Nacional > crónica

Mates compartidos pero algo de distancia: la playa de Pocitos en un diciembre de pandemia

En la playa montevideana se respetó a grandes rasgos el distanciamiento recomendado pero no así la sugerencia de no compartir alimentos o bebidas

Tiempo de lectura: -'

12 de diciembre de 2020 a las 19:03

El ruido latoso y estridente de un parlante al ritmo de reguetón tapa la plena que sonaba en otro altavoz. Dos heladeros se disputan a los gritos el territorio. Tres amigos comparten del pico una cerveza, al igual que otras dos jóvenes, unos metros más allá, lo hacen con una botella de Smirnoff Ice. Una pareja de cincuentones se quita el tapabocas apenas logra desenfundar su sombrilla, mientras una ronda de amigos se pasan el mate con los pies en la orilla del río de la Plata. 

Son las 16 horas del sábado y la nube que se posa sobre Montevideo alcanza a tapar el sol, pero no amortigua el calor agobiante que inunda la ciudad y arrima a cientos de personas hasta la playa de Pocitos.

El aumento de los casos de covid-19 en la capital, que por estas horas pone en aprietos a las autoridades, no amilanó a Alfredo, de 67 años, a bajar por primera vez en el año hasta la arena junto a su esposa María José, pero ahora dice estar "intranquilo". 

Como la señora está en silla de ruedas, y la bajada supuestamente accesible no avanza mucho más que unos pocos metros, la pareja se tuvo que quedar cerca de la entrada y ve como "un mundo de gente" pasa a sus pies. Si sigue aumentando el aforo, dice Alfredo, se irán. 

A diferencia de ellos dos, las cuatro chicas de 23 años que comparten una picada a unos metros, ya tienen experiencia en esto de ir a la playa en pandemia. Este sábado, cada una tiene su propia botella con alcohol, aunque admiten que "el tema de compartir o no compartir" depende del grupo de amigos que se conforme. Les ha tocado estar en unos y otros. "A nosotras nos da igual", dice una de las jóvenes.

Más cerca del agua, Carina, Carla, Sebastián y Agustina tienen su propio criterio. Como siempre van juntos a la playa, entre ellos sí comparten el mate. Carina cuenta que se hizo el hisopado recientemente y dio negativo. Su amiga acota que si un día de estos uno se entera que se contagió el virus, ya saben que todos deberán refugiarse en sus casas. 

Los "cuidados especiales" no son muchos: "intentamos venir de mañana para sentarnos en un lugar con espacio y distancia", afirma Sebastián en nombre del grupo, que asiente con la cabeza.

"Yo creo que igual se está respetando bastante el distanciamiento, y para un día como hoy con el calor que hace no es que esté repleta la playa", reflexiona Carina. 

Sentados en una hilera sobre la garita y con la vista fija en el mar, los tres guardavidas que custodian a los nadadores dicen tener otra opinión. "Justo estábamos charlando de eso y coincidíamos en que si sacás una foto ahora y la comparás con un año atrás, capaz no notás la diferencia", dice uno de ellos ante la consulta de El Observador.

Según señalan, a ellos no se les dio "ninguna directiva" para desincentivar aglomeraciones o instar al uso responsable del espacio público. "Es tarea de Prefectura. Dijeron que iban a venir pero no hemos visto a ninguno", señala el guardavidas. 

Recomendaciones para playas

A principios de diciembre, el Grupo Asesor Científico Honorario (GACH) publicó una guía de recomendaciones para el verano en el marco de la pandemia de covid-19. Las actividades que integran la guía se dividen en una escala por color según el riesgo: verde (bajo riesgo), amarillo (riesgo moderado), rojo (riesgo alto).

La guía indica que este año se deberá hacer un "uso diferente de las playas", por ejemplo, eligiendo horarios donde haya menos aglomeraciones de personas, y también señala la posibilidad de establecer distintas "zonas" en la playa con criterios diferentes: una más próxima al mar, una zona activa para caminar y que los niños puedan jugar, un espacio de reposo para ubicar las sombrillas y reposeras, una zona de servicios más alejada y otra zona de deportes claramente delimitada. 

Los expertos recomiendan incluso usar tapabocas al moverse de una zona a la otra en caso de que no se pueda respetar el distanciamiento físico, y especialmente si se va a la zona de servicios. Asimismo, recomiendan no compartir los alimentos o las bebidas, especialmente si no son del núcleo familiar o la misma "burbuja social".

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...