Fútbol > LLEGÓ EN UN MOMENTO CRÍTICO

¿Qué le puede sumar Pierre Webó a Nacional?

El africano y Bergessio pueden revolucionar el ataque tricolor

Tiempo de lectura: -'

19 de septiembre de 2018 a las 14:43

Pierre Achille Webó tiene 36 años, seis meses fantásticos en Nacional hace ya 16 años (segundo semestre de 2002) y una carrera europea que comenzó en España (Osasuna, Leganés, Mallorca) y terminó hace cuatro meses en el Gaziantep, un club de la segunda categoría de Turquía. También marcó 18 goles con la selección de Camerún y participó de los Mundiales de 2010 y 2014, como parte de su exitosa trayectoria deportiva. Esta semana regresó a Nacional, “dónde todo comenzó”, según dijo el delantero que firmó contrato hasta el 31 de diciembre próximo. Le quedan cinco partidos del Clausura y las finales del Uruguayo -si son necesarias para definir el título- para demostrar la inversión.

La pregunta del millón es, ¿qué le puede sumar al actual equipo tricolor? Llegó en un momento crítico porque Nacional perdió el último fin de semana la punta de la Tabla Anual y quedó a seis del líder en el Clausura; Peñarol en ambos casos. La escasez de goles es uno de los puntos débiles que mostró el cuadro de Alexander Medina en los últimos partidos: marcó solo dos en los pasados cuatro encuentros del torneo local.

Webó hizo 16 goles con la camiseta de Nacional el último año que compitió en el fútbol uruguayo. En ese 2002 el súper goleador del equipo fue Richard Morales, quien marcó 33. En el segundo semestre de aquella temporada la dupla atacante del conjunto dirigido por Daniel Carreño la conformaron el Chengue y el africano, por lo que ahora no es una utopía que jueguen juntos Gonzalo Bergessio y Webó. Por supuesto que todo dependerá de la condición física y futbolística que demuestre estos días el nuevo refuerzo.

Este golazo de cabeza que le marcó a Atlético Nacional es una muestra de sus virtudes dentro del área.
 

Su debut oficial se registró el 2 de agosto de 2000 en un partido de Nacional frente a Corinthians por la Copa Mercosur. Se jugó en el estadio Pacaembú de San Pablo y Webó ingresó a los 87 minutos en lugar de Mario Regueiro. El técnico era Hugo De León, quien lo ascendió en junio desde la Tercera división. En 2001 marcó solo un gol, frente a Tacuarembó en el estadio Goyenola. En la primera parte de 2002 tuvo solo cuatro apariciones en Primera: 25' ante Deportivo Maldonado, 24' contra Juventud, 18' contra Danubio y 29' ante Peñarol. Su explosión se registró desde julio en adelante, donde disputó 24 partidos y convirtió 16 goles. También compitió en una gira que el tricolor hizo por España y le anotó dos goles al Valencia.

Con los cuatro goles que conquistó en la Copa Sudamericana de 2002 es el goleador histórico del tricolor en ese torneo continental. De los clásicos no tiene un buen recuerdo: jugó tres y no ganó. Por el Apertura 2001 Nacional perdió 2-1, por el Clasificatorio 2002 empataron 1-1 y por el Clausura 2002 el albo cayó 4-2.

La siguiente recopilación de jugadas en el fútbol europeo brindan un pantallazo de lo que es capaz el camerunés cerca del arco rival. Muchos goles de cabeza, definiciones de zurda y de derecha, y también asistencias de lujo.
 

Uno de los pedidos que hizo Medina fue un centrodelantero que se complementara con Bergessio, pero los dirigentes no pudieron cumplirle el deseo hasta ahora. El peso del ataque tricolor recayó siempre en el argentino, que tuvo un rendimiento excelente durante el Apertura y el Intermedio. El centrodelantero cumplió con goles dentro de un panorama general que tuvo picos altos de fútbol, con el acompañamiento de Sebastián Fernández, Tabaré Viudez, Gonzalo Bueno, Leandro Barcia y Matías Zunino. 

Pero nunca tuvo Bergessio un sustituto natural, con condiciones similares a las de él dentro del área. En ocasiones Medina le dio minutos al juvenil Diego Coelho, autor de dos goles, pero al cabo del Intermedio fue cedido en préstamo a Boston River.

Webó puede ser ese sustituto del argentino, pero juntos pueden causar mucho daño. Dentro del área, Webó es letal, especialmente en los envíos aéreos, y para los defensores será un dolor de cabeza tener que controlar a dos futbolistas que van bien por arriba. Pero el camerunés también suele acompañar el juego del ataque, por lo que puede ser una interesante descarga para los futbolistas que llegan por las bandas y que últimamente no encuentran esa opción para adelantarse con resultados positivos.

En definitiva, la cancha será testigo de sus condiciones y de las prestaciones que puede demostrar. En 2003 los hinchas se entusiasmaron con la vuelta del panameño Julio César Dely Valdés, pero no dio el resultado esperado porque el campeón Uruguayo fue Peñarol. Ahora le toca a Webó, sin un pasado en el club tan fantástico como el del centroamericano, pero con una trayectoria que ilusiona para el tramo final del año.

De lo que no existen dudas es de su amor por Nacional y así lo refleja este video que grabó el año pasado, en ocasión de cumplirse los 118 años de fundación del club.
 

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.