Agro > INAC

Uruguay se adapta a los nuevos métodos de comercialización de carnes

Chinos comprando desde el celular, las decisiones de los millenials y la mirada en Australia

Tiempo de lectura: -'

22 de abril de 2019 a las 17:42

Los métodos de comercialización de carnes en el mundo han ido mutando, lo que establece una necesidad de adaptación, destacó a El Observador Lautaro Pérez, gerente de marketing del Instituto Nacional de Carnes INAC), quien expresó que en ese marco “el mundo de hoy brinda la gran oportunidad al proveedor de carnes de acercarse al consumidor y a este de acercarse al proveedor, al productor, lo que deriva de este mundo digital en el que vivimos”.

Para dar una idea, mencionó que en China hay 500 millones de personas entre los 1.400 millones de habitantes que hacen las compras a través del celular.

“Para esa gente todo pasa a través del celular, ya prácticamente no hay efectivo y eso es una de las enormes diferencias con respecto a lo que podía pasar hace solo 10 años”, cuando ese vínculo tan próximo entre proveedor y consumidor era casi imposible y en todo caso muy costoso.

“Hoy es algo que sucede con total naturalidad y en camino en el que no podemos estar afuera”, expresó el funcionario del instituto.

Hay, por otra parte, una focalización en los millennials, en gente de 20 a 40 años, “gente que en todo el mundo tiene otros hábitos de consumo, sus preferencias, otras preocupaciones que no son estrictamente las del producto, sino las del proceso, le preocupa la gente que esta atrás del producto, el bienestar animal, el cuidado del ambiente y toda esa gente se informa y mucho al momento de comprar sus productos”.

Ese mundo, donde se achicó tanto la distancia entre el consumo y la producción, “eso es por un lado un desafío y por otro lado es una nueva oportunidad y nosotros, como país, estamos captando eso tratando de aprovecharlo”, destacó.

Uruguay, enfatizó, “debe invertir en la marca, en la carne vacuna, porque eso tiene un retorno, aunque se sabe que es en el largo tiempo”. Tan valioso como eso es que “esa inversión tiene que ir acompañada de una promesa, de un producto que siempre cumpla con lo que se está ofertando, en términos de calidad y lo que importa muchas veces es que sea una calidad consistente en el tiempo”.

 

Lautaro Pérez

 

 

Una gran ventaja

En Uruguay, valoró, tenemos una ventaja, “contar con un producto de primerísimo nivel”. La carne uruguaya, señaló Pérez, “es una expresión de libertad e inteligencia, ese es un poco el resumen con el que uno quisiera poder posicionar a la carne de Uruguay en el mundo”. Más allá de conceptos como “carne de calidad” o “carne tierna”, se apela a algo más que Uruguay ofrece, “uno de los grandes atributos de Uruguay y de sus sistemas, vinculados a la libertad y esa libertad está vinculada al espacio, al cielo abierto, al pasto, al productor que elige y toma decisiones de qué hacer, cómo hacerlo”.

A eso se le añade, indicó, “la inteligencia, el saber, un conocimiento acumulado de muchos años en los productores, en las empresas, específico de Uruguay y que hace que la producción sea de una determinada manera, distinta a lo que ocurre en Argentina, Brasil y otros países del mundo”.

Pérez indicó que en el INAC “nos estamos apoyando en esos valores, en esos puntos diferenciadores para Uruguay y creemos que eso tiene bastante llegada en el mundo de los consumidores jóvenes que buscan productos auténticos, no que le estés vendiendo algo, quieren cosas auténticas y esas cosas auténticas a veces llevan determinada imperfección, por decirlo de alguna forma, eso tiene su atractivo, es una singularidad y es lo que podemos ofrecer en Uruguay, con la virtud de que es lo que está arraigado en el conocimiento de la gente en el campo y en las empresas”.

 

 

Con la mira en Australia

Desde el INAC hay una mirada especial hacia Australia, admitió Pérez. “Lo miramos particularmente, como un ejemplo a seguir”. Ese mercado tiene una suerte de INAC, el Meat & Livestock Australia, “con algunas diferencias porque han tenido tres grandes reformas y actualmente es una compañía y los accionistas son los productores”. Australia “es un ejemplo a seguir, es un país que exporta el 70% de la producción de carne al igual que Uruguay y en ese sentido exportar tanto de lo que se produce es un desafío compartido”.

“Muchas veces subestimamos lo que es exportar, no nos damos cuenta. Cuando uno tiene un mercado interno grande todas las pruebas son en primero en casa, es mucho más fácil y hay menos errores y costos de aprendizaje, con reglas que conoces, con consumidores que conoces. En Uruguay debemos salir a conquistar mercados y consumidores que para peor, a diferencia de lo que le pasa a Australia, están al otro lado del mundo, es una diferencia gigantesca estar a 50 días de China que estar a 15”, indicó.

Con Australia hay similitudes y diferencias, añadió. Y remarcó que “ellos son muy prácticos y llevan las cosas adelante con mucha especialización y focalización y eso es parte de una cultura que creemos que esta buena, no le tienen miedo a encarar grandes temas, los abordan, los discuten y los trabajan”.

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...