Fútbol Internacional > LIGA EUROPA

Godín, el talismán de Atlético, va por un nuevo título

"Es especial, es uno de los jugadores más importantes del club", explicó Diego Simeone, su DT

Tiempo de lectura: -'

15 de mayo de 2018 a las 09:39

Diego Godín irá este miércoles por un nuevo título de la Liga Europa cuando su equipo, Atlético de Madrid, enfrente a Marsella en la final del segundo torneo de clubes del "Viejo Continente".

El uruguayo encarna a la perfección el hambre de victoria del conjunto colchonero, con una abnegación tal que le ha hecho perder tres dientes esta temporada durante un partido.

Para Godín, con sus dotes de mando en la defensa y la confianza que le deposita su entrenador, Diego Simeone, para liderar el juego defensivo, será una nueva ocasión para conquistar la Liga Europa, la que ya supo levantar en 2012.

"Clonarlo"

En Atlético, Godín es indispensable hasta el punto de que Simeone decía el pasado año que quería "clonarlo".

"Godín es especial, es uno de los jugadores más importantes del club", explicó Simeone sobre su defensa central. "Si hay un jugador al que no dejaría irse, es él", aseveró.

Aunque el sábado concedió un penal ante Getafe, finalmente detenido por su arquero (victoria de Atlético 1-0), Godín es un defensa batallador y eficaz. A imagen de la defensa de Atlético, la mejor de la Liga esta temporada.

"Si va bien, el equipo va bien", dice sobre él Germán 'Mono' Burgos, el adjunto de Simeone.

Godín, por supuesto, predica con el ejemplo y siente en sus carnes esa pasión que pone en cada partido, como ese amplio corte en el mentón sufrido esta temporada en un partido de la Europa League. O esos tres dientes que perdió contra Valencia en febrero, que le hicieron tener que someterse a una operación de reconstrucción facial.

La hinchada colchonera lo adora, sus compañeros ven en él un modelo y un gran hermano. El defensa, segundo capitán del plantel, ha tomado bajo su protección al atacante Antoine Griezmann, al que ha aficionado al mate y ha familiarizado con la cultura uruguaya.

"Me siento identificado con este club porque es mi casa", resumió Godín.

Su llegada en 2010 procedente de Villarreal coincidió con la edad de oro de Atlético. Sus goles en jugadas a balón parado, su especialidad, llegan a menudo en ocasiones importantes: su tanto de cabeza en el Camp Nou (1-1) dio la Liga española al Atlético en un partido decisivo en 2014 y también abrió el marcador en la final de la Liga de Campeones de 2014 contra el Real Madrid (derrota de su equipo 4-1 tras la prórroga).

Un hombre que se crece en las finales gracias a su mentalidad: "Son momentos en los que el aspecto psicológico importa mucho", dijo.

Comentarios