Selección > el análisis

Uruguay, el karma de Tabárez con Brasil y la noche en la que quedó menos que nada

La selección de Tabárez volvió a sufrir en carne propia la inferioridad futbolística ante un Brasil que sigue invicto en el camino a Catar 2022; ¡Uruguay está otra vez quinto!

Tiempo de lectura: -'

17 de noviembre de 2020 a las 23:08

Uruguay devuelve a través de la televisión, en el partido con Brasil en el Estadio Centenario por la cuarta fecha de las Eliminatorias, una imagen que genera nada. ¡Nada! O menos que eso, porque la expulsión de Edinson Cavani (bien sancionada por el VAR a los 70 minutos por una falta sobre Richarlison) también le puso una cruz al único ítem de los tres que para Tabárez son innegociables en cada noche de fútbol: comportamiento, rendimiento y resultado.

Lo que en lo previo prometía ser una difícil noche en el clasificatorio para el Mundial Catar 2022, porque la estadística de Tite al frente de Brasil (16 partidos invicto en Eliminatorias, 14 triunfos y dos empates) dejaba escaso margen para imaginar otro final que no tuviera una derrota, finalmente se resume en la incapacidad de la selección para resolver frente al fútbol de Brasil, ante el que cayó 2-0.

Este problema de Tabárez, un entrenador que encontró soluciones para imponerse en todos los escenarios adversos –el penúltimo que le faltaba resolver era ganar en el infierno de Barranquilla, que consiguió el viernes-, se perpetúa como la deuda futbolística.

Uruguay no le pudo ganar a Brasil. Ni este martes ni desde hace 14 años con Tabárez, ni antes con Fossati ni Carrasco. Y ya deja de ser una casualidad, y se transforma en consecuencia de una realidad deportiva y psicológica.

El lugar que los uruguayos asumen, por carácter, de que no existen invencibles, esta vez encuentra límites que resultan insalvables.

La selección le planteó desde el inicio un juego sin margen para los riesgos, con todo el equipo defendiendo en su cancha. La oposición al rival, y evitar regalar metros de su campo, como forma de contener lo que mejor saben hacer los brasileños, que es jugar con la pelota en espacios reducidos y en terreno rival, se transformó en la mejor estrategia durante 30 minutos.

Una estrategia que le dejaba escaso margen para aportar en otros aspectos del juego, y quedaba atado en su campo.

Este martes Uruguay extrañó a Matías Viña, quien el sábado dio positivo de covid-19. Con el de Palmeiras, la selección hubiera tenido una sociedad por derecha con De la Cruz y Darwin Núñez, que le podría haber brindado a la selección otras opciones ofensivas, que no supo aprovechar con Agustín Oliveros. No es responsabilidad del defensa de Nacional que debutó este martes en la selección, pero su escasa incidencia en el juego ofensivo dejó rengo a Uruguay. Que también padeció los mismos problemas por derecha, con Martín Cáceres.

Este martes, Uruguay también extrañó a Bentancur, quien anduvo bajo. Le faltó ponerle el ritmo que debe aportar el de Juventus al fútbol de este equipo. Le faltaron sociedades a esta selección en el mediocampo. Faltaron desbordes y profundidad. 

Solo sostuvo la convicción de que defendiendo podría estirar la agonía futbolística ante un rival superior. Nada más que eso.

Si a los cuatro minutos hubiera entrado el derechazo de Darwin Núñez, que se estrelló en el travesaño, el partido pudo haber tomado otro giro. Incluso así, con la ventaja en el marcador, hubiera sido muy difícil resistir futbolísticamente frente a este equipo de Brasil que tiene una consistencia y solidez en su juego, profundo, incisivo, a un toque y que es capaz de enredar a Uruguay.

Cuando el esfuerzo en el partido de Barranquilla y solo cuatro días de recuperación empezaron a pasar factura; cuando la suerte jugó a favor de Brasil y el equipo quedó 0-1 por el gol de Arthur a los 34' (en un remate que rebotó en Cáceres y descolocó a Campaña), y recibió el segundo en el final del primer tiempo, la suerte de Uruguay había quedado echada.

Ni los cambios, que Tabárez ejecutó a los 60 minutos cuando vio que el mediocampo se le había fundido (mandó a Brian Rodríguez por Bentancur y a Arambarri por Torreira), fueron capaces de hacer rodar a Uruguay hacia un buen lugar.

La infracción de expulsión de Nandez a los 66 minutos, que el árbitro solamente sancionó con amarilla, y la roja de Cavani a los 70, expresaron más del estado anímico y del agotamiento físico de Uruguay que de una realidad futbolística de este equipo.

Cansado, malhumorado, sin ideas, Uruguay terminó sufriendo la visita de Brasil.

Cargó otra vez la mochila con otra derrota de local ante los brasileños, y quedó quinto en la tabla de posiciones de las Eliminatorias, en ese lugar que le queda chico a esta selección que debería clasificar en forma directa al Mundial de Catar, porque salvo este Brasil, le puede jugar y ganar a cualquiera.

Se cierra un año 2020 especial de Eliminatorias, en medio de la pandemia de covid-19, con la incertidumbre sobre el futuro del clasificatorio (¿los equipos europeos seguirán cediendo a sus estrellas por las que pagan millones de dólares para jugar el clasificatorio y luego se las pierden por positivos de covid-19 dos o tres fechas?), la certeza de que Uruguay construye con esta nueva selección, de los históricos que llegan a su fin y de los nuevos que asoman con esperanza, un camino que busca regularidad en sus producciones y seguridad de que tiene razones futbolísticas. Porque no todo está tan mal, aunque este martes quedó menos que nada como balance de la actuación celeste. El primer tiempo ante Chile y el partido en Colombia son el norte futbolístico de esta selección uruguaya para aspirar a la clasificación al Mundial de 2022 sin sufrimientos.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...