Nacional > Disturbios

Policía realiza monitoreo ante posible migración de agresores de Kibón

Las autoridades continuarán con el despliegue policial en esa zona de Pocitos Nuevo el próximo fin de semana

Tiempo de lectura: -'

09 de diciembre de 2019 a las 05:01

Luego del operativo de seguridad de este domingo de madrugada en los alrededores de Kibón (Pocitos Nuevo) que logró evitar que volvieran los desmanes en esa zona, la policía entiende que es "una posibilidad" que los agresores reiteren su comportamiento en otros puntos de la ciudad, según dijeron fuentes del Ministerio del Interior a El Observador.

Es por ese motivo que comenzó a realizarse, en paralelo a la investigación sobre lo ocurrido los domingos 25 de noviembre y 1° de diciembre,  un "monitoreo" y seguimiento especial para identificar si los jóvenes que destrozaron todo a su paso en los dos anteriores fines de semanas comienzan a congregarse en otro lado. Sobre todo porque ya se tomó la decisión policial de reiterar el mismo despliegue policial el próximo domingo en el mismo lugar y no se descarta seguir haciéndolo durante un tiempo.

Luego del primer episodio, en el cual un ómnibus de la Armada que trasladaba soldados y urnas para distribuir en los circuitos fue atacado salvajemente, habían sido detenidas cuatro personas –dos mayores y dos menores–, pero a las pocas horas fueron liberados por la fiscal del caso, Adriana Costa, porque no había elementos para imputarlos.

Fuentes policiales habían asegurado a El Observador que como en la convocatoria para el evento "Kibón Manija" a través de las redes sociales de los agresores no había signos que dieran a entender que planeaban realizar los ataques, no había forma de prevenir que lo mismo iba a ocurrir una semana después.

Pero lo mismo sucedió el domingo siguiente. Esta vez, no hubo un ómnibus de la Armada atacado pero sí una camioneta que fue incendiada. El detonante de esa noche, según un comunicado oficial de la cartera de seguridad, fue un operativo de rutina que realizó la División Tránsito de la Intendencia de Montevideo, con apoyo de personal de Prefectura.

En cuanto llegaron a la zona para controlar, los funcionarios fueron atacados y los agresores siguieron rompiendo todo lo que se les cruzaba en el camino, hasta que los refuerzos policiales llegaron y controlaron la situación, aunque recién sobre las seis de la mañana. La Justicia imputó la semana pasada a ocho jóvenes por este segundo capítulo. Seis mayores fueron enviados a sus casas este lunes bajo arresto domiciliario durante 120 días, acusados de cometer un delito continuado de violencia privada. Esa misma tarde, otros dos menores, en otra audiencia, fueron acusados del mismo delito y derivados a "control del Inisa", por el mismo plazo.

Tras el operativo de este domingo, la policía no reportó a la fiscalía la existencia de incidente alguno, y no se registró ningún detenido por vandalismo. La única persona que quedó a disposición de las autoridades fue un hombre que, al mostrar sus documentos, los funcionarios policiales supieron que estaba requerido por una denuncia por violencia doméstica, dijeron las fuentes consultadas.

En el despliegue policial, que comenzó sobre la hora 22 del sábado, participaron varios cuerpos y divisiones de la policía: hubo personal del Programa de Alta Dedicación Operativo, efectivos de la Zona Operacional II, miembros y equipos de la Guardia Republicana, efectivos de Prefectura, apoyo de un helicóptero, e incluso hubo funcionarios de la Intendencia de Montevideo que volvieron a realizar inspecciones en el lugar.

Tranquilidad por prevención 

El director nacional de la Policía, Mario Layera, que destacó a El Observador la "tranquilidad absoluta" en que transcurrió la noche en Pocitos Nuevo en esta oportunidad, había cuestionado el martes en entrevista con el programa Así Nos Va de Radio Carve que la Intendencia de Montevideo no hubiera avisado la inspección de rutina que realizó el domingo 1°, en conjunto con Prefectura. Según un comunicado oficial de la cartera de seguridad, esa inspección fue lo que desencadenó los ataques, así como había sido la presencia del camión de la Armada el domingo anterior.

"No lo previmos porque no teníamos conocimiento de que la Prefectura Naval y la Intendencia iban a realizar un operativo. Si hubiera estado coordinado, evidentemente lo íbamos a tener, porque una acción de ese tipo debe ser planificada, porque hay una concentración de personas muy grande", sostuvo el jerarca en la entrevista.

    REPORTAR ERROR

    Comentarios

    Registrate gratis y seguí navegando.

    ¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

    Pasá de informarte a formar tu opinión.

    Suscribite desde US$ 245 / mes

    Elegí tu plan

    Estás por alcanzar el límite de notas.

    Suscribite ahora a

    Te quedan 3 notas gratuitas.

    Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

    Esta es tu última nota gratuita.

    Se parte de desde US$ 245 / mes

    Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

    Elegí tu plan y accedé sin límites.

    Ver planes

    Contenido exclusivo de

    Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

    Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

    Cargando...