Cargando...
Según las fuentes citadas por el diario, la finalidad de las conversaciones no han tenido como objetivo negociar un acuerdo de paz en Ucrania, sino evitar una escalada militar todavía mayor

Mundo > Guerra en Ucrania

Rusia confirmó que mantiene diálogos “puntuales” con Estados Unidos

Lo afirmó la vocera de la cancillería del Kremlin, tras las versiones recogidas por los diarios The Washington Post y Kommersant, que hablan de un posible encuentro bilateral en territorio neutral

Tiempo de lectura: -'

08 de noviembre de 2022 a las 16:23

La vocera del Ministerio de Exteriores ruso, María Zajárova, confirmó las versiones periodísticas que señalan que Estados Unidos y Rusia mantienen abiertos algunos canales de diálogo, pese al clima de máxima tensión entre ambos países a raíz de la guerra en Ucrania, conflicto que amenaza con una escalada y suma ya denuncias cruzadas entre Kiev y Moscú torno a la posible utilización de armas radioactivas.

“Mantenemos contactos puntuales en los temas que exijan su participación. Estamos abiertos a cualquier tipo de diálogo que sea beneficioso para ambos, que represente el interés mutuo”, dijo Zajárova en el marco de una entrevista realizada por el presentador televisivo Vladímir Soloviov de la cadena oficial Rusia-1.

“Esto no tiene nada que ver con el concepto de unas relaciones en toda regla”, aclaró Zajárova.

La declaración de la vocera se da luego que el diario estadounidense The Washington Post revelara esta semana que el asesor jefe de Seguridad Nacional del presidente Joe Biden, Jake Sullivan, ha conversado en algunas ocasiones durante los últimos meses con el secretario del Consejo de Seguridad ruso, Nikolái Patrúshev, y también con Yri Ushakov, asesor del para política exterior del mandatario Vladímir Putin.

Según las fuentes citadas por el diario, la finalidad de las conversaciones no han tenido como objetivo negociar un acuerdo de paz en Ucrania, sino evitar una escalada militar todavía mayor. Las mismas fuentes deslizaron que los contactos podrían desembocar en un encuentro bilateral para analizar la situación del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas, conocido como New Start, el único tratado nuclear entre ambos potencias que está vigente.

La información surgida en Estados Unidos es coincidente con lo aportado por el periódico ruso Kommersant, publicación orientada a cubrir noticias políticas y del ámbito de la economía, medio que reveló que los funcionarios rusos analizan reunirse con sus pares estadounidenses antes de fin de año “en alguna ciudad de Oriente Próximo”. Cónclave que sería el primero entre ambos países desde que Putin lanzó la ofensiva sobre Ucrania el pasado 24 de febrero.

La confirmación de los contactos de alto nivel se dan, además, en momentos en que se aproximada la cumbre del G20, pautada para los días martes y miércoles de la semana próxima en Bali, cónclave que todavía no cuenta con la confirmación de la asistencia de Putin, pero sí de Biden, y poco después que Washington señalara que no cuenta con datos que avalen  la versión de Kiev sobre la posibilidad de que Rusia esté planeando utilizar armas no convencionales en Ucrania.

Según los analistas, la reanudación de las conversaciones supondría un avance importante, luego que en agosto pasado fracasara en el seno de Naciones Unidas la décima revisión del Tratado sobre la No Proliferación de las Armas Nucleares (TNP), protocolo final que necesita para su aprobación las firmas de los 191 países que forman parte del tratado en vigencia desde 1970 y prorrogado indefinidamente a partir de 1995 por las diferencia entre Washington y Moscú.

En lo inmediato, el tratado New Start, concretado en 2010 por el entonces presidente de Estados Unidos Barack Obama y su homólogo ruso Dmitri Medvédev, establece un máximo de vectores y ojivas nucleares para ambas potencias, además de las condiciones para realizar inspecciones cruzadas. En 2021, ante la falta de consenso, el acuerdo quedó prorrogado por cinco años como garantía contra una escalada debido a que otros acuerdos -como el tratado para la eliminación de los misiles de medio y corto alcance, y el de Cielos Abiertos para los reconocimientos aéreos- fueron abandonados por ambas países.

Según los funcionarios rusos, las preocupaciones del Kremlin pasan, en lo esencial, por el despliegue por parte de Washington de misiles intercontinentales. En los hechos, su cancillería difundió en octubre último un comunicado en referencia al tema, en el que agregó sus sospechas de que Estados Unidos incluía en su arsenal nuclear lanzadores intercontinentales en submarinos y aviones B-52. El texto además critica lo que el Kremlin califica como una “reclasificación arbitraria” de algunos silos misilísticos.

Washington, en tanto, presiona para que Moscú habilite el ingreso de sus veedores. Así lo manifestó la secretaria para el Control de las Armas y la Seguridad Internacional, Bonnie Jenkins, quien en agosto pasado aseguró que, pese a la ausencia de un diálogo formal, su gobierno la Casa Blanca está dispuesta a enviar una misión. “Estamos tratando de ver cómo hacerlo posible”, afirmó. Posición que el viceministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguéi Riabkov, consideró “un capricho” y “una provocación” que tiene como trasfondo la guerra en Ucrania.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...