Cargando...
Daniel Caggiani (FA) convocó al canciller a la Comisión Permanente.

Nacional > Parlamento

TLC con China: Bustillo deberá presentar "hoja de ruta" o reconocer que "se pinchó el globo"

El Frente Amplio apuntará en el Parlamento a la falta de información y al funcionamiento "casi clandestino" de las negociaciones con China 

Tiempo de lectura: -'

23 de febrero de 2022 a las 05:02

Mario Benedetti solía decir que un pesimista es solo un optimista bien informado. El Frente Amplio, sin embargo, se muestra optimista en que el viernes pueda acceder a una "hoja de ruta" sobre cómo piensa seguir el gobierno las negociaciones para un eventual tratado de libre comercio (TLC) con China. 

Eso es lo que, "por lo menos", deberá presentar el canciller Francisco Bustillo, cuando ese día concurra convocado en régimen de comisión general a la Comisión Permanente del Poder Legislativo. 

Esa "hoja de ruta" deberá contener cómo está parado el país en estas negociaciones, las posibles fechas previstas, los eventuales resultados que se prevén y los "ganadores y perdedores" que habría con la firma del tratado con el gigante asiático. 

Así lo dijo Daniel Caggiani (MPP) a El Observador. A instancias de la oposición, el ministro de Exteriores deberá responder además por las demoras en presentar esas conclusiones (el estudio de factibilidad), que en la práctica representarían recién el paso para lograr ese acuerdo comercial. 

Es que el Poder Ejecutivo viene bastante demorado en la prometida presentación de ese documento. En setiembre del año pasado el presidente Luis Lacalle Pou había reunido a representantes de todos los sectores políticos con representación parlamentaria para anunciarles que había iniciado "negociaciones formales" para un TLC con China. Lacalle exhibió una carta enviada desde Pekín. 

El gobierno preveía presentar el estudio de prefactibilidad en diciembre. "Viene bien", había afirmado ese mes Lacalle Pou durante una recorrida por Piriápolis.  Pero ciertas "demoras", atribuidas a fines del año pasado por Bustillo a los efectos de la pandemia, hicieron que la presentación del documento, según el canciller, se difiriera para "enero o febrero". 

La siguiente fecha prevista fue "el primer semestre" de este año, apuntó Caggiani.  "Ahora, ya no parece haber expectativas para eso", remarcó el flamante senador del MPP. "No hubo más información y las expectativas desaparecieron y se pinchó el globo", señaló. 

Caggiani dijo que parece haber un funcionamiento "casi clandestino de las negociaciones". El Parlamento, agregó, desconoce absolutamente todo. Tampoco las propias cámaras empresariales, que llegaron a elaborar su propio estudio sobre los impactos de un posible TLC con China. 

Para el Frente Amplio, esa falta de transparencia también alcanza a la bancada oficialista en el Parlamento. La oposición planteó el año pasado convocar al embajador chino en Uruguay, Wang Gang, para conocer su posición. También propuso invitar a los representantes diplomáticos de Argentina, Brasil y Paraguay, sobre su postura sobre la voluntad de Uruguay de negociar acuerdos con terceros países al margen del bloque. En los dos casos, la coalición de gobierno rechazó dar sus votos. 

El legislador frenteamplista sostuvo que todo este proceso marca "cierta confusión" en la política exterior del gobierno que, a su juicio, se apresuró a tomar determinadas decisiones. Para Caggiani, la administración Lacalle "puso la carreta delante de los bueyes", sobre todo en lo que refiere al contexto regional. 

En particular, según dijo, porque primero quiso avanzar en una flexibilización del Mercosur para poder negociar con terceros países, para luego decir que no necesitaba esa flexibilización. 

"Hay muchos grandes anuncios que no tuvieron resultado, lo que abre la preocupación de que Uruguay se quede sin el pan y sin la torta, aislado de nuestros socios regionales", señaló. "Avanzar en en este curso sin el aval del Mercosur puede tener consecuencias más complejas". 

Al respecto, Caggiani se preguntó si el posicionamiento del resto de los países del Mercosur hizo mermar el interés de China. Allí, el legislador planteó cifras: el intercambio comercial de China con Brasil es de US$ 100 mil millones anuales. Con Argentina, es de US$ 15 mil millones. Con Uruguay, de apenas US$ 5 mil millones anuales. 

En 2016 y durante la gestión de Rodolfo Nin Novoa, el Ministerio de Relaciones Exteriores ya había elaborado un estudio de impacto ante un eventual TLC con China.  Allí se mencionaba a ciertos sectores "sensibles" que se verían perjudicados ante una firma de un tratado de ese tipo. 

Allí se enumeraba a la industria textil, la vestimenta y la confección de zapatos, entre otros. En conjunto, decía ese documento que el Frente Amplio pondrá sobre la mesa el próximo viernes, estaban en juego 50 mil puestos de trabajo.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...