Cargando...
Ninguna de las dos gremiales de taxis conocía sobre la intención de Uber

Nacional > Uber y taxis

"Uber Taxi" toma por sorpresa a gremiales del taxi y reedita tensiones con la plataforma

Empresarios y trabajadores del servicio tradicional desconocían que Uber abriría una opción para integrarlos a su plataforma, en momentos en que el taxi ganaba pie en la competencia 

Tiempo de lectura: -'

09 de diciembre de 2021 a las 05:03

El anuncio, que cayó este miércoles en las casillas de correos de conductores y usuarios de la aplicación Uber, tomó por sorpresa a varios.

La aplicación de servicios de transporte de pasajeros, que arribó a Uruguay en 2015 no sin despertar polvareda entre los empresarios y trabajadores del taxi, comunicó el lanzamiento de "Uber Taxi", una opción para llevar la experiencia del taxi tradicional a la plataforma de la multinacional. 

La nueva rama de la aplicación invita a los taxis a trabajar para la aplicación con las tarifas tradicionales de los taxis bajo el ordenamiento de Uber, pero tanto la Gremial Única del Taxi como el Sindicato Único de Automóviles con Taxímetro y Telefonistas (Suatt) no tenían conocimiento sobre la propuesta al momento de su anuncio.

"Nos enteramos de esto hoy como te enteraste vos", resumió uno de los representantes del taxi consultados por El Observador

Los sindicatos se reunieron en la noche de este miércoles para trazar los pasos a seguir.

Uber anunció su nueva funcionalidad como una nueva opción que estará junto a UberX, modo de viaje tradicional de la empresa. Podrán acceder los taxis con documentación (licencia profesional, habilitación de taxi y altas impositivas) que así lo deseen. No se regirán por la tarifa dinámica, lo que permitirá que el precio más bajo fluctúe dependiendo del costo de los Uber.

Misma estrategia, distinto contexto

La aplicación llegó a Uruguay en noviembre de 2015 sin avisar a las autoridades

La app de transporte particular Uber ingresó al mercado uruguayo en noviembre de 2015. En ese momento, anunció que ya estaba operativo en el país sin dar notificación a ninguna de las autoridades ni a los taxistas. Eso llevó a que la Intendencia de Montevideo y el gobierno nacional debieran regular su situación tras la presión de los sindicatos.

La estrategia de Uber, que se ha replicado en la mayoría de los mercados, fue introducirse en principio sin marco regulatorio, lo cual eximía sus conductores de pagar la patente, el canon, los permisos y los tributos que tienen los taxistas.

Los taxistas, que en un principio vieron cómo su competidor ponía tarifas muy por debajo de las de los taxis tradicionales, realizaron varias protestas por el ingreso intempestivo de Uber. "Hoy el taxi enfrenta a una empresa que no respeta al Estado uruguayo", expresaba un comunicado de la Gremial Única de Taxi compartido el día del anuncio de la aplicación.

Su ingreso también fue criticado por el gobierno nacional y la Intendencia de Montevideo.

La introducción de Uber Taxi, sin embargo, se da en un contexto distinto, en el que el servicio del taxi venía ganando pie ante su competidor tecnológico.

Cuando el servicio de aplicaciones entró en Uruguay, con la empresa Uber, los usuarios se volcaron a la novedad por varios motivos: el precio era más bajo, los autos eran mejores, se pagaba desde el celular y la calidad del servicio era vista como superior ante la desgastada imagen que tenían los taximetristas.

Hoy, seis años, la cuenta empezaba a revertirse con varios usuarios que se volcaban nuevamente al servicio tradicional, que desde la llegada de Uber había introducido varias mejoras, como el pago por medios electrónicos e incluso los pedidos de móviles por plataformas digitales.

Un aspecto crucial para la competencia es el precio, y sus componentes de oferta y demanda. Con tarifas planchadas, las aplicaciones son más baratas que viajar en taxi. Así surge al comparar valores fijados por las compañías para los coches privados y los definidos por el Ministerio de Economía (MEF) para los taxis. Sin embargo, cuando se activa la tarifa dinámica por alta demanda, los precios de Uber pueden llegar a ser ampliamente superiores a los del servicio tradicional. 

Desde Uber se ha cuestionado a la intendencia por el cierre del registro de permisarios que impera desde 2018, que lleva a una reducción de la oferta y un consiguiente aumento en las tarifas en determinados momentos.

Desde la compañía plantearon a El Observador que la mayoría de conductores se acercan a la plataforma para desempeñarse por un plazo transitorio de seis meses y con la mira puesta en su salida. Con el registro cerrado, la aplicación pierde a esos permisarios pero no puede reincorporarlos.

 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...