Espectáculos y Cultura > APARICIONES ESPECIALES

Los famosos del cine, durante un ratito en las pelis

Los llamados cameos de figuras en películas son moneda corriente

Tiempo de lectura: -'

16 de enero de 2018 a las 05:00

Paul McCartney en Piratas del Caribe 5; James Franco en Alien: Covenant; David Hasselhoff en Guardianes de la Galaxia 2 y Baywatch. Cada vez parece más frecuente ver caras famosas (de actores o no) en películas. Aparecen un momento, dicen alguna frase graciosa y desaparecen de la trama. Su papel es un chiste, un guiño al espectador. Figurar por figurar. Es la era del cameo.

Con ese término es como se conoce en la jerga del entretenimiento a la aparición momentánea de una celebridad, que puede hacer de sí misma o tomar un pequeño papel que, en ocasiones, ni siquiera recibe un nombre porque su aporte a la trama es irrelevante.


Películas como Disaster artist: obra maestra, Star Wars: los últimos Jedi y Jumanji: en la selva, actualmente en la cartelera uruguaya, cuentan con uno o más cameos de todo tipo.

Desde Bryan Cranston en la primera hasta los mismísimos príncipes Guillermo y Enrique de Inglaterra bajo los trajes de los soldados de la Primera Orden en Star Wars, las apariciones especiales están por todas partes. La saga galáctica permitió que sus fans tengan pasajes breves y, además, que personajes clásicos aparezcan fugazmente como una caricia al fanático de todas las horas. Por ejemplo en los cameos gratuitos de dos monstruos de la película original en Rogue One: una historia de Star Wars (2016).

No es un fenómeno exclusivo del cine (ver apunte), pero es este medio el que más ha utilizado el recurso en los últimos años. Aunque la práctica no es para nada novedosa. Alfred Hitchcock tuvo apariciones en cámara en todas sus películas, casi como una firma de autor, algo que replicó, por ejemplo, Quentin Tarantino en aquellas películas en las que directamente no tuvo un papel más extenso.

Martin Scorsese también se dejó ver en unas cuantas de sus obras. Memorable es su aparición como un pasajero de Travis Bickle (Robert De Niro), en Taxi Driver, que sueña con matar a su esposa infiel. En El rey de la comedia es el responsable de un programa de televisión y ante una queja de un integrante del equipo responde con la frase "yo soy solo el director".

El cameo puede tener varias razones de ser. Desde una intención del director, guionista o productor de turno en tener un lugar en su obra; la devolución de un favor a un amigo; hasta cumplir el sueño de un fanático. Pero en el cine reciente a veces también cumple otro rol, el del guiño autorreferencial al origen de la obra.

En una época en la que cada vez llegan al cine más adaptaciones de series de televisión de antaño, superhéroes, viejas sagas abandonadas y cómics, es también habitual que los creadores de la obra original o las estrellas que protagonizaron las versiones previas de la misma historia tengan una pequeña participación, que puede dar a entender que todo ocurre en la misma continuidad temporal, o simplemente como un homenaje.

Por ejemplo, David Hasselhoff y Pamela Anderson figuran en la versión cinematográfica de Guardianes de la bahía estrenada en 2017. Lou Ferrigno, que interpretó a Hulk en la serie de televisión de la década de 1970, apareció como un guardia de seguridad en la película sobre el personaje estrenada en 2008. Lo mismo sucede con Johnny Depp en la película Comando especial (2012), cuya serie original protagonizó.

El reconocimiento al creador también es habitual en las películas de superhéroes. El máximo exponente de esta tendencia es Stan Lee, el anciano jefe de la editorial Marvel y creador de buena parte de sus personajes más célebres. Cada película que tiene como protagonista a un personaje de la editorial se asegura una aparición suya, en alguna situación humorística delirante.

Otras veces son apariciones de los personajes a los que la película retrata. Tommy Wiseau es el eje de Disaster artist y, como tal, tiene una participación en una escena post-créditos. Erin Brockovich figuró en la película sobre su vida protagonizada por Julia Roberts y el empresario Elon Musk tiene una breve incursión en Iron Man 2.

Clubes de amigos

Los actores Ben Stiller, Owen Wilson, Will Ferrell y Vince Vaughn son amigos y se ayudan mutuamente en sus películas. A veces actuando, y en otras con cameos especiales, cuyo mayor ejemplo es la película El reportero, en la que en una escena aparecen todos ellos, además de Will Smith, Harrison Ford y otras figuras del cine.

En Disaster Artist James Franco colabora, una vez más, con su colega y amigo Seth Rogen. Ambos ya se habían unido para This is the end, donde el resto de su grupo de amistades actorales tiene papeles o cameos, como es el caso de Michael Cera, protagonista de Supercool.

This is the end tiene la peculiaridad de que sus protagonistas encarnan a versiones exageradas de sí mismos. Otro campo fértil para el cameo.

Las obras de cine o televisión autoreferenciales también están llenas de este tipo de apariciones. En los últimos años se presentaron series como Extras o Entourage (que también tuvo su película) en las que el cameo es casi tan importante como la historia que se está contando. La gracia es ver a las estrellas haciendo de sí mismas. Algo parecido hicieron películas como Zoolander y su secuela.

Otras realizaciones optaron por mostrar a distintas personalidades conocidas en breves roles de ficción, como Esta chica es un desastre, que contó con apariciones de Daniel Radcliffe y Marisa Tomei.

El cameo siempre tuvo lugar en el cine; pero en tiempos de universos cinematográficos compartidos, obras que refieren o que derivan de otros productos culturales y guiñadas al fanático acérrimo, la aparición injustificada se convirtió en uno de los elementos imprescindibles de cada franquicia multimillonaria de Star Wars, Marvel, Piratas del Caribe, por solo mencionar algunas. El cameo es, en estos casos, tan obligatorio como gracioso. Y, en ocasiones, hasta innecesario.

Game of Thrones y los músicos


Uno de los puntos más criticados de la séptima temporada de Game of Thrones fue la aparición del cantante Ed Sheeran en el rol de un soldado anónimo en el primer episodio de la entrega más reciente de la serie de HBO. A lo largo de su recorrido en pantalla otros artistas tuvieron sus incursiones: el baterista de Coldplay, Will Campion y los miembros de las bandas Sigur Rós y Bastille.

Reyes del cameo

Stan Lee

A sus 95 años, el autor de cómics no deja de figurar en cada película o serie que produce Marvel

Alfred Hitchcock
El cineasta inglés apareció en películas como Los 39 escalones, Vértigo, Los pájaros, Psicosis e Intriga internacional, entre otras

Martin Scorsese
Sus apariciones más célebres, como la de Taxi Driver, solo se equiparan a la de sus padres, quienes también tuvieron presencias recurrentes en los filmes de su hijo

Peter Jackson
El director de El señor de los Anillos cumplió varios papeles en la saga, y en otros de sus largometrajes.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...