Cargando...
Andre De Grasse tras ganar el 200 m: todo dicho

Polideportivo > ATLETISMO

Zapatos con clavos mágicos: el secreto mejor guardado del atletismo para bajar récords

Una nueva generación de calzado en el atletismo revolucionó al deporte y si bien aún no hay estudios científicos que digan qué mejora en tiempos aportan, la caída de récords y la competencia de las marcas avalan el boom

Tiempo de lectura: -'

04 de agosto de 2021 a las 15:13

Tras haber revolucionado las pruebas callejeras, una nueva generación de zapatos con clavos convulsiona desde hace dos años las competiciones de atletismo en pista. Los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020 marcan a lo grande la entrada en esta nueva era, que genera varios interrogantes.

Los estudios validaron una ganancia en efectividad de un 4% para la nueva generación de calzado en calle, utilizados desde 2016. Para los zapatos con clavos de pista para el medio fondo, aparecidas discretamente como prototipos en 2019, su utilización es demasiado reciente y la muestra demasiado pequeña. No se ha establecido un método científico definitivo como para tener resultados concluyentes.

Los cronos, por su parte, hablan por sí mismos, con la multiplicación de los tiempos estratosféricos (récords del mundo de 5.000 y 10.000 metros batidos en hombres y mujeres en menos de un año y otros nuevos tres récords mundiales batidos en Tokyo 2020) y una densidad de actuaciones de gran rendimiento inédita.

Elaine Thompson-Herah tras ganar el 200 m

Pocos atletas niegan el fenómeno, pero a la mayor parte le gusta recordar que esos progresos no existirían sin su trabajo diario.

"Hay que aceptar las innovaciones de las nuevas compañías, las tecnologías. Se trata de la comodidad para alcanzar nuestros sueños", estima el plusmarquista mundial de 5.000 metros y de 10.000 metros, el ugandés Joshua Cheptegei.

Joshua Cheptegei plata en 10.000 m

La guerra de los modelos 

World Athletics terminó por legislar definiendo el terreno de juego pero sin decretar el final del partido: casi todos los modelos existentes respetan las nuevas reglas, es decir, un talón que no debe superar los 20 milímetros (esprint y saltos, salvo para el salto triple), 25 mm (para fondo y medio fondo, y para el triple salto) o 40 mm (pruebas en carretera) de espesor.

Siguiendo la estela de Nike, otras grandes marcas presentaron sus propios pares y se lanzaron a la carrera de los calzados mágicos.

La batalla de las marcas sigue siendo difícil de seguir, incluso para los ya conocedores del asunto: 201 puntas (calzado de pista) están inscritas en la última lista de "conformidad" de World Athletics, que realiza una recopilación de los modelos autorizados (comercializados o prototipos).

"Es difuso, es un asunto casi místico. No se sabe quién lleva la voz cantante, qué hay en el calzado. Vamos hacia una individualización del calzado. Al principio pensaba analizar la mayor parte de las carreras para saber quién llevaba qué, pero abandoné la idea. Hay demasiadas referencias, es algo que va demasiado rápido", señala Vincent Guyot, estudiante-investigador del Instituto francés del deporte (INSEP).

Velocidad y saltos, las nuevas fronteras

Más allá de las carreras de fondo y medio fondo, las puntas de nueva generación han conquistado muy recientemente las disciplinas explosivas.

Pedro Pablo Pichardo, salto triple

"Nos damos cuenta sobre el terreno que eso permite limitar la deceleración en el final de la carrera, es muy interesante en los 100 metros, pero sobre todo en los 200 metros", destaca el entrenador francés Pierre-Jean Vazel.

"Por mí las prohibía", estimó en Twitter el saltador de largo español Eusebio Cáceres, que calificó las zapatos con clavos de "muelles".

¿Big Bang en los Juegos?

La llegada de la nueva era ya hizo explosión durante los Juegos Olímpicos.

Por ahora se llevan bajados tres récords mundiales y dos récords olímpicos. 

"No sé cuánto, pero es seguro que yo habría corrido mucho más rápido (con el nuevo calzado), por debajo de 9 segundos y 50 centésimas (en los 100 metros), sin ninguna duda", aseguró al diario británico The Guardian la leyenda de la pista Usain Bolt, el héroe del atletismo de las tres anteriores ediciones de los Juegos Olímpicos.

Karsten Warholm rumbo al oro y al récord

Por ahora, el noruego Karsten Warholm batió el récord mundial del 400 vallas con una marca estratosférica de 45.94 y lo mismo hizo en la prueba femenina Sydney McLaughlin de Estados Unidos (51.46). La otra plusmarca mundial la alcanzó la venezolana Yulimar Rojas en salto triple con 15,67 metros. 

Yulimar Rojas, de punta al récord mundial

En el 100 m llanos femenino, la jamaiquina Elaine Thompson-Herah fijó nuevo récord olímpico en el hectómetro con 10.61 y el otro récord de esa naturaleza tiene menos valor porque se dio en una prueba nueva, el 4x400 mixto donde Polonia se llevó el oro (3.09.87). 

Comentarios

Espacio habilitado solo para suscriptores. Suscribite y viví la experiencia más completa de información.

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...