Espectáculos y Cultura > CINE

El porro, el Pepe y una comedia de trucos realistas

La película Misión No Oficial recrea cómo un trío peculiar de uruguayos es encargado de conseguir marihuana para el Estado, en un periplo que involucra a figuras políticas como José Mujica

Tiempo de lectura: -'

07 de septiembre de 2017 a las 05:00

Incluso en el preestreno de su primera película como protagonista, Misión No Oficial, el uruguayo Denny Brechner no pudo librarse de la preocupación demandante de su madre.

Brechner se olvidó de llevar la cámara que su mamá, Talma Friedler, pretendía usar para registrar la avant permière. Es que Friedler coprotagoniza la comedia junto a su hijo y quería documentar cada momento de esa presentación.

El protagonismo madre/hijo no es la única particularidad de Misión No Oficial, que se estrena este jueves en Uruguay. La comedia, concebida por Brechner junto a los realizadores Alfonso Guerrero y Marcos Hecht, retrata la tarea de un trío excéntrico de uruguayos encomendados en conseguir 50 toneladas de marihuana para el Estado uruguayo, luego de ser aprobada por ley en 2013 su producción y venta, y que logró su último paso para la concreción el 19 de julio de este año.

La idea para el largometraje, hecho por las productoras Loro Films y Pardelion, tiene su origen en una cámara oculta que los realizadores hicieron en diciembre de 2013 y que se volvió muy popular de inmediato, en internet primero y medios locales e internacionales después.

En la cámara oculta, Brechner interpretaba a un farmacéutico que se jactaba de ser el primero en vender marihuana estatal al público. En el video, la alegría de los posibles compradores era luego interrumpida por la presencia de un falso policía (interpretado por Tato Olmos).

El éxito de la cámara oculta (tiene más de 900.000 reproducciones en YouTube) motivó al trío de creadores a explorar la producción de un filme de comedia. Cuatro años después, el resultado llega a la pantalla grande.

En Misión No Oficial, Brechner retoma el papel del farmacéutico, llamado Alfredo Rodríguez, e incorpora a su madre en la vida real para interpretar a su madre ficticia. La trama posiciona a los personajes en una tarea encomendada por el expresidente José Mujica, uno de los impulsores de la ley de la marihuana.

La presencia de Mujica –entre otras entrevistas que incluyen al exembajador de Uruguay en Washington Carlos Pita– forman parte de los juegos que el filme hace entre realidad y ficción.

Con escenas que alteran hechos reales, como por ejemplo la visita de Mujica a Barack Obama en 2014, Misión No Oficial se construye como un falso documental, un género reconocible en películas como Esto es Spinal Tap, Borat o la serie The Office. De todas formas, los realizadores prefieren no utilizar el término ya que entienden puede crear confusión en el público. La película, según especificaron a El Observador, debe verse simplemente como una comedia.

"Nos interesó siempre la mezcla entre realidad y ficción y más con este tema (la venta de marihuana)", comentó Guerrero. "Había mucha exposición y la posibilidad de jugar y hacer comedia con eso", agregó Brechner.

El filme sigue a los personajes de Brechner, Friedler y Olmos principalmente en Estados Unidos, donde se sumergen en eventos de la cultura cannábica como la feria Cannabis Cup o la celebración del 420, una fecha que celebra el consumo del cannabis a nivel mundial cada 20 de abril.

Entre entrevistas, escenas improvisadas y actuadas, la película de Brechner, Guerrero y Hecht busca entretener a su público sembrando la duda sobre la existencia de los eventos que se narran en el filme.
En un rodaje que incluye locaciones en ciudades como Denver, Nueva York y Washington, el equipo de filmación se mantuvo reducido para no despertar sospechas entre los entrevistados sobre la escala del proyecto. "Parte de la historia era ver cómo las personas interactuaban con nuestros personajes", dijo Hecht.

Uno de los desafíos iniciales de Misión No Oficial, explicaron los directores, fue vincular el guion al proceso real que atravesó la ley, desde su aprobación hasta la venta en farmacias, que comenzó en julio. De todas formas, aseguraron que durante el proceso de filmación el guion de ficción comenzó a cobrar mayor relevancia que la propia realidad.

"El proceso real no nos afectó tanto porque sabíamos que tarde o temprano (la marihuana) se iba a vender", dijo Brechner. "Creo que estábamos siempre un par de pasos adelantados a lo que iba a venir", concluyó.

Embed

Aporte bienvenido


En su intención de entretener con el desdoble de los límites de lo real y lo ficticio, los realizadores detrás de Misión No Oficial salen airosos. La película se integra a la filmografía nacional como un falso documental que refleja varias hazañas de producción y escenas entretenidas lideradas por un carismático protagonista como Denny Brechner. Si bien la exploración de las relaciones entre el trío principal queda a medio camino, la película ofrece suficientes momentos de entretenimiento para mantener a la audiencia cautivada y preguntándose: "¿Cómo lo hicieron?".

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...