Cargando...
Contenedores verdes de recolección lateral

Nacional > BASURA

IMM proyecta clasificar residuos en casas de Carrasco, Malvín y Lezica y retirar contenedores verdes de otros barrios

El gobierno departamental está próximo a cerrar un préstamo con el BID por US$ 70 millones, un monto a partir del que comienza a planificar apuestas en materia de limpieza de cara al 2022

Tiempo de lectura: -'

12 de agosto de 2021 a las 13:20

La Intendencia de Montevideo (IMM) está próxima a cerrar un préstamo con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) por US$ 70 millones, un monto a partir del que comienza a proyectar su nueva apuesta en materia de limpieza de cara al 2022. Si bien el crédito se enmarca en una etapa del programa de Saneamiento Urbano, la gestión de residuos acaparará dos tercios de la suma. 

Los nuevos mecanismos planteados por la administración de Carolina Cosse prevén ganarle terreno a los tradicionales contenedores verdes extendidos por casi toda la ciudad, una solución a los basurales impulsada en 2003 por el intendente Mariano Arana. El financiamiento permitirá apostar por "llevar a otro nivel" el actual sistema de clasificación, lo que supondrá una bocanada de aire para la siempre exigida usina de Felipe Cardoso.

"Es todo deuda de la intendencia, en un proyecto a ejecutar en seis años", explicó a El Observador el director de Desarrollo Ambiental de la IMM, Guillermo Moncecchi, en las vísperas de lanzar la propuesta. La suma de US$ 70 millones conlleva a demás una contrapartida de US$ 12,35 millones de parte de la comuna capitalina, lo que totaliza en US$ 82,35 millones a ser destinados para el programa. 

Por exceder el período de gobierno, el proyecto requerirá de una mayoría especial de 21 votos —parte de la oposición debe dar su apoyo— en la Junta Departamental a fines de este año, aunque la tradición capitalina juega a favor de los créditos del BID. 

"Se aprobaría en octubre y se va a empezar a ejecutar inmediatamente. Así que estamos hablando del año que viene", contó Moncecchi.

Una primera pata de US$ 13,9 millones del proyecto se basa en el cambio de la modalidad de recolección en zonas puntuales del departamento. La comuna plantea implantar el modelo de los contenedores intradomiciliarios, un sistema que a su vez ha significado uno de los buques insignia del vecino intendente Yamandú Orsi. 

"En principio estamos pensando en Malvín, Carrasco y Lezica", afirmó el jerarca, aunque aclaró que no necesariamente abarque a la totalidad de los barrios. "Son donde las casas permiten tener un contenedor intradomiciliario para que se pueda pasar a recoger", fundamentó el exministro de Industria, en línea con el plan piloto para 500 hogares anunciado por Cosse semanas atrás. 

Otra fracción de US$ 8,9 millones apunta a instalar contenedores de izado bilateral y antivandálicos, similares al modelo de recipientes 'easy' que predominan en el Centro de Montevideo, donde la recolección está a cargo de la empresa privada CAP. Moncecchi expuso que la extensión abarca principalmente a los municipios CH —Pocitos, Punta Carretas y otros—, C —Prado, La Aguada y otros— y "parte del A" —Cerro, La Teja y otros—.

Contenedores de tipo "easy", apostados en el Centro de Montevideo

"Eso se hace sobre todo para disminuir las posibilidades de hurgado y vandalismo. Son más seguros y más firmes", declaró el director de Desarrollo Ambiental. La medida, no obstante, no replicaría el modelo "espejo" de algunos contenedores del Municipio B, donde la disposición es diferenciada según el color del recipiente. 

"Esa fue una de las razones por la que se hacía la encuesta", indicó Moncecchi respecto a un informe publicado días atrás por El País, que dio cuenta de que encuestadores contratados por la comuna preguntaban a vecinos de Pocitos si estarían dispuestos a pagar $250 de más para cambiar el sistema. "El contenedor 'easy' tiene una justificación porque es un poco más caro que el otro", señaló, y aseguró que no va a implicar una tasa adicional para el contribuyente. 

El modelo "antivandálico" a extender por la ciudad consiste tanto en contenedores intraprediales —a instalar en el interior de edificios y cooperativas de vivienda—, así como recipientes de tipo "prismático" —similar a los del Centro— a apostar en las calles.

"No es erradicar (los contenedores verdes), sino extender mucho este sistema", apuntó el jerarca. "Las partes de mayor densidad de población van a sistema de 'easy', porque es donde tenés mayores problemas de hurgado", agregó. 

Más clasificado

La recuperación de residuos es uno de los grandes debes de Montevideo, que descarga cada día sobre el vertedero municipal el equivalente en basura a vaciar seis piscinas olímpicas sobre el predio. A esto se suma que, dentro del porcentaje muy marginal que la capital sí logra recuperar entre toda la basura y destinarlo a las plantas de clasificación, solo logra rescatarse un 40%, según los datos de los últimos años. 

"Queremos generar una corriente fuerte de recolección de reciclables en la línea de lo que se está haciendo con los bolsones pero extendida a toda la ciudad", declaró Moncecchi. Una de las apuestas iniciales de Cosse al asumir fue el reparto de bolsones para edificios y cooperativas, un mecanismo sobre el que varios actores del sistema acuerdan respecto a su efectividad. 

Mientras que con los dispositivos de disposición diferenciada como los contenedores en las afueras de los supermercados se recupera un 40% del total que arriba a las plantas, con los bolsones logran reciclar hasta un 90%. 

En esta línea, la IMM desplegará dos caminos: los contenedores intradomiciliarios a instalar en Malvín, Carrasco y Lezica contarán con un segundo recipiente para residuos secos reciclables; y por otro la instalación de nuevos contenedores de tipo "prismático", similares a los que hay hoy en las afueras de las grandes superficies.

Guillermo Moncecchi, director de Desarrollo Ambiental de la IMM

Respecto a estos últimos, Moncecchi proyecta apostarlos en "lugares de acceso limitado" o puntos próximos a instituciones. "Eso fue todo un tema, porque no me gustan los contenedores sin custodia. Más si son valorizables", expresó. Asimismo, va a haber recipientes para la disposición diferenciada de vidrio, "porque generan problemas en las plantas de clasificación y hay que separarlos". "No van a ser tantos porque también tenés menos demanda", detalló. 

Nuevas plantas

"Si generamos un gran flujo y no lo sabemos procesar —con las plantas de hoy no nos va a dar— la idea es tener una forma de recibirlo mejor", reconoció Moncecchi. Al día de hoy las cinco plantas de clasificación existentes —cuatro del Plan de Gestión de Envases y una en un predio de Felipe Cardoso— tienen capacidad ociosa. Sin embargo, la nueva apuesta de la IMM sobrepasará dicha aptitud. "Hoy bancan unas 20 toneladas por día, pero queremos multiplicarlo muchísimo", señaló el jerarca. 

Es así que dentro de una inversión de US$ 8 millones está prevista la construcción de una nueva planta semiautomática de clasificación para 50 toneladas. Según informó en enero de 2021 El Observador, una de las primeras medidas de Moncecchi en el cargo fue cancelar el montaje de una planta con capacidad para hasta 100 toneladas impulsada por Daniel Martínez en el Fondo Capital, en el entendido de que era muy grande para el nivel de recuperación actual. El nuevo proyecto es similar pero con "la mitad de tamaño", argumentó.

Planta de clasificación Géminis

"La nueva planta va a tener mecanismos de centrifugado y cosas así que hacen que la gestión sea más eficiente. Además admite que en el proceso metas cosas que ya están limpias y no mezcladas", comentó.

Cuanto más afinado está el sistema de clasificación institucional, menos trabajo hay para los clasificadores informales que hoy recorren las calles. Es así que unos US$ 1,3 millones del préstamo del BID irán para iniciativas de reconversión laboral. "Al recuperarse todos esos residuos también se empiezan a generar posibilidades de negocio", valoró Moncecchi.

Hubs de residuos

Otros US$ 5,3 millones serán para la construcción de seis ecocentros —uno en cada municipio—. Mediante el fideicomiso del Fondo Capital de la administración anterior, ya está prevista la instalación de dos de estos dispositivos en el Prado y en Buceo, respectivamente. Meses atrás la IMM descartó la generación de un tercero en Carrasco Norte, cuya instalación despertó la resistencia de los vecinos y el propio municipio. 

"Ahí el objetivo es tener un lugar donde llevar residuos voluminosos como electrodomésticos, residuos de construcción de obras domésticas, podas", expuso. El jerarca aclaró que los despojos no permanecen en el predio, sino que son "un lugar intermedio para acceder en auto o a pie". "De ahí los juntan y los llevan a las plantas de clasificación o Tresor", concluyó. Una de las principales críticas de los vecinos consistía en el temor de que el dispositivo se transformara en un basural a la puerta de su casa. 

"Mucha cosa para hacer"

"Si dijera que Montevideo es una ciudad limpia, le estoy llevando la contra a todos los montevideanos, que lo primero que te dicen es que no. Hay mucha cosa para hacer. Creo que estamos un poquito mejor, aunque es subjetivo y capaz que un poquito cargado de optimismo", interpretó el director de Desarrollo Ambiental.

"Se empiezan  a ver algunas mejoras en la recolección, hemos llegado a niveles de estabilidad muy interesantes. El trabajo del Plan Laboral ABC ha impactado en algunas zonas. Es raro porque hay una preocupación general por la limpieza en Montevideo, pero es como que fuera problema de alguien más. Falta llegar a una visión más conjunta, y es lo que quiere transmitir el plan Montevideo Más Verde: que todos somos parte de la solución", dijo. 

Por lo pronto, la administración se propone llevar la gestión "a otro nivel". Mientras tanto la comuna está por adjudicar las obras de ampliación de Felipe Cardoso. Moncecchi estimó que una vez realizadas, si todo permanece incambiado, el sitio podrá soportar hasta ocho años más

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...