa su consternación por los más de 250 fallecidos". Pero en ninguno de ellos había una condena como la que se formuló ahora.

La declaración de la que forma parte Uruguay fue divulgada el mismo día que el senador del Partido Independiente, Pablo Mieres, anunciara que este martes impulsaría en el Senado una declaración de condena, la propuesta de un llamado a elecciones anticipadas y la renuncia del presidente Daniel Ortega "que es una vergüenza".

Los estudiantes universitarios fueron los que comenzaron con las manifestaciones el 18 de abril, porque estaban en contra de una reforma que planteaba un incremento de los aportes de los trabajadores y de las empresas para el seguro y una disminución del 5% de su pensión a los jubilados. Los manifestantes pidieron la renuncia del presidente Ortega que gobierna desde el 2007 por tercer período consecutivo.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...