Cargando...
La reunión se realizó en la residencia presidencial de Suárez y Reyes.

Nacional > REFERÉNDUM

Lacalle pidió reeditar la fórmula del éxito de 2019 y apeló al "compromiso" de los intendentes para la campaña

El presidente pidió a "todo el mundo en la cancha" y destacó la importancia que tendrá el referéndum para el gobierno

Tiempo de lectura: -'

27 de enero de 2022 a las 05:02

Entre tiras de asado con ensalada, rondas "de intercambio" y un "speech motivador" del presidente Luis Lacalle Pou transcurrió la noche del martes y la madrugada del miércoles en la residencia de Suárez y Reyes, en donde el mandatario convocó a intendentes y referentes del Partido Nacional para hacer una puesta a punto de la campaña hacia el referéndum de la Ley de Urgente Consideración (LUC).

En un clima "distendido" y de "camaradería", Lacalle le habló a los suyos sobre la importancia de la instancia electoral que se dará el 27 de marzo, por su valor "más allá de los artículos de la ley" y lo que implica para la mirada general sobre la "gestión de gobierno", según señalaron a El Observador algunos de los asistentes al encuentro.

Pero por sobre todas las cosas, Lacalle Pou llamó al "compromiso" de los intendentes con la campaña en cada uno de los departamentos y pidió reeditar la fórmula exitosa de 2019: “todo el mundo en la cancha”, fue el pedido del presidente. 

Alrededor de una mesa donde había picada y algunos chorizos, Lacalle motivó a los intendentes blancos y les subrayó que tendrán un "rol protagónico" por el "despliegue territorial" que los jefes comunales pueden realizar de aquí a marzo. Para el presidente, el conocimiento del departamento y las localidades posiciona a los intendentes para "llegar de otra manera" en la defensa de la ley insignia del gobierno, y les transmitió que daba por descontado su apoyo.

Según participantes de la reunión, la intervención de Lacalle también incluyó varias de las pinceladas habituales con las que el presidente suele referirse a la LUC: dijo, por ejemplo, que es un "buen instrumento" para la población porque "consagra libertades y defiende derechos" –uno de los latiguillos que el oficialismo acordó como ejes de la campaña– y volvió a aludir a lo que ha denominado varias veces como "el razonamiento por el absurdo", en cuanto a que no ha encontrado a alguien que haya sido perjudicado por la ley de urgencia.

La oratoria de Lacalle fue bien recibida por los jerarcas departamentales, que luego tomaron cada uno la palabra en una "larga ronda" de participaciones. 

Allí el intendente de Rocha y vocero de la comisión de defensa de la LUC del Partido Nacional, Alejo Umpiérrez, hizo un informe de la estrategia que seguirá la colectividad en las próximas semanas, mientras que el resto de los intendentes habló cada uno "con su impronta".

El intendente de Florida, Guillermo López, dijo a El Observador que se manejó un "responsable optimismo" de que la ley no será derogada, pero que para eso hay que ser "capaces de transmitir y despejar las dudas con argumentos". Además, calificó al referéndum como "una instancia vital" para el gobierno.

La tónica compartida, de todos modos, fue el compromiso de "jugar fuerte" en "defensa de la LUC, del gobierno y del presidente", así como consultas y preocupaciones puntuales en el terreno "operativo", en particular la coordinación con el resto de los partidos de la coalición. 

En ese plano, durante la reunión se planteó que habrá una coordinación en los mensajes y la estética de la campaña, y se acordó que los asesores gubernamentales Nicolás Martínez y Roberto Lafluf serán los enlaces para acceder a cada uno de los materiales. 

Luego del intercambio sobre la campaña, los presentes compartieron un espacio "más informal" donde se habló "muy lateralmente" de otros temas de la agenda política. Entre los tópicos comentados estuvieron la marcha en general del gobierno y de la economía y hubo espacio también para que algunos intendentes trasladaran su preocupación en materia de vivienda y saneamiento.

A la reunión asistieron todos los jerarcas departamentales a excepción del intendente de Río Negro, Omar Lafluf, que faltó con aviso por ser contacto de un caso positivo de coronavirus. El jefe comunal de Paysandú, Nicolás Olivera, tampoco concurrió por encontrarse de licencia, pero en su lugar fue su suplente.

Del encuentro también participaron otros dirigentes blancos, entre ellos la vicepresidenta Beatriz Argimón, el secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado; el presidente del directorio del Partido Nacional, Pablo Iturralde, algunos asesores y líderes sectoriales: los ministros Luis Alberto Heber (en representación del Herrerismo) y Javier García (lista 40); y los senadores Carlos Camy (Alianza Nacional), Jorge Gandini (Por la Patria) y Sergio Botana (Mejor País). El sartorismo no tuvo portavoz porque su líder no está en Uruguay. Los últimos en retirarse lo hicieron después de la medianoche, luego de compartir un café.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...