Cargando...
Los Teros jugarán ante Nueva Zelanda, Francia, Italia y África 1 (seguramente Namibia)

Rugby > ENTREVISTA

“Objetivo inamovible”: cómo se gestó la frase que Los Teros usaron como motivación para la histórica clasificación al Mundial

El DT de Los Teros Esteban Meneses contó cómo se gestó la clasificación al mundial como Américas 1 y el próximo objetivo: ganarle a Italia y Namibia. “Este equipo va a clasificar directo al Mundial 2027”, adelantó

Tiempo de lectura: -'

12 de octubre de 2021 a las 16:19

Tras la explosión de alegría de la clasificación al Mundial 2023, el DT de Los Teros Esteban Meneses se fue unos días a Punta del Este con su familia, que había llegado desde La Plata la semana previa al encuentro con Estados Unidos. Es un recargar pilas, porque una vez logrado el pasaje al Mundial, la historia sigue. En el corto plazo la ventana de noviembre, con viaje a Europa y partidos con Rumania e Italia. Y en el largo el grupo A del Mundial, contra los All Blacks, Francia, Italia y África 1 (seguramente Namibia).

Sobre el partido, sobre cómo se repuso el equipo a la ausencia de Felipe Berchesi, sobre cómo seguir permanentemente trazándose objetivos más altos y cumplirlos, va esta entrevista. Una charla sobre el rugby, pero también sobre la vida, los grupos humanos, y la obsesión por nunca conformarse.

¿Contra Estados Unidos salió el partido que soñaron?

La verdad que sí. Cuando uno pone los objetivos de un partido, los objetivos por zona de la cancha, es bastante ambicioso, es difícil que pueda salir todo. Ayer hicimos los números finos y en las tres zonas de la cancha estuvimos arriba de 70% de efectividad. Eso te marca el resultado. La utilización del pie fue muy buena y la presión post kick también, algo que no pasó en Estados Unidos porque la regla 50 22 nos agarró mal parados. A partir de ese pie terminamos recuperando pelotas, y en otras el rival nos la devolvió. Y en zona de gestación de ataque el trabajo fue muy bueno, que no lo había sido en Estados Unidos, porque producto de la altura estábamos ahogados y no lográbamos recibir la pelota corriendo. Ellos son altos, grandes y te lo hacen pagar, te tiran para atrás. No ganar los duelos es complicado. En cambio en la revancha se atacó siempre, tuvimos todas las posibilidades de recibir corriendo y con todas las opciones abiertas. Trabajamos mucho en que hay que correr, mostrarse y aparecer por todos lados. Salió muy bien. En zona de definición, solo en una de cinco secuencias no cumplimos el objetivo de sumar. La efectividad hace al partido que salió. Se necesitaba hacer un partido asi si queríamos cumplir con ese objetivo inamovible que teníamos: clasificar como el equipo número 14 a la Copa del Mundo. Si querés eso tenes que responder no solo con las ganas y pasión que nos caracterizan sino agregar juego. Si no, no te alcanza. Este equipo ha demostrado una vez más su pasión y juego.

 

En sus posts de redes sociales por victoria, los jugadores repitieron mucho esa frase: objetivo inamovible. ¿Cuál es la historia detrás?

No era algo mío sino de Juanjo Grande (el psicólogo del equipo) que nos puso esa palabra: inamovible. Por más que nosotros hiciéramos cualquier cosa el objetivo iba a seguir estando ahí. Lo usó a partir del partido con Argentina XV, que había que poner el foco en ese objetivo, no moverlo. Y que pasara lo que pasara íbamos a responder y cumplir ese objetivo. Era inamovible a cualquier circunstancia. Nos quedó grabado a todos.

¿El objetivo inamovible era llegar a Francia 2023 cómo Américas 1?

Totalmente. Era esta oportunidad. Después podíamos volver a replantear todo de nuevo, a ver qué pasaba. Este objetivo era clasificar a Francia 2023 como Américas 1. Desde que terminó Japón y que supimos los grupos, yo sinceramente me imaginaba jugando con los All Blacks, soñaba eso. Para hacerlo realidad se empezó a trabajar, a planificar cómo llegar de la mejor manera a Estados Unidos, la revancha, y poder definir en el Charrúa.

Había cierto riesgo en esa apuesta, porque de no lograrlo había que ir por un objetivo secundario.

Siempre tiene un riesgo, pero teníamos muchísima confianza en los jugadores, el staff. Es un equipo de trabajo en el que uno está realmente cómodo, no hay egoísmo, uno logra ser su mejor versión. Y una dirigencia que acompaña todo esto. En épocas difíciles, de pandemia, nos remangamos todos y se salió de eso. Con ese equipo de trabajo, un staff que está a la altura de cualquiera, en la parte técnica, nutrición, el asesoramiento de Sudamérica Rugby para capacitarnos en todas las áreas. Al tener todo eso, uno se anima. No tuve un milésimo de duda de poner el objetivo de Francia 2023 como Américas 1. Yo quería ser Américas 1, ir al grupo de los All Blacks, Francia, Italia y Namibia. Era arriesgado, si salía mal teníamos tiempo de recalcular, pero teníamos total confianza en todo el equipo y la dirigencia.

¿Qué es lo siguiente? ¿Ganarle a Italia y Namibia y ser uno de los 12 que clasifican directo al Mundial 2027?

Totalmente. Plantear ganar a los All Blacks y Francia es ser un soñador, que no te creen ni tus propios jugadores, pero sí obviamente estar permanente en partido con Nueva Zelanda y Francia como hicimos con Australia y Gales. E ir por Italia y Namibia. Planificar bien esos dos partidos, que son los del medio y no tenemos la diferencia de días tan corta que sufrimos en Japón. Ya estamos analizando todo eso. El objetivo de ese grupo no puede ser menor a eso. Este equipo va a clasificar directo al Mundial 2027, en este mundial, vamos por eso.

¿Qué hablaron en el entretiempo? Porque el primer tiempo lo dominaron, pero cometieron varios errores no forzados que les impidieron sumar más.

Hablamos de seguir con cómo veníamos. Veníamos bien en las salidas de campo propio, la disciplina táctica que traíamos. Hablamos de acelerar un poco más en la zona de gestación, arriesgar y seguir con  nuestro plan. En algún momento se iba a abrir y teníamos que tener confianza. Yo los veía a ellos más cansados que a nosotros. El primer line en el que se genera el quiebre que trae el try de Tone Mieres es una jugada que veníamos trabajando, estaba prevista para este partido, y es muy difícil de ejecutarla. Pero si sale bien es muy difícil de marcar, más con estas defensas que te marcan de afuera hacia adentro y dejan esas puerta para los internos. Los jugadores decidieron hacerla ellos en ese momento, cerca de las 22. Yo la había pensando entre 50 y 60 metros, no tan cerca de las 22, Fue decisión de ellos y salió excelente. Fue la confianza que ellos tenían en este plan de juego.

¿Cómo viviste esos 15 minutos del segundo tiempo, quizás los mejores del proceso?

En los partidos hay momentos. Cada uno tiene el suyo. En el nuestro aprovechamos cada chance que tuvimos, fue increíble ver la confianza que tenían los jugadores. Definieron la serie. Cuando fue el momento de EEUU tuvieron line, maul y no entraron, salvo una. Veíamos que la batalla mental la habíamos ganado nosotros. Había que responder en ese momento que vinieran y el equipo fue muy sólido, defendió, corrió, tackleó, se paró del piso rápido. Lo que se tenía que hacer para clasificar y ser el equipo número 14 clasificado al Mundial.

Insististe mucho en el plantel largo, algo que a veces puede sonar a protección a los suplentes. Pero en esta serie los cambios fueron claves para remontar el partido de ida, y luego en la revancha Etcheverry quedó como 10 ante la ausencia de Berchesi y Favaro entró y fue el pateador, y salvo algún error puntual fueron muy importantes. 

Lo de Felipe en cualquier otro momento hubiese sido muy difícil de sobrellevar, sobre todo por la lectura que el grupo puede hacer de eso. Se tiene que ir a Francia 24 horas antes del partido, nos quedamos sin el 10, sin el pateador. Pero el que venía entrenando todas estas semanas era Tite Etcheverry. Habíamos entrenado a Tite para jugar de 10 toda la SLAR. Después tuvo la mala suerte que se rompe la semana previa. Y en esas cuatro semanas Fede Favaro era el wing. Todos esos cambios que se hicieron fueron tan naturales que el equipo no lo sintió. Sentimos mucha lástima por la situación que Felipe estaba viviendo. Y porque sabemos lo que él siente por este equipo, por esta familia, nos daba las ganas de ganarlo por él. Nos sentíamos mal porque él se lo perdía, más que porque el equipo realmente sintiera su ausencia en lo técnico. Eso es espectacular, que un plantel tenga opciones, que no se resienta el equipo, que no haya gente insustituible, es lo mejor que te puede pasar. Eso se lo debemos a la Slar y a esa burbuja gigante que vivió el equipo. Fue un posgrado en rugby para todos, las 24 horas con el staff aprendiendo. Ahí o te haces o te haces, crecés o crecés. También con un Jaguares despegado que hizo que todos eleváramos la vara. Todo eso hizo que Uruguay tuviera muchísimos jugadores más, esa frase trillada de ampliar la base de jugadores es cierta. Y te pasa lo que pasó en Denver, que el equipo titular estaba cansado, hicimos los cambios y levantaron la serie, lo que nos permitió llegar a Uruguay con un partido abierto. Eso me enorgullece. 

¿Cómo fueron las horas previas por lo de Felipe? Fortaleció al grupo?

Tuvimos total confianza. Lo lamentábamos por Felipe porque él se lo perdía como jugador y como persona y por todo el esfuerzo que había hecho por estar esa semana. Después del partido de ida me dijo que la esposa tenía un problema que iba a tratar de solucionarlo. Llegó el viernes y le dijeron que se tenía que ir, y se fue. La respuesta fue contarles la verdad de todo al plantel, con total confianza porque sinceramente eran los cambios que veníamos haciendo en los entrenamientos para sacarle minutos a los que más habían jugado. Esos cambios eran naturales. El equipo respondió a la baja de Felipe, pero sobre todo en lo anímico y en lo personal se planteó regalarle la victoria a él.

El equipo había dejado dudas ante Chile, Brasil y Argentina XV. No había sido el partido ideal en la ida. ¿Habían planificado que el pico fuera en la vuelta?

Yo digo que si algo tiene este equipo en su ADN es ganar finales y jugarlas de muy buena manera. Sabes que van a responder y que van a jugar su mejor versión en estos momentos. Lo que tenemos que hacer, si queremos crecer, es mantener este nivel cada vez que uno se pone la camiseta de Los Teros, apoyarse en el trabajo realizado. Si lo podés hacer tenés que mantener la vara alta. Y que a partir de ahora el piso sea el techo que pusimos el sábado. Ahora vamos a jugar con Rumania, Italia, y hay que mantener esto. Sabemos que lo podemos hacer y no hay que dejar este lugar. Ahora estamos 16 del mundo y somos el equipo 14 en clasificar. Hay que defenderlo. 

Tienen dos años para preparar al plantel. ¿En qué se debe trabajar? 

En lo físico podemos seguir evolucionando, podemos seguir creciendo, obviamente eso nos permitirá seguir creciendo en lo técnico, evolucionar en formaciones fijas,  en ataque, en tener más oportunidades al ataque, porque las defensas van a ser cada vez más agresivas. Creo que este mundial va a ser el de la utilización del pie, sobre todo con estas reglas experimentales. Hay que aprovecharlo y saber utilizarlo. En las formaciones fijas tenemos que seguir creciendo, originando jugadores que puedan estar en este nivel. Para eso es determinante la competencia y arrancamos bárbaro en esta ventana. Tenemos que exigirnos desde el jeugo. Seguir escribiendo nuestra mejor historia siempre. Para eso hay que prepararse. Rumanía e Italia son partidos a la altura de lo que queremos estar, a la altura de este grupo tan soñando. Uruguay ya demostró que está para lo que está. Si se quiere que Uruguay se mantenga en este lugar o siga evolucionando dependerá de la preparación que hagamos.

¿Qué diferencia puede tener respecto a la preparación de Japón 2019?

Hoy es el mismo staff, se quedó Pablo Bouza, Ben Pollard y Craig White (preparación física) siguen trabajando con nosotros, preparando a Fede Izeta y Guille Selves. Vino Cochi Pellicena desde Argentina, el ninja Todeschini… imagino algo muy parecido ,buscando algo que pueda enriquecer a este staff que si algo tiene es la capacidad de seguir aprendiendo, sin egos. Va a ser muy parecido, con las mismas personas porque son los que siguieron trabajando y nos sentimos cómodos trabajando, en un sentido técnico y humano, no en hacer la cómoda, todo lo contrario. Seguir evolucionando y trabajar en un buen ambiente, el mismo grupo es el que te va empujando hacia avanzar.

¿Hay que traer a más jugadores de afuera para Peñarol? ¿O es el momento también de que salgan a ligas de primer nivel?

Hay que ver cómo se define la competencia de Peñarol, necesitamos que los jugadores puedan tener una muy buena competencia, tal como fue ahora. Ojala se repita el mismo escenario porque fue tremendo, fue determinante a la hora de clasificar. Las propuestas de jugadores para ir afuera tienen que ser buenas realmente para que el jugador se tenga que ir y hacer una experiencia buena, porque acá fue tremendo la evolución que tuvieron. Tanto Uruguay como Chile le ganaron a los 2 del norte. ¿Por qué creció Chile? Porque tuvo competencia y un staff preparado para eso. Los resultados están a la vista. 

Está bueno irse si sale algo para un buen nivel, como puede ser Francia, Inglaterra, mismo italia en Primera, para que el jugador pueda ir y prepararse. 

Hay tiempo para formar jugadores, pero el plan para los juveniles se cortó bastante por la Pandemia, no pudieron jugar el Torneo Argentino y los mundiales.

En ese sentido está muy bueno que el torneo que se va a hacer ahora, el m23 va a ser buenisimo. Nos permite darle minutos a los jugadores que no solo son promesas. Aliaga, Garese ya son realidades, pero son realidades con pocos minutos y este torneo permite darle minutos y a su vez poder ver otras promesas que vienen subiendo y ya vienen levantando la mano fuerte. Como Charlie Deus, por ejemplo, que ya jugó la Slar. Es lo que más nos entusiasma porque  les va a dar una posibilidad de rodaje que por la pandemia no tuvieron. Tuvimos el torneo en Sudáfrica que fue increíble, respondieron muy bien. Esto nos va a ayudar.

En 2019 fue shockear al Mundo, ahora el objetivo inamovible. ¿Se vendrá otra frase?

Tenemos tiempo para ir construyendo ese objetivo que nos vamos a poner, y será una frase, serán dos palabras, pero el mismo grupo lo va a ir sacando.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...