Economía y Empresas > RESPUESTA A TALVI

"No comparto que la economía de Uruguay esté débil", dijo Astori

De to das formas, el jerarca reconoció que se debe aumentar la inversión y elevar la creación de empleo

Tiempo de lectura: -'

13 de junio de 2018 a las 12:31

El ministro de Economía, Danilo Astori, defendió este miércoles la definición política que tomó el Poder Ejecutivo de aumentar el gasto en la próxima ley de Rendición de Cuentas, y rechazó que la economía uruguaya esté débil como diagnosticó el director académico de Ceres Ernesto Talvi.

El jerarca dijo que el gobierno tiene la misión de gobernar, mientras que las organizaciones sindicales defienden sus intereses con medidas que consideran pertinentes, en alusión a las acciones de lucha anunciadas por los sindicatos de la educación resueltas el pasado fin de semana.

"Estoy absolutamente seguro de que se está haciendo el mayor esfuerzo en términos relativos con referencia al PIB, el mayor aumento que estamos previendo en esta Rendición de Cuentas, que tiene que ser muy cuidadoso, es para la educación, y por lejos", sostuvo Astori a la salida de una disertación organizada por Somos Uruguay que tuvo al presidente del Banco Central, Mario Bergara, como orador principal.

El jerarca apuntó que cuando llegó el actual gobierno el gasto en educación era de 4,8% del PIB y ahora con esta nueva rendición se está llegando a 5,2% del producto, lo que va en la línea de llegar al 6%.

Además, Astori respondió al director académico de Ceres, Ernesto Talvi, al sostener que Uruguay tiene una posición financiera muy sólida con altos niveles de liquidez y las reservas más importantes de su historia, sumado a un sistema bancario con solvencia y con menos exposición al riesgo del que tuvo en el pasado.

"Esto da serenidad para ir resolviendo los otros temas macroeconómicos que tiene el país, particularmente el tema fiscal. Con plata los problemas se arreglan mejor, con más tiempo y serenidad. Sin plata es mucho más difícil", graficó el ministro.

Lea también:Talvi: el proyecto de Rendición de Cuentas deja "en estado de fragilidad" la situación fiscal

Talvi había dicho este martes que la foto de Uruguay en algún aspecto es similar a la de Argentina. Esto es: situación económica y fiscal débil con bajo crecimiento, pérdida de empleo, caída de la inversión y alto déficit fiscal. Se suma el crecimiento acelerado de endeudamiento financiado por capitales extranjeros de corto plazo a los que se retribuye con altas tasas de interés, en un contexto económico global en donde el crédito se está haciendo más escaso y más caro, y en un escenario regional complicado.

A su vez, Astori auguró que aunque la producción está creciendo a un ritmo menor al de años anteriores, se va a ir recuperando progresivamente. Dijo que para 2018 se prevé un crecimiento del 2,5% del PIB y para 2019 y 2020 puede llegar a 3%.

"En las actuales circunstancias difíciles que vive la economía del mundo y el vecindario, estos son buenos números. No comparto que la economía de Uruguay esté débil, aunque sin dudas se necesitan mayores niveles de inversión y crear empleo porque se han destruido miles de puestos de trabajo", reconoció.

Finalmente, sobre la inflación el ministro aseguró que la última suba se dio por razones globales y regionales, pero que desde su ministerio se confía en que va a volver a ubicarse a niveles bajos nuevamente.

Lea también: La fuerte suba del dólar en mayo dejó la inflación en su mayor nivel en más de un año

El ministro anunció además que en oportunidad de que Uruguay asuma la presidencia pro tempore del Mercosur, el próximo sábado Astori viajará a Asunción, y se llevarán a cabo reuniones tanto con cancilleres como con ministros de economía del resto de los países integrantes del bloque. En este sentido, Astori señaló que se aprovechara la circunstancia para generar un intercambio con su par argentino.

Comentarios