Fútbol > NACIONAL

La historia detrás de la negativa de Mejía a ser suplente en Nacional

Lesiones, viajes, cuarentenas, la oportunidad que perdió y el momento que se le escapó: Mejía un golero de selección que es suplente en Nacional

Tiempo de lectura: -'

04 de noviembre de 2020 a las 01:13

El 14 de octubre llegó a Montevideo después de defender a la selección de Panamá en dos amistosos ante Costa Rica. Tras una semana de cuarentena, el lunes 23 volvió a Los Céspedes. Sabía que tenía un solo partido por delante para jugar en Nacional hasta diciembre porque entre viajes con la selección y cuarentenas, la vida deportiva de los futbolistas extranjeros que juegan en Uruguay plantea obstáculos que son insalvables por las medidas preventivas aprobadas por el gobierno durante la pandemia de covid-19.

El último sábado, el 31 de octubre, ante Deportivo Maldonado en el Campus por la segunda fecha del Torneo Intermedio, sería su oportunidad en el arco tricolor. Era ese partido o nada.

Desde la lesión que sufrió el 27 de agosto ante Progreso, había jugado dos encuentros (el 23 de setiembre con Estudiantes de Mérida y el 3 de octubre con Liverpool), mientras Sergio Rochet se había quedado con el arco de Nacional, con rendimientos que lo aseguraban en el puesto.

Mejía, que lleva seis temporadas en el club y para adueñarse del arco esperó cuatro, a la sombra de Esteban Conde, volvía al equipo en el que hasta agosto era el titular.

El viernes en Los Céspedes no fue un día más. Cuando el técnico Jorge Giordano anunció el equipo que jugaría en el Campus, Luis Mejía se desayunó con la noticia de que no iba a estar en la formación titular. Que el arco sería de Rochet.

De pronto, el panameño explotó. Le dijo al entrenador que no iba al banco de suplentes.

El tema se transformó en una discusión, y Mejía se fue de la concentración. No iba a estar a la orden del técnico.

Ese viernes, la mochila que cargaba el panameño tenía un peso tremendo. Es el golero titular de la selección de Panamá, fue elegido en la encuesta Fútbol x 100 de El Observador como el mejor golero del Campeonato Uruguayo 2019, campeón vigente con Nacional, esperó cuatro años para meterse en el arco de los tricolores, pasó la pandemia encerrado en un apartamento en Punta Carretas y lejos de su hijo, y cuando vuelve el fútbol, entre las cuarentenas, los encierros y los viajes, en dos meses podrá jugar un solo partido con Nacional (el 3 de octubre ante Liverpool fue el último).

Pero ahora, Mejía no defenderá a los albos hasta diciembre, se pierde el clásico del Intermedio y una posible final, porque este viernes viaja a Austria para actuar por su país en la fecha FIFA ante Japón (13 de noviembre) y Estados Unidos (16 de noviembre), y quedará habilitado a entrenar nuevamente tras cumplir la cuarentena y si regresa sin covid-19 para el Torneo Clausura.

Con todo ese contrapeso, renunció a ser suplente y se fue para su casa.

¿Qué sucedió en la semana?

Cuando Giordano planteó el miércoles el equipo para el fin de semana en el complejo deportivo de Los Céspedes, Mejía expresó su disconformidad, pero entrenó el jueves y el viernes le dijo al entrenador que no iría en la convocatoria.

La situación, que generó sorpresa y molestia, quedó en un asunto sin salida. Mejía estaba decidido. Y Giordano también. Era ir al banco de suplentes o nada. Mejía se fue, pero volvió al otro día, el sábado, a entrenar con un grupo reducido de futbolistas porque el resto viajó a Maldonado, y al siguiente, y al siguiente, hasta este viernes, cuando viajará a Europa para jugar con la selección de su país.

El sábado en Maldonado, el arco de Nacional fue defendido por Rochet y en el banco de suplentes estuvo el juvenil Guillermo Centurión, de 19 años, quien lleva tres temporadas como tercer o segundo golero en el plantel principal. Desde 2017, Centurión estuvo 18 veces en el banco, como suplente, y debutó en el clásico de la copa de verano en enero de 2019 cuando ingresó en el partido tras la expulsión de Mejía.

Lo que dijo Giordano

Con la naturalidad que le caracteriza, el entrenador interino de Nacional, Jorge Giordano, abordó el tema de Mejía sin rodeos y dijo que fue una decisión técnica.

“Hay que ser claro en esto porque es muy importante para Nacional. Obviamente que el problema existió, el problema no es personal, es un problema de una decisión técnica, lo demás lo vamos a manejar dentro de Nacional donde todas las áreas están informadas cómo fue la situación. No hay mucho más para decir pero el problema lo vamos a resolver acá adentro”, dijo el DT.

Consultado sobre si en la charla que tuvo con Mejía aclararon la situación señaló: “Si doy detalles salgo de lo que dije. El problema no es personal, es técnico, ¿y la relación?, entrenó el sábado, entrenó hoy y pasa por ahí”.

¿Por qué jugó Rochet? Porque es el que logró regularidad y tiene los mejores rendimientos.

Después de la lesión de Mejía, en agosto, Rochet se transformó en figura en el arco de Nacional y, según supo Referí, el entrenador entendió que lo mejor para el partido ante Deportivo Maldonado era mantenerlo en el arco. Y así lo hizo.

En caso de haber brindado a Mejía la oportunidad de atajar, hubiera sido solamente para cumplir con un formulismo, porque quien defenderá a los tricolores desde este sábado ante Defensor Sporting hasta la final del Intermedio, si Nacional clasifica, es Rochet. Y el técnico entiende que debe darle el respaldo.

Se termina el contrato

En Nacional todos reconocen la paciencia que tuvo Mejía en el club. Llegó de Fénix, donde era titular y fue figura, para jugar el Campeonato Uruguayo de la temporada 2015-2016 con los albos.

Al mismo tiempo llegó al club Esteban Conde, quien además se transformó en capitán.

En 2015-2016 jugó dos partidos: uno por el Uruguayo y otro por la Libertadores.

En el Uruguayo Especial 2016 no jugó un minuto.

En todo 2017 se anotó solamente 90 minutos en todo el año. En este tiempo perdió la titularidad en el arco de Panamá y ya no fue convocado.

En 2018 jugó 16 partidos.

En 2019, tras el alejamiento de Conde, se quedó con el arco tricolor. En junio, Nacional compró el 50% de la ficha de Rochet y le firmó contrató hasta el 31 de diciembre de 2021. En esa temporada, Mejía jugó 28 partidos y Rochet siete.

Este año, el golero uruguayo estuvo en 13 y Mejía en 13 (Nacional lleva 25 partidos, pero ante Progreso ingresaron los dos, porque Mejía se lesionó). Sin embargo, al final de este mes, Rochet tendrá seis partidos más (si Nacional juega la final del Intermedio), antes del regreso del panameño.

El 31 de diciembre finaliza el contrato de Mejía. Nacional no se movió para renovar, pero es aspiración del club, incluso frente a este episodio, retenerlo. Sin embargo, explicaron a Referí que el futuro del arquero está en México, en ese pase que espera desde que con 16 años llegó a Fénix para formarse con Lorenzo Carrabs en un golero de seleccion, que lleva una década en el fútbol uruguayo y que solo tuvo un breve pasaje por el fútbol francés, donde no jugó.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...