Opinión > EDITORIAL

Aprender a manejar es la cuestión

Los números de muertos por accidentes de tránsito asustan e indican que debemos de cambiar 

Tiempo de lectura: -'

21 de diciembre de 2018 a las 05:04

Las cifras sobre accidentes de tránsito mortales en 2018 son espeluznantes. Los uruguayos morimos en las calles y carreteras como moscas y las autoridades no logran dar con el clavo para evitar más fallecidos. Estamos ante una epidemia nacional que debe ser atendida como tal. Las cifras presentadas esta semana obligan a encarar el tema. Los guarismos de muertes crecen y las campañas de prevención brillan por su ausencia. Al menos en las ciudades es moneda corriente ver motociclistas tirados en el asfalto junto a sus motos chocadas por algún vehículo. Para quienes circulan a diario como choferes de taxis o Uber ver accidentes con heridos o muertos es parte del paisaje. Basta preguntarles para saber de primera fuente lo mal que manejamos los uruguayos y lo poco que se respetan las normas en el tránsito. Entre los accidentados son los jóvenes entre 13 y 24 años los que más perecen luego del accidente.

En las rutas nacionales la cuestión es peor ya que por ella circulan cachivaches motorizados que deberían estar en un museo o en un taller mecánico para su desguace. Esta situación sumada al pésimo estado de las carreteras se combina para que lamentablemente tengan sentido las cifras presentadas por el presidente de la Unidad Nacional de Seguridad Vial (Unasev) en su informe anual.
“Este año lamentablemente, han aumentado los fallecidos en siniestros de tránsito. Siguen aumentando”, dijo resignado Fernando Longo, presidente de la unidad. Los fallecidos en 2018 serían –según la proyecciones anunciadas– un 13,9% más que en 2017.

Se proyecta que al finalizar el año serán 514 los fallecidos en siniestros de tránsito en Uruguay. Si bien en los años anteriores la cifra fue menor, en la última década se constata un incremento. En 2016 fueron 446 los decesos y 470 los muertos en 2017.
 “Es una epidemia que nos aflige y tenemos que seguir trabajando”, expresó Longo. 

La principal causa de los accidentes con muertes es el factor humano. Allí se enumeran una serie de factores como la distracción, no respetar las señales y no usar elementos básicos de protección como lo es el casco o el cinturón de seguridad. Habría que desglosar, así como se hace con la espirometría, la cantidad de accidentes que ocurren por gente hablando o chateando con el celular mientras se encuentra al volante, cosa que aún no sucede.

Como era de sospechar son los motociclistas los que más mueren en el tránsito. Representan el 45% de los fallecimientos (215 casos), seguido de los conductores de autos y camionetas con el 32% (154), peatones con 16% (79), ciclistas con 4% (21) y conductores de camiones con el 2% (9).

Longo consignó que una de las principales causas de lo decesos ocurre por la llegada tarde de las emergencias móviles. Un 60% de las muertes ocurre en el lugar del siniestro, y según sus palabras podrían tener la oportunidad de sobrevivir si la ambulancia llegase a tiempo.
La novedad de este año es que revirtió la situación en cuanto al lugar de los fallecimientos, ya que se dieron más en ciudades y caminos (52%), y menos en rutas nacionales (48%). La situación fue al revés los últimos tres años. “Esto en un problema de todos”, sentenció Longo al finalizar su presentación en la Unasev. Vaya si tiene razón. 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...