Nacional > EMERGENCIA SANITARIA

Montevideo a un paso de ingresar a zona roja en índice de riesgo de covid-19

Mientras la capital está en el centro del crecimiento exponencial de casos, el Mides reforzará la atención de políticas sociales de cara al verano

Tiempo de lectura: -'

22 de diciembre de 2020 a las 05:02

En los últimos siete días hubo 3.491 contagios nuevos de covid-19 en todo Uruguay, lo que implicó un registro de 932 casos más que la semana anterior. El dato deja en evidencia el crecimiento exponencial que está teniendo la pandemia en el territorio, sobre lo que advirtieron los científicos del Grupo Asesor Científico Honorario (GACH) el pasado miércoles, en una escalada de contagios que tiene como centro a la capital del país.

Los científicos uruguayos utilizan como en otras partes del mundo un indicador epidemiológico de covid-19 para medir la evolución del virus. Se trata de la escala de Harvard mediante el índice P7, que calcula la incidencia de la enfermedad cada 100.000 habitantes en base al promedio de casos de los últimos siete días. El índice permite graficar los departamentos con cuatro colores: verde si el número es menor a uno, amarillo si está entre 1 y 10, naranja si se sitúa entre 10 y 25, y rojo si es mayor de 25.

En Montevideo, los nuevos infectados durante la última semana fueron 2.351, 585 casos más que la semana anterior. Así, en la ciudad más poblada del país el promedio de casos por día cada 100.000 habitantes, durante siete días, se ubica en 24,30 personas, lo que deja al departamento a un paso de los contagios que marca la escala de Harvard para llegar al nivel de riesgo rojo, el más extremo.

En caso de mantenerse la tendencia, la llegada a ese nivel es inminente en los próximos días. De acuerdo a los datos Montevideo tuvo 335 infectados en promedio durante la última semana, y para ingresar en la zona roja necesita 345 nuevos contagiados cada 100 mil habitantes cada siete días con base en una población de 1.381.000 personas.

Para Harvard el nivel de color rojo es el "punto de inflexión" en el que la orden de quedarse en casa se vuelve necesaria.

Montevideo se mantuvo al inicio de la pandemia en la zona verde del índice de Harvard, de la que salió en octubre para trepar al nivel amarillo. Por su parte, a inicios de diciembre la capital alcanzó la zona naranja.

Otro de los indicadores que miran los científicos del GACH es el porcentaje de positividad, que es el resultado entre la cantidad de tests realizados sobre la cantidad de casos nuevos. Uruguay se mantuvo debajo del 2% de positividad durante los primeros meses de la pandemia, cuando las autoridades advertían que superar el umbral del 4 o 5% sería una mala señal. Lo cierto es que ese escenario quedó atrás hace varias semanas y en los últimos siete días la positividad más baja se ubicó en el 6,29% el jueves 17 de diciembre y este domingo fue el más alto de la semana con 7,58% de casos positivos sobre tests realizados.

El crecimiento exponencial también deja varios casos sin nexo de contagio identificado, un indicador que aumentó semana a semana en cada informe epidemiológico divulgado por el Ministerio de Salud Pública. Hasta el 30 de noviembre era el 20% de los casos los que no tenían un nexo identificado, hasta el 4 de diciembre eran el 22% y, según el último informe con datos hasta el 11 de diciembre, la cifra ascendió al 27% de los casos, es decir, 2389 personas de las que no se conoce el origen de su contagio.

A su vez, en los 21 días que van de diciembre murieron 41 personas, frente a las 77 que murieron durante los ocho meses anteriores.

Mides estudia refuerzos 

El Ministerio de Desarrollo Social (Mides) prepara una serie de anuncios sobre ayudas sociales para mitigar el impacto social de la emergencia sanitaria en los meses de verano, informaron a El Observador fuentes de la cartera. 

"Vamos a llegar al 31 de diciembre gastando lo previsto y un poco más. Se dio un diálogo muy interesante entre el ministro de Desarrollo Social, el ministro de Trabajo y la ministra de Economía sabiendo que próximos meses seguramente signifiquen una erogación mayor en o que hace a la ayuda social", dijo el presidente Luis Lacalle Pou el pasado 16 de diciembre en una conferencia de prensa. 

El mandatario también agregó entonces que hasta ahora la gran parte de los recursos que gastó el gobierno fueron destinados a la "actividad social, el seguro de paro y la asistencia vía Mides". "Todo el resto sigue el mismo camino que es el de la austeridad, el ahorro y el equilibrio fiscal", sostuvo Lacalle Pou. 

La cartera que encabeza Pablo Bartol firmó en los últimos días un convenio con la Intendencia de Canelones para brindar ayuda alimentaria a las ollas populares de ese departamento, aunque este tipo de acuerdos también se buscarán replicar en Montevideo, San José y Salto. 

El subsecretario de Desarrollo Social, Armando Castaingdebat, dijo este lunes en una entrevista con Primera Mañana de El Espectador que el ministerio está especialmente preocupado en la "seguridad alimentaria" durante los próximos meses. 

"Una de las cosas que más nos preocupa es la seguridad alimentaria. Poder llegar a una alimentación mínima y mucho más cuando por la característica de las organizaciones, de los CAIF, en enero se les da licencia, la mayoría de las escuelas cierran, solo hay unas 100 y pico que quedan abiertas y ahí nos vamos a apoyar fuertemente en la red de comedores que tenemos junto a los gobiernos departamentales", señaló el subsecretario. 

Castaingdebat agregó que se están firmando y se seguirán firmando apoyos para las ollas populares. "Aquí el gran desafío de ser justos no es sólo abastecer, porque llevar comida es comprarla, poner un camión y repartirla. Aquí también tenemos que tener certeza de que le está llegando a la gente que necesita, de que no estás dejando gente afuera y en eso la tarea de los gobiernos departamentales es fundamental", sostuvo el jerarca. 

En el caso concreto de Montevideo, según contó, todavía no hubo tiempo de agendar una reunión con las nuevas autoridades. "En el resto del país venimos funcionando espectacularmente bien en todos los departamentos con realidades diferentes, indudablemente, pero se funciona muy bien con los gobiernos departamentales", afirmó el subsecretario.

A lo largo de la emergencia sanitaria el Mides desplegó una serie de herramientas  (como la entrega de más de un millón y medio de canastas, así como el aumento en el monto de las transferencias) para mitigar el impacto social y económico de la pandemia, aunque algunas de esas medidas fueron catalogadas como insuficientes, sobre todo por la oposición y el PIT-CNT. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...