Economía y Empresas > Prófugo

Tambalea la alianza Renault-Nissan tras la espectacular huida de Ghosn

La semana que viene se prevé que el directivo se pondrá en contacto con los medios, y lo que diga podría afectar de forma negativa a ambas empresas

Tiempo de lectura: -'

03 de enero de 2020 a las 08:43

Tras su partida, Francia anunció que no extraditará al magnate prófugo si llega al país. "Si el señor Ghosn viene a Francia, no lo extraditaremos, porque nuestro país nunca extradita a sus ciudadanos", afirmó la secretaria de Estado 

El artífice de la unión Renault-Nissan-Mitsubishi estaba retenido en Japón desde el 19 de noviembre de 2018, primero en prisión y luego en arresto domiciliario hasta que huyó, acusado de delitos de evasión fiscal por las autoridades niponas y por la propia Nissan.

Según el Ministerio de Relaciones Exteriores libanés, Ghosn ingresó al Líbano de forma legal con un pasaporte francés y utilizando su identificación libanesa, con los procedimientos de seguridad habituales.

Su abrupta huida pone en riesgo la continuidad de la alianza entre Nissan y Renault. Fuentes cercanas a las compañías informan que tanto Nissan como Renault están "intranquilas" con la fuga de Ghosn: la semana que viene, se prevé que el directivo se pondrá en contacto con los medios, y lo que diga podría afectar de forma negativa a ambas empresas. En 1999, la automotriz francesa compró un porcentaje del fabricante japonés con base en Yokohama, que en ese entonces se encontraba al borde de la quiebra. El responsable de este movimiento fue Ghosn, quien saneó la empresa nipona y la devolvió a la senda de las ganancias. Bajo su gestión, Renault-Nissan-Mitsubishi se convirtió en el mayor productor de vehículos eléctricos de la historia, gracias a la apuesta que realizó el ex ejecutivo por este tipo de movilidad. 

Sin embargo, Renault y Nissan atraviesan un momento de fuerte tensión. En el último tiempo, ambas empresas tomaron caminos opuestos: mientras que Renault refuerza la estrategia de Ghosn de desarrollar autos eléctricos accesibles, Nissan pretende lanzar al mercado unas pocas unidades de modelos más caros para mejorar su rentabilidad. Asimismo, la firma japonesa se encuentra en un proceso de reestructuración tras descubrirse que su director Ejecutivo, Hiroto Saikawa, cobró sobresueldos.

Saikawa fue precisamente uno de los impulsores de la detención de Ghosn. Esto, unido a la notable caída de las ventas y la pronunciada baja de las ganancias en 2018 y 2019, derivó en la actual situación delicada de la compañía. Renault, por su parte, vio frustrado su intento de fusión con Fiat Chrysler Automobiles (FCA) a mediados del año pasado, debido a las objeciones de Nissan y del gobierno francés, que se opusieron.

A mediados de diciembre, FCA selló su fusión con la principal competidora de Renault, el grupo PSA, formado por las marcas Peugeot, Citroën, DS Automobiles, Opel y Vauxhal, y será el cuarto grupo automotriz a nivel mundial. Mientras tanto, la marca del rombo intenta volver a tender puentes con su aliada Nissan para no perder su posición en el mercado. De acuerdo con el presidente de la firma, Jean-Dominique Senard, "arreglar las relaciones con Nissan es hoy una cuestión de supervivencia". ¿Qué ocurrirá con la alianza y su ambicioso programa de electrificación? Por el momento, todas las posibilidades están sobre la mesa.

Fuente: El Cronista - RIPE

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...