Fútbol > ELECCIONES DE PEÑAROL

Walter Pereyra se bajó de la carrera electoral

El actual vicepresidente le comunicará la decisión el miércoles a Damiani y el oficialismo busca candidato

Tiempo de lectura: -'

03 de octubre de 2017 a las 18:36

Una vez que se conoció que Juan Pedro Damiani no volvería a presentarse en las elecciones de Peñarol, el oficialismo del club se descansó en que el liderazgo del club recaería en manos de Walter Pereyra, actual vicepresidente y hombre de confianza de Damiani.

Sin embargo, por compromisos laborales vinculados a su tarea en el Hospital Británico, Pereyra no puede asumir la responsabilidad y comunicó la decisión de no ser candidato en el seno del oficialismo.

"Hice análisis de mi futuro y lo que significan estos roles que son distintos. Me puse un límite que se cumplió la semana pasada y di traslado a unos compañeros con este tema. Juan Pedro (Damiani) está en el exterior en estos momentos, vuelve el miércoles de noche y me pidió tener una conversación para estar definiendo el tema. Es muy difícil que sea candidato, con mucho pesar lo digo, porque es un enorme honor que he recibido en estos días", dijo el propio Pereyra en Sport 890.

Rápidamente el foco se puso en Jorge Barrera, otro de los dirigentes de mucha confianza de Damiani. Sin embargo tras perder el clásico de invierno ante Nacional, hubo un detonante en la sala del Consejo Directivo que terminó de bajarlo de la candidatura. Barrera, con el apoyo de Pereyra, propuso el nombre de Mario Saralegui para suceder a Leonardo Ramos pero se encontró con la negativa de Damiani, dispuesto a mantener al entrenador por consejo de la estructura deportiva.

Tras esa negativa del presidente, Barrera decidió bajarse argumentando compromisos familiares y profesionales.

Rodolfo Catino, fuera del tándem elegido por Damiani, armó un movimiento nuevo con aspiraciones presidenciales mientras Sergio Perrone comenzó una campaña de recolección de firmas con el visto bueno del presidente para intentar convencer a Barrera y a Pereyra de presentarse.

"Me encantaría convencer a Walter para que sea candidato a las elecciones. Es 'el' candidato. Primero, por su capacidad intelectual, y después por su corrección. Peñarol necesita eso, alguien que le dé un bálsamo, tranquilidad. Todos podríamos dormir tranquilos si él conduce a Peñarol", dijo Damiani en Radio 1010.

La campaña de firmas tuvo el apoyo de otros oficialistas muy minoritarios y fuera de la carrera electoral como Ricardo Rachetti y Edgar Welker.

"Para mí ha sido un orgullo estar en la consideración de mis compañeros, recibí muestras de cariño muy grande. El ser posible candidato es un orgullo, eso refuerza ser ultra responsable y medir adelante los tiempos que uno tiene para llevar. Por eso de alguna manera ya había anticipado alguna respuesta, me pidieron esperar hasta el miércoles", cerró Pereyra.

Sin Damiani, quien dijo que pretende un descanso de la conducción del club, el oficialismo busca un candidato fuerte para ir a buscar la elección y sus dos nombres favoritos se bajaron de la carrera.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...