Nacional > CENTROS MEC

Muñoz negó que se presionara en centro MEC para militar por el FA: "Cuando la gente pierde se siente mal"

La ministra de Educación y Cultura dijo que las versiones de las denunciantes eran "absolutamente" falsas

Tiempo de lectura: -'

28 de enero de 2019 a las 11:29

La ministra de Educación y Cultura, María Julia Muñoz, dijo que no era cierto que al menos cuatro excoordinadoras del los centros MEC fueron presionadas por jerarcas de gobierno y un legislador oficialista para que militaran a favor del Frente Amplio, tal como lo declararon a El Observador en un informe publicado este sábado.

Dos de ellas iniciaron juicios contra el ministerio en el Tribunal de lo Contencioso Administrativo ya que entienden que fueron cesadas en modo irregular, y otra renunció luego de recibir la orden de hacer campaña a favor del oficialismo, según relató.

"Es absolutamente falso", dijo Muñoz a Telemundo este domingo. "La verdad (es) que hay diarios que nos tienen acostumbrados a medias verdades y a las mentiras", agregó.

Ana Giménez era coordinadora de los centros de Rocha cuando escuchó a la directora nacional de los centros MEC, Glenda Rondán, decir que de ahora en adelante todos debían colaborar para un futuro triunfo electoral del Frente Amplio. Por eso renunció. "Cuando asumió Glenda Rondán, en la primera reunión en Rocha con los coordinadores, lo primero que nos dijo es que acá había que trabajar para que ganara el Frente Amplio”, dijo.

Mónica Botti, encargada de los centros de Cerro Largo hasta que fue cesada en 2017 y Lourdes Núñez -cuyo contrato no fue renovado dos años antes- tuvieron experiencias similares, según contaron.

Botti escribió en su blog que en una cena en una parrillada en Melo (Cerro Largo), tanto la ministra Muñoz como el diputado frenteamplista Alfredo Fratti le reprocharon que coordinara las actividades culturales del departamento con la intendencia del nacionalista Sergio Botana, que aportaba los recursos que la cartera no destinaba para poder llegar con eventos y espectáculos a localidades aisladas. De acuerdo a la versión de la excoordinadora, Muñoz la trató mal y la humilló delante de todo el restaurante, que estaba lleno.

La ministra le preguntó si sabía quién le pagaba el sueldo y Botti le respondió que su salario lo pagaba el Estado, no el Frente Amplio. Y Muñoz le retrucó que si Luis Lacalle Pou llega un día a la presidencia los Centros MEC dejarían de existir.

"Me dijo que yo no iba a existir porque en el proyecto del Sr. Lacalle Pou los Centros MEC no existen, a lo que le volví a contestar que los centros MEC no iban a existir pero yo sí: yo no nací con centros MEC y no iba a hacer algo que no era correcto por suponer un cambio de gobierno”, escribió Botti, y agregó: “En esa charla, en La Rueda, para mí fue una sorpresa que me dijeran ahora hay que militar, hay que empezar a militar”. 

Sorprendida, Botti le preguntó a Rondán cómo iban a hacer para que todos colaboraran con la causa, ya que había coordinadores que no eran del partido de gobierno.  "Y Glenda me dijo: en todas las unidades hay uno del Frente y ese va a tener que militar. Yo me la quedé mirando como diciéndole que era una locura, que las cosas así no se hacen'", sostuvo.

El Observador intentó contactarse con la ministra pero no atendió los llamados. Ahora admitió que vio a Botti "en una oportunidad en Cerro Largo", pero dijo que su versión no era "para nada" ajustada a la realidad. "Fíjense que la directora Glenda Rondán es una mujer que ya tiene una gran experiencia política y sería incapaz de decir cosas", dijo la ministra.

Ex director al tanto

Roberto Elissalde, el director que sustituyó Rondán en 2015, contó que estaba al tanto de la situación relatada por las mujeres denunciantes. “Se de alguna gente que renunció y dijo que no, que si me quiero hacer del Frente Amplio me hago, pero mientras sea un funcionario del MEC no voy a trabajar por un partido político. (...) Una coordinadora me llamó para avisarme que había renunciado. Me dijo: para que me digan que trabajo para el gobierno del intendente tal, no sigo”, declaró.

Sin denunciar explícitamente una presión para militar por el Frente Amplio desde los centros MEC, Natalia Nieto, que también fue cesada en 2017 de su cargo en Treinta y Tres, denunció un cambio negativo desde que asumió Rondán. "Comenzaron a designarse coordinadores por amiguismo, algo que nunca había pasado con Elissalde”, afirmó, y añadió: “Se abandonaron los criterios técnicos y profesionales, todo se volvió muy turbio. En poco tiempo, Rondán destruyó una de las mejores políticas culturales que tuvo el país”

Muñoz respondió a todas las acusaciones de la siguiente forma: "En toda la administración, tanto pública como privada en la que me he desempeñado, cuando la gente pierde se siente mal y también es natural que se sienta mal".

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...