Cargando...
Elvis Presley

Opinión > Eduardo Espina

La estrella triste jamás morirá

En Netflix puede verse el nuevo documental sobre Elvis Presley y en 2022 se estrenará una superproducción sobre el inmortal cantante

Tiempo de lectura: -'

18 de julio de 2021 a las 05:05

Son dos episodios cuya duración total son 215 minutos. Esa es la información básica que el espectador debe saber si desea sintonizar en Netflix el documental o docuserie (como las llaman hoy) Elvis Presley: The Searcher, que en su país de origen, Estados Unidos, fue estrenado hace tres años. Si no le atrae este tipo de película con la vida real de otro (famoso casi siempre) como centro de la investigación y prefiere salteársela, le recomiendo que preste atención al menos a la banda sonora, Elvis Presley: The Searcher (The Original Soundtrack). Está compuesta por 18 canciones, entre las cuales figuran algunas emblemáticas (Heartbreak Hotel, Hound Dog, Are You Lonesome Tonight?, It’s Now or Never, y Suspicious Minds) y otras en versiones alternativas, lo cual le otorga un carácter único y necesario al disco cuyas grabaciones fueron realizadas entre julio de 1954 y febrero de 1976, año antes de la muerte del cantante. 

Como cualquiera podrá suponer, sobre una leyenda sin fecha de caducidad como Elvis Presley se han hecho infinidad de películas y documentales (una de ellas repetidas hasta el cansancio en el History Channel), ocupando la primera posición en la lista de estrellas cuya vida y carrera es el centro del relato. Como seguidor asiduo de cualquier material documental sobre Presley, cuya música me viene acompañando desde que tengo uso de razón (incluso en los momentos más irracionales de la vida), considero que este es uno de los mejores documentales realizados sobre el cantante que, como ningún otro, ha representado la condición americana al mango y es todavía síntesis de la cultura que definió desde los inicios hasta el presente a la época moderna.

El responsable principal de la calidad indiscutida de la docuserie es su director, Thom Zimny, talentoso como pocos en este tipo de asunto, cuya filmografía dedicada a la música cuenta con cumbres como Wings for Wheels: The Making of Born to Run (2005, película por la cual ganó un Grammy y que fue su debut como director), The Promise: The Making of Darkness on the Edge of Town, y The Gift: The Journey of Johnny Cash. Luego de la película sobre Presley dirigió Springsteen on Broadway, muy buena también y disponible en Netflix. Si uno presta atención a la filmografía de Zimny realizada hasta la fecha –documentalista “oficial” sobre la obra de Bruce Springsteen: ambos nacieron en el estado de Nueva Jersey– podrá coincidir conmigo respecto a que el director estadounidense se está convirtiendo en un maestro en este tipo de asunto, en el que de lo que se trata es de reportar desde una óptica objetiva a partir de cosas que no habían sido tenidas en cuenta por la realidad. Zimny apela a formas narrativas libres, lo cual le otorga a sus películas un tono de imprevisibilidad, incluso cuando sobre la figura de la que se ocupa creíamos conocer todo.

El trabajo de archivo que destaca en Elvis Presley: The Searcher resulta relevante, sobre todo por contar con la elipsis como aliada, ya que kilómetros de metraje rescatado del olvido han quedado compendiados en aquello que puede considerarse imprescindible. La sincronía entre imagen y voz fue trabajada desde distintos ángulos, haciendo intervenir a todos quienes tuvieron una relación directa o tangencial pero de importancia con el ídolo cuyo esplendor no ha sido disminuido por el paso del tiempo, aunque hoy en día sean multitud los jóvenes que dicen no saber quién fue Presley ni se muestren demasiado interesados en conocerlo.

Elvis fue un tipo extraño, contradictorio, difícil de atrapar en una síntesis que busque ser más o menos exacta. No le interesó mucho, más bien poco, la música de los Beatles y los Rolling Stones, y sus ideas políticas tuvieron mucho de disparatadas, pero como coincidieron con una época en que el disparate estuvo instalado incluso en las casas de gobierno, su parafernalia ideológica pasó como rareza, como imán para la curiosidad. Uno de los tantos músicos entrevistados, Tom Petty sintetizó en una frase la dimensión de Presley en el contexto de unos tiempos, como los que le tocó vivir, que en muchos aspectos –sobre todo el musical– tuvieron todo para ser fundamentales: “No tenía hoja de ruta y se forjó un camino de qué hacer y qué no”. Quizá la falla principal del filme, tal vez la única, es la perspectiva condescendiente que a grandes rasgos asume, intentando que el espectador sienta casi pena por todo lo que a Presley le tocó vivir, sin tener en cuenta que fue una luminaria, un ser humano de carne y hueso que eligió su propio destino y por tanto, la responsabilidad de sus actos le correspondió.

Elvis Presley, fue, es y será “tendencia”. Además del documental dirigido por Thom Zimny, el 3 de junio de 2022 se estrenará Elvis, “drama biográfico” que el director australiano Baz Luhrmann (Romeo + Julieta, de William Shakespeare, Moulin Rouge!) está completando y en cual ha estado trabajando desde 2014. El californiano Austin Butler, de 27 años de edad, quien actuó en los filmes recientes The Dead Don’t Die, de Jim Jarmusch, y Once Upon a Time In Hollywood, de Quentin Tarantino, será Elvis. La película no es una biografía exhaustiva de la vida del cantante, ya que cubre únicamente los 20 años que duró la conflictiva relación con su manager, el coronel Tom Parker, quien será interpretado por Tom Hanks. Considerando que en el mundo hay una industria de imitadores del cantante, la elección de Butler, cuyo rostro no tiene gran parecido con el de Presley, resultó sorpresiva, aunque Luhrmann informó que al casting se presentaron infinidad de candidatos y que el ganador fue elegido por su “capacidad de evocar el movimiento natural singular y las cualidades vocales de esta estrella sin igual, pero también su vulnerabilidad interna”.

Elvis y el actor que lo interpretará en la nueva ficción: Austin Butler

Tan eterno como himno de un país imaginario donde todas las emociones humanas son ciudadanas honorarias, Elvis Presley es patrimonio universal de la época moderna. Para salvarse de la edad que lo acechaba (la vejez le horrorizaba y evitaba mirarse al espejo durante sus últimos meses de vida), se salió del tiempo por anticipado. Murió a los 42 años, el 16 de agosto de 1977. El suyo fue un caso de eternidad antes del ocaso. Salió callado de la música rumbo a un más allá cinco estrellas, donde el bis era él. Presley fue su ley y Presley su genealogía. De acuerdo al parte forense, murió a causa de una crisis cardíaca. Hay quienes creen que se le fue la mano con los somníferos. Si es así, su muerte fue como quedarse dormido: lo último que tenía puesto era un pijamas azul. Otros piensan que sigue vivo para no morirse y dicen haberlo visto por muchos lados, en Canadá, varias veces. Presley estaba gordo, perdiendo el pelo y con apetito voraz todo el tiempo: no podía parar de comer hamburguesas. Es decir, lucía todo como ser humano completo. Por lo visto –y lo es, pues pudieron verlo– se parecía a una persona real. Para eso fue rey. En uno de sus aforismos, Oscar Wilde escribió: “Son personalidades y no principios los que mueven a la era”. La era de Presley todavía es. Bill Clinton dijo que Elvis, Franklin Delano Roosevelt, la hamburguesa y la televisión fueron los principales protagonistas del siglo xx. En ese aspecto, tal cual el documental Elvis Presley: The Searcher lo testimonia, el siglo xx aún no ha terminado.

Comentarios

Espacio habilitado solo para suscriptores. Suscribite y viví la experiencia más completa de información.

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...