Cargando...
Ignacio Alonso, presidente de la AUF

Fútbol > ENTREVISTA

Alonso sobre el cese de Tabárez: "Necesitábamos dar un golpe de timón"

En entrevista con Referí, Ignacio Alonso, presidente de AUF, abordó todos los temas: por qué cesó a Tabárez, por qué eligió a Diego Alonso, cómo sigue el proyecto de selecciones, la integración, cómo refuerza el crecimiento del interior, cómo amalgama el fútbol de ONFI con el de juveniles de la AUF, cómo vivió las amenazas de muerte, el contrato de TV y la Liga Profesional

Tiempo de lectura: -'

31 de diciembre de 2021 a las 05:04

En entrevista con Referí, Ignacio Alonso, presidente de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), abordó todos los temas en un balance del año: por qué cesó a Tabárez, por qué eligió a Diego Alonso, cómo sigue el proyecto de selecciones sin el coordinador de los últimos 15 años, que selección proyecta, hasta cuándo dirigirá Diego Alonso, la integración, cómo refuerza el crecimiento del interior, cómo amalgama el fútbol de ONFI con el de juveniles de la AUF, el crecimiento en infraestructura, cómo vivió las amenazas de muerte de noviembre, cómo atravesó la confrontación que le planteó Ruglio con Peñarol, su mirada sobre la Liga Profesional, las obras en el Estadio Centenario, la próxima Copa América en Uruguay en 2028 y el tema derechos de televisión que siempre genera particular atención y que en 2022 tendrá un capítulo especial.

¿Por qué Tabárez dejó de ser el entrenador de Uruguay?

Al momento de tomar la decisión, las Eliminatorias estaban entrando en una fase crítica y entendíamos que las condiciones de trabajo en la selección no estaban en el camino hacia la clasificación. Entendimos que debíamos generar un cambio, y que había un ambiente propicio para el cambio. Los resultados no se registraban de la forma que debían darse. Había una tendencia desde el punto de vista futbolístico que no nos ponía en crecimiento y era el momento de cesar al cuerpo técnico y nombrar a otro con diferentes características que pudiera dar al plantel otras condiciones de trabajo que nos permitan llegar al Mundial.

Óscar Washington Tabárez fue cesado en noviembre

Uruguay estaba a un punto del cuarto lugar en la tabla.

Lo que termina generando la decisión es esta visión cualitativa. Habíamos tenido un año con actuaciones que no fueron buenas, con una Copa América que no fue buena, que habíamos recibido pocos goles pero no teníamos actuaciones que nos convencieran de acuerdo al potencial de Uruguay, y en los partidos de Eliminatorias no consolidábamos una posición deportiva fuerte respecto a los cuatro partidos que faltaban. Necesitábamos dar un golpe de timón.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

¿Habló con Tabárez sobre estos temas?

Sí, especialmente después de los partidos ante Argentina y Brasil (en octubre), tuvimos dos charlas, una con todo el ejecutivo y una en forma personal. En los dos encuentros hubo enfoques distintos. En el primero cuestionamos qué estaba pasando, cuáles eran los factores que se entendían influían en el bajo rendimiento. También veíamos un bajón anímico y la desmoralización del plantel en el trabajo, que no generaba el ambiente para entrar a los partidos de una forma más sólida. Eso veíamos nosotros desde adentro y lo trasladamos en esa reunión grupal. En el encuentro personal hablamos de temas futbolísticos y otros asuntos que me reservo.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

Abrieron una carta de crédito para noviembre, ¿creía que con Argentina, luego de perder 3-0 en Buenos Aires un mes antes, y que con Bolivia en La Paz, donde solo había ganado una vez, Uruguay podía dar vuelta algo?

En la medida que Uruguay cambiara algunas cuestiones vinculadas al trabajo, al equipo y a la mentalización, podíamos lograr resultados positivos. Con Argentina estuvimos cerca de conseguirlo, pero no encontramos los caminos para llegar al gol. El partido con Bolivia, con el factor altura que incide, volvimos a encontrar algunos aspectos que no nos satisfacían del equipo parado en la cancha. Esto es fútbol y más allá de lo brillante del proceso durante 15 años y lo que logró en lo organizativo, futbolístico y en una buena parte en resultados y posicionamiento en el ámbito internacional, teníamos que evaluar el tema por separado. Veíamos que en el corto plazo había una situación que comprometía la clasificación de Uruguay al Mundial, que podía ser modificada con el cambio de entrenador.

Diego Alonso, nuevo entrenador de la selección desde este mes

¿Por qué Diego Alonso?

Es uno de los entrenadores que empezamos a evaluar el 19 de noviembre, entraba dentro de las condiciones que estábamos buscando para tomar las riendas de la selección. ¿Cuáles son esas condiciones? Alguien que tiene antecedentes con buenos resultados internacionales, experiencia en equipos importantes, haber sido campeón en torneos internacionales, es joven, tiene una manera de ver el fútbol que coincide con la que nosotros aspiramos para el nuevo entrenador de la selección. Es un entrenador que consigue que el jugador crea en la idea táctica que les propone a sus futbolistas. Desde el punto de vista espiritual y anímico tiene mucho para aportarle a este grupo. Además, el complemento del profe Ortega en ese sentido es muy importante.

¿Fue una sorpresa que incluyera a Ortega en el cuerpo técnico?

No. Ya lo había dicho en entrevistas que había brindado meses atrás en la televisión, que quería trabajar con Ortega, que venía pensando en un cuerpo técnico para la selección nacional, porque se veía en ese lugar. Se preparó para esto y lo demostró en la charla que tuvimos. Obviamente que lo de Ortega nos entusiasmó, y lo planteó desde la primera charla que tuvimos.

¿Cuándo fue la primera charla con él?

En los primeros días de diciembre. Nosotros apostábamos por Gallardo.

Tema Gallardo, los otros DT y hasta cuándo sigue Diego Alonso

¿Fue una apuesta en serio la de Gallardo?

Sin dudas. Hablé tres o cuatro veces con su representante Juan Berros y vimos que existían posibilidades de hacer coincidir los tiempos de él ante una eventualidad salida de River y los de la selección. Entendimos que había margen para trasladar una propuesta creíble y esperar que la aceptara. El representante dijo que la propuesta era seria, pero que debían respetar los tiempos de Marcelo. En ese momento, en el primer encuentro, le pedimos que nos dijera que si la respuesta era negativa queríamos saberlo para no generar falsas expectativas. No queríamos perder tiempo, que tampoco lo perdiera él y que la gente no tuviera falsas expectativas. La apuesta era Gallardo. También sabíamos que con ese lapso de 10 o 12 días que debíamos esperar (al final fueron 20), debíamos tener alternativas construidas, que las teníamos desde el 19 de noviembre y sobre las que también trabajamos con esos tres nombres (Alonso, Diego Aguirre y Alexander Medina) en los que coincidía nuestro Ejecutivo por experiencia, idea de juego y por el foco que teníamos que tener en los cuatro partidos. Porque aquí no hay otra que pensar en los cuatro partidos, pero también debíamos pensar en el técnico que te diera el empuje para este momento de urgencia y para un ciclo de cuatro años posteriores.

Marcelo Gallardo, fue el primer candidato de la AUF para la selección en noviembre

¿Lo de Alonso está pensado hasta 2026?

Está abierto para cuatro años más.

¿Los resultados marcarán su futuro?

Sin dudas que los resultados marcan, pero en la charla quedó claro que vamos por estos cuatro partidos, vamos por la clasificación al Mundial, vamos por el Mundial y luego evaluamos.

¿Cuándo comenzó la ronda con los tres candidatos?

Entre el último día de noviembre y los primeros de diciembre.

El día después de la selección sin Tabárez

¿Qué cambia en el modelo selección ahora que no está Tabárez?

Ahora no cambió nada. La idea de proyecto de selecciones nacionales está más firme que nunca, ahora tenemos que mantenerla y profundizarla. Nosotros tenemos nuestra propia visión del proyecto de selecciones nacionales, por eso queremos que esto se defina a través de una secretaría técnica que asesore a Comité Ejecutivo, que podamos tener la visión de las gremiales, Audef, Mutual, y con una definición clara del Ejecutivo mirando al fútbol que viene para adelante. Para nosotros el proyecto de selecciones nacionales tiene que ser algo que exceda largamente el perímetro del complejo de la selección. Tiene que pasar por una visión de largo plazo al fútbol uruguayo, que tiene que ver con la integración territorial, que tiene que ver con la integración del fútbol infantil de ONFI con el juvenil de AUF, que estuvieron divorciados durante tanto tiempo. Hoy no existe ese salto, porque las selecciones se van consolidando desde fases más tempranas a las que las consolidamos en Uruguay. La búsqueda del futbolista viene más abajo en las edades y por eso debemos integrarnos más con ONFI, de lo que estuvimos en este tiempo. La integración territorial del país no puede permitir más demoras. Trabajamos en campeonatos de integración de juveniles, la reincorporación de equipos importantes del interior con plazas que pueden dar mucho como los proyectos de Salto, Paysandú, Tacuarembó FC, y otros que están en proceso. Hay equipos que compiten en cinco categorías de juveniles, como Rocha, que hasta hace poco participaban solamente con dos. Está faltando poner el ojo en algunas microrregiones como por ejemplo lo que pasa en Artigas, el Centro con Paso de los Toros-Durazno-Trinidad-Sarandí Grande, que es importante en la captación. Actualmente en los clubes de la AUF, tenemos realidades diferentes: hay jugadores que pueden formarse en cinco categorías desde que empiezan en el fútbol y otros, especialmente en el interior, solo en dos o tres, con lo que dan un hándicap muy importante en la formación. ¿Cómo se achica esa brecha? Aprovechando el aporte de los clubes en esos departamentos.

Eso a nivel de clubes…

Sí, apoyados por el Ejecutivo, que tuvo que abrir las puertas para avanzar en esas iniciativas a pesar de que hubo una campaña para que no se integraran esos equipos, y que apelaron en los tribunales la decisión del Ejecutivo.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

OFI había dado un paso importante con los centros U2030.

OFI empezó y estamos muy interesados en que pueda profundizarlos, por esa razón hemos apostado desde la AUF a proyectos de infraestructura con apoyo al interior, Tacuarembó tiene aprobado en su complejo una cancha de césped sintético, y estamos evaluando otros con la ley de juegos de azar. Queremos que el fútbol del interior crezca porque hay muchos jugadores que no tienen las mismas oportunidades que en Montevideo para formarse y competir. Para hacer funcionar todo eso hace falta capital y por eso apostamos a hacerlo a través de los clubes: la AUF empuja con recursos y tenemos formas de hacerlo descentralizadamente y no todo dependiendo de la Asociación.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

En la selección, ¿el próximo paso es nombrar al Director deportivo?

Sí. Es un cargo de confianza del Ejecutivo, de carácter técnico, con el cual hacemos nexos con las selecciones nacionales, seguimos de cerca el proceso de selecciones, pero también para poder diseñar el proyecto y tener responsabilidad sobre todo esto que implica el crecimiento del fútbol uruguayo desde abajo, desde las formativas y la enseñanza de los fundamentos.

Las obras en el Estadio Centenario y Uruguay sede de la Copa América 2028

¿Hay un antes y un después para el Estadio Centenario después de las finales de Conmebol?

Sin dudas. Era común leer informes en los diarios sobre el futuro del Estadio Centenario, la incertidumbre que existía en torno a su infraestructura. Además, Conmebol había advertido por la iluminación y algunas instalaciones que requerían actualización. Esto le abrió al estadio un sinfín de posibilidades y fue motivo de atracción durante un mes que el mundo entero vio que el Estadio estaba actualizado, con la expectativa de la candidatura de 2030 que encuentra la posibilidad de pensar en una reforma más importante.

¿Sigue pensando en Uruguay 2030?

Sin dudas. La región tiene la opción de ser anfitrión de ese Mundial. Es un jubileó, es la celebración de los 100 años de los mundiales. Es indiscutible que el cono sur de América, Uruguay y Montevideo, donde comenzó la fiesta más importante del universo como un mundial de fútbol, debe tener un peso suficiente como para pelear la candidatura.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

Después de las finales de Conmebol, ¿qué otro mega espectáculo puede recibir el Centenario?

Tenemos la posibilidad de la Copa América 2028. Si uno sigue la rotación, la próxima es Ecuador y luego le toca a Uruguay. No va a ser un asunto de este Ejecutivo, pero el próximo va a tener que pensar con seriedad esa organización y el siguiente será el anfitrión.

Los días difíciles de la amenaza de muerte

¿Cómo vivió las amenazas de muerte que recibió?

Fueron días difíciles. En ese momento hubo una cantidad de episodios vinculados con la definición del Uruguayo. Hice la denuncia correspondiente por las seis amenazas en redes sociales y en el teléfono que recibí durante tres días. Luego de la denuncia, paró todo y no hubo más.

¿Le sorprendió la situación que le tocó vivir?

Sí. No esperaba que pudieran llegar a ese extremo. Son cosas para las que debemos estar preparados.

¿Los denunciados estaban identificados con Peñarol?

Algunos sí, en la indumentaria que lucían, pero no puedo decir ni atribuir lo que ocurrió a ninguna corriente. Ya pasé la página, hice la denuncia y no iba a hacer carne de eso. Se pararon las amenazas y seguimos concentrados en lo importante que era la definición de la temporada.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

Así como en 2019 Nacional se plantó en un plan que confrontó su gestión con sus principales dirigentes, en 2021 vivió el mismo escenario con Peñarol y con Ruglio. ¿Cómo se prepara para afrontar esos embates?

Uno está preparado para esto. En Uruguay, los campeonatos se definen por tan pocos puntos porque las temporadas son cortas y además se juegan finales, y en esas definiciones ajustadas una polémica arbitral o de cualquier otra índole puede generar la visión desde afuera de que los campeonatos pueden definirse en otro ámbito que no sea la cancha. Nosotros tenemos que estar preparados para saber que esa presión existe, saber cómo evitar que no afecte lo institucional, que era la gran preocupación que teníamos, y dar respuestas justas a cada planteo. Nosotros no podemos dar respuestas diferentes a planteos similares. Debemos mantener con coherencia las acciones que desarrolla el Ejecutivo porque si no perdemos credibilidad. En este momento el Ejecutivo mantuvo la credibilidad en las acciones. Nosotros no cobramos al grito, no cambiamos de acuerdo a los vientos de presiones que soplan de un lado o de otro y podemos terminar la temporada diciendo que los campeonatos se definen en la cancha, los campeonatos tienen la garantía de una expresión institucional que no cede a corrientes de opinión o a presiones, y eso es lo que a fin de año podemos ostentar.

¿Por qué bajaron a Ferreyra?

Sin embargo, Peñarol pidió que Cunha y Ferreyra no le arbitraran y no le arbitraron.

Ferreyra estuvo designado para un partido de Peñarol recibió una convocatoria del exterior y no pudo dirigir.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

¿No lo bajó la AUF?

No. Ferreyra fue designado en un partido de Peñarol, para la octava o novena fecha, y en ese partido recibió una citación para un torneo internacional y tuvo que viajar.

Peñarol hizo saber que la AUF lo había bajado.

No. La AUF no bajó a ningún árbitro.

Ignacio Ruglio, presidente de Peñarol

Habló con Ruglio sobre la forma en que con sus mensajes alimentó que los hinchas se irritaran más y creciera la sensación de inestabilidad.

Tuvimos una charla reciente y mantengo el contenido de la reunión en reserva. No hago referencias a charlas particulares. Para nosotros el fútbol siempre se define adentro de la cancha.

La quita de puntos: un asunto que estaba a estudio por un caso de 2017

En 2022 eliminarán la quita de puntos en algunas situaciones, como la que ocurrió en el final del último torneo en el partido Cerro Largo-Nacional.

Hace tiempo trasladamos el tema a una comisión y no lo quisimos hacer público en medio de la definición de los torneos. Están ajustando el estatuto y el artículo 124 que prevé la pérdida de puntos por esta causal. En 2017 ocurrió una situación muy desagradable, que desembocó en un descenso de Sud América porque un entrenador habría dado indicaciones desde la tribuna. Por esa causal pierde los puntos y finalmente se va a la B. Esos dos puntos que ganó Danubio le permitieron clasificar a la Copa Sudamericana, y otro equipo que había llegado a la Copa quedó afuera. Las decisiones deportivas no se pueden dar por situaciones que surgen fuera del ámbito deportivo, salvo situaciones flagrantes como falsificación de identidad, de un carné de salud, ausencia de la documentación que habilita a jugar. Ese fue el disparador para este cambio en el que impulsamos multas o recrudecimiento de la pena de que los sancionados no puedan ingresar. Esperamos que esto se vote en marzo o abril.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

Nada tuvo que ver en el tema la presión que hizo Peñarol.

Como le dije, lo planteamos por lo que había ocurrido con Sud América en 2017 y estábamos trabajando en eso.

La Liga Profesional y la reelección

¿Cuál es la posición de la AUF respecto a la Liga Profesional, que este mes anunció sus nuevas autoridades?

La AUF fue clara en el comunicado del 17 de agosto en cuanto a que no se alcanzaron las condiciones formales para la creación de una liga, por tanto no hay liga profesional actualmente que no sea la que está organizada dentro de la AUF. No hay ningún reconocimiento a la actividad (del miércoles 22) ni a la elección. Además recibimos una cantidad importante de notas de instituciones que fueron invitadas a esta reunión y que tienen la misma posición de la AUF respecto al tema. No vamos a reconocer de ninguna manera todos estos actos que se quieren consolidar. Es muy claro cuál es la forma para crear una liga. Está previsto en el Estatuto y no se alcanzaron los porcentajes de votos. Y hay un tema que va más allá de la Asociación: hay 14 clubes que tienen una visión sobre el tema de la Liga Profesional y otras 14 una visión diferente; tienen que ponerse de acuerdo. Es muy claro que las condiciones estatutarias para la creación de la Liga no están dadas, no se dieron el 16 de agosto y por tanto no hay ninguna liga en curso.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

¿Está pensando en la reelección tras el Mundial 2022?

Todavía no. Estoy concentrado en la selección y en consolidar los cambios que la pandemia puso en un paréntesis como la profesionalización de las competencias locales, aumento de los recursos económicos para las actividades de las competencias locales, que la selección pueda profundizar su proceso a pesar de estar concentrado en la clasificación al mundial, seguir apostando a la captación de capitales para que el fútbol uruguayo sea más profesional y pueda haber mejores instituciones profesionales. En estos tiempos tenemos que seguir adelante con el crecimiento comercial de la AUF y el crecimiento del área de comunicación para que la AUF se siga consolidando como una entidad que dialoga con la sociedad de forma directa. Esos son los cambios principales a los que hay que sumar los cambios en infraestructura que queremos profundizar. En 2021 se  hizo la reforma del Estadio Centenario, pudimos consolidar la recuperación de cuatro infraestructuras de canchas en la C, en Parque Oriental, Parque Huracán que puede ser cancha de Primera en 2022, Parque del Plata y Parque Suero. Todo se hizo con recursos de desarrollo que surge de la consolidación económica de la AUF. Hubo apoyo a la iluminación del Parque Prandi y el Palermo. Tenemos dos estadios nuevos en el circuito de primera con iluminación. Hubo apoyo con la iluminación al Campus de Maldonado. Otros apoyos a otro estadio que está en e circuito institucional y necesita las luces. Además, en 2022 tenemos que avanzar con dos estadios más iluminados. Queremos llegar con un cronograma para que todos los escenarios de Primera estén iluminados, lo que quita polémicas en las fijaciones y que el público pueda seguir recibiendo la televisación en todos los partidos.

Los contratos de TV

¿La AUF impulsa la televisación de todos los partidos? ¿Es algo que llegó para quedarse?

Creo que sí. La AUF expresó a Tenfield hace mucho tiempo que la empresa Mediapro planteó en 2018 la necesidad de televisar todos los partidos porque es lo que consolida económicamente un producto.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

¿En el año 2022 se va a sentar a conversar con Tenfield por la renovación del contrato de TV?

Se acerca el final del contrato y es claro que lo que se recibe por televisión en Uruguay está lejísimos de lo que se paga en mercados parecidos a Uruguay. Los clubes no acceden ni al 30% de lo que se factura por TV en Uruguay. El replanteo de la televisación es urgente.

Creo que el 2022 es un año propicio para replantearnos realmente cuál es el futuro del valor de los derechos de TV del fútbol uruguayo y poder obtener un pago acorde al mismo en beneficio de los clubes. El estatuto marca que son los clubes los que deciden con su mano levantada hacia dónde van los derechos de TV. Hoy los clubes uruguayos captan un 30% de la torta que genera el fútbol cuando en el resto de los países consiguen entre un 60 y 68%, con países con profundidad de mercado que asemejan a Uruguay. Es imprescindible e impostergable conversar sobre esto.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...