Cargando...
Envidrio

Nacional > HISTORIA

De la "velita al socialismo" de Mujica a la liquidación: así fue el proceso de Envidrio

La empresa irá a liquidación este viernes tras el rechazo del Inefop a la última propuesta formal presentada para mantener a la unidad operativa y sostener las fuentes de trabajo

Tiempo de lectura: -'

29 de octubre de 2021 a las 12:25

El rechazo del gobierno a la propuesta de un inversor venezolano para mantener a la compañía Envidrio operativa durante todo el año y sostener las fuentes de trabajo de ese emprendimiento volvió a poner sobre la mesa una agitada historia de una fábrica de botellas de vidrio de “autogestión” obrera, que se inició en la primera administración frenteamplista.

Pese a que tuvo préstamos generosos que se sucedieron, exoneración de impuestos y apoyo político, el proyecto no logró ser sostenible, creció a los tumbos, cayó en irregularidades con sus trabajadores, y su principal líder, el exdiputado del Frente Amplio Daniel Placeres, fue procesado sin prisión por el delito de conjunción del interés público con el privado.

Formada por extrabajadores de Cristalerías del Uruguay, la historia de Envidrio se remonta al cierre de la planta en el Buceo, que el 21 de abril de 1999 dejó a unos 200 obreros sin trabajo. El sindicato decidió ocupar la fábrica, lo que se extendió por más de 400 días y buscaron reabrirla con gestión obrera.

Pidieron un préstamo de US$ 7 millones al Banco República, que no fue concedido en el gobierno de Jorge Batlle, por entender que no había garantía de recuperar un crédito de ese tipo.

Con la llegada del Frente Amplio, el proyecto de la fábrica de botellas fue reflotado y se abrió camino con un préstamo de casi US$ 4 millones que el gobierno de Hugo Chávez dio a los extrabajadores de Cristalerías a cambio de que viajaran a Caracas para capacitar a obreros.

Desde entonces, Envidrio se dedicó a la producción de envases de vidrio y trabajó ininterrumpidamente desde 2008 a 2016. En ese tiempo, obtuvo millonarios beneficios económicos por parte del gobierno venezolano y contó con el apoyo de los tres gobiernos frenteamplistas para funcionar bajo la gestión de sus trabajadores.

La compañía fue el sueño transformador del expresidente José Mujica y una apuesta político-ideológica del Movimiento de Participación Popular (MPP), que comenzó siendo asistido por el Fondo Raúl Sendic y se financió con aportes del Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros.

Durante su presidencia, el líder del MPP defendió de forma acérrima este modelo de gestión empresarial, respaldado particularmente por el Fondes, en el entendido de que había que prenderle una “velita al socialismo”. “No estamos montando una fábrica de futuros patrones. Lo que estamos es apuntalando a compañeros que quieren mantener una fuente de trabajo, procrearla y, si es posible, dejársela a sus hijos. No con el afán de ser ricos, sino de tener un trabajo”, dijo Mujica en un acto allá por el 2012. 

Los pagos en negro y el procesamiento de Placeres

Cuando fue electo diputado por el MPP, Placeres renunció al cargo de directivo de la empresa autogestionada pero, continuó dirigiéndola y desde el Parlamento hizo gestiones para beneficiar a esa cooperativa. Y no lo hizo “por razones históricas o sentimentales como se alega, sino en un rol directriz y de gestión en varias áreas de la empresa ya sea operativas, de producción o de los recursos humanos”, concluyó el  fiscal de Crimen Organizado Luis Pacheco al pedir su procesamiento.

Como la cooperativa no podía pagar préstamos y precisaba más dinero, el entonces legislador impulsó una moción para que el Ejecutivo diera una solución, que se concretó con un crédito del Instituto Nacional de Empleo y Formación Profesional (Inefop) por US$ 1,5 millones.

"¡Por favor! No se puso un peso en el bolsillo", exclamó en ese entonces Mujica.

La situación llevó a los legisladores nacionalistas Rodrigo Goñi y Jaime Trobo, hoy fallecido, y al entonces independiente Gonzalo Mujica a llevar el tema a la Justicia. Ocho empleados de Envidrio que habían demandado a la empresa por rubros salariales impagos testificaron en contra de Placeres.  

Más allá de desvincularse formalmente, el dirigente continuó yendo a la fábrica y tomando decisiones en la directiva, al tiempo que promovió en la órbita del gobierno beneficios para la cooperativa, como la extensión del seguro de paro.

La investigación logró probar que, como diputado, Placeres intervino proponiendo y aconsejando como integrante de la Comisión de Legislación del Trabajo la aprobación de una minuta de comunicación al Poder Ejecutivo, que fue aprobada y votada el 18 de octubre de 2017,  en la que se pedía realizar esfuerzos para buscar todos los instrumentos y mecanismo para lograr financiación de la planta industrial Envidrio  “y dar de esta forma célebre inicio a la producción de la misma”.

Un problema en el horno hizo que la fábrica dejara de funcionar en agosto de 2016 mientras se construía una segunda planta. Los trabajadores fueron enviados a seguro de paro y 71 de ellos recibieron pagos en negro mientras seguían en esa condición.

El pulgar abajo del gobierno

En total, los préstamos de capital a Envidrio fueron por US$ 11,5 millones y la última refinación que se hizo fue por US$ 15 millones. Las deudas millonarias acumuladas con dos organismos del Estado, como Fondes-Inacoop (US$ 17 millones) e Inefop (US$ 1,6 millones), dejan en la actualidad su pasivo en más de US$ 50 millones. 

A raíz de esas dificultades financieras, el gobierno del presidente Luis Lacalle Pou decidió bajarle la persiana al reflote del proyecto. 

La empresa, que integran las sociedades anónimas Ebigold (10 embargos y un fideicomiso), Alenvidrio (dos embargos) y la Asociación Civil 21 de abril Envidrio (sin embargos), comunicó en mayo de 2020 que no estaba en condiciones de hacer frente a los pagos previstos por la deuda que mantiene con el Fondes y, en consecuencia, el presidente, Martín Fernández, decidió ejecutar las garantías (maquinaria y galpón).

La Junta Directiva del Fondes resolvió iniciar acciones judiciales para hacerse de las garantías prendarias que se habían tomado cuando se firmó la última refinanciación con el proyecto industrial. 

Al mes, el Consejo Directivo del Instituto Nacional de Empleo y Formación Profesional (Inefop) decidió el envío de Envidrio a régimen de “concurso de acreedores” por deudas "incobrables".

Luego del rechazo del Inefop a la última propuesta formal presentada para mantener a la unidad operativa y sostener las fuentes de trabajo, la compañía irá a liquidación este viernes tras una junta de acreedores. La propuesta del inversor venezolano quedó por el camino. 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...