Mundo > Detenidos

Rugbiers argentinos fueron trasladados al penal de Dolores hasta que se firme la prisión preventiva

Una vez dictada la sentencia, cumplirán su condena en otro centro penitenciario

Tiempo de lectura: -'

30 de enero de 2020 a las 16:23

Los rugbiers imputados por el asesinato de Fernando Báez Sosa a la salida de un baile en Villa Gesell, fueron trasladados desde Buenos Aires en la madrugada del día miércoles al penal de Dolores, a 200 kilómetros de la capital, donde comparten una celda aislada del resto de los presos. 

Alrededor de las cinco de la mañana, arribaron al penal de Dolores los asesinos de Fernando Báez Sosa. Tras cinco rondas de reconocimiento, donde se hicieron presentes varios testigos de la noche en la que Sosa fue asesinado, los declarados culpables son: Ayrton Michael Villaz (20), Matías Franco Benicelli (20), Máximo Pablo Thomsen (20), Luciano Pertossi (18), Ciro Pertossi (19), Lucas Fidel Pertossi (20), Alejo Milanesi (20), Tomás Enzo Comelli (19), Juan Pedro Guarino (19) y Blas Sinalli (18). 

Si bien los rugbiers acusaron a una onceava persona, luego se comprobó que el joven no se encontraba en Villa Gesell cuando ocurrió el hecho y que solo había sido una falsa acusación por parte de los otros diez rugbiers. 

La celda en la que están recluidos los rugbiers se encuentra entre los pabellones 9 y 10 del penal, alejados del resto de los reclusos. Cuenta con diez camas cucheta y un inodoro. Las visitas que reciban los jóvenes, serán atendidas en la zona educativa de la prisión. 

Días previos al traslado, se viralizó un video donde reclusos del penal amenazaban a los rugbiers y alegaban que “obtendrían su merecido” una vez que llegaran al centro penitenciario. Por este motivo, se optó por aislarlos del resto para evitar agresiones o roces violentos. 

Una vez firmada la prisión preventiva, según InfoBae, serán trasladados a otro penal, posiblemente a la Unidad N°57 “Campana” donde los reclusos que allí cumplen su condena deben tener entre 18 y 21 años “con delitos de robo o en su primera condena”.

El homicidio 

"Estábamos esperando para irnos y vinieron estos pibes a pegarnos”, dijo uno de los amigos de Báez a la prensa. 

El sábado 18 de enero, un grupo de 10 jóvenes rugbiers, asesinaron a golpes a Báez Sosa, de 18 años a la salida de un baile en Villa Gesell.  

Según lo mostrado por las cámaras de seguridad de Le Brique,el lugar bailable donde ocurrió el homicidio --difundidas por Canal 13 argentino- , la pelea comenzó alrededor de las 4:45 de la mañana, motivo por el cual ambos grupos de jóvenes fueron expulsados del lugar. 

Allí se registró, una de las últimas imágenes que muestran a la víctima, saliendo del sitio con su ropa rota junto a sus amigos por la puerta principal minutos antes del asesinato. 

De acuerdo a lo relatado en InfoBae, minutos después de la salida de la víctima, los diez rugbiers -que fueron retirados por otra puerta para evitar que la pelea continuara- salieron en búsqueda de Báez nuevamente, esta vez, de forma premeditada. 

"La intención era matar a Fernando (Báez Sosa)", determinó Diego Escoda, fiscal general de Dolores. Por ese motivo, la fiscal a cargo del caso, Verónica Zamboni imputó a los victimarios por un delito de “homicidio agravado por premeditación de dos o más personas”.

Aunque los rugbiers huyeron de la escena, fueron detenidos al día siguiente en la casa en la que se hospedaban, a 300 metros del lugar. 

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...