Cargando...
Algo reiterado en este 2022; las cabezas gachas de los futbolistas de Peñarol, por más que algunos, ya no están

Fútbol > PEÑAROL

Peñarol ya está en el infierno tan temido y no sabe cómo salir

El conjunto aurinegro sigue deambulando en el torneo sin encontrar su juego y cada vez más lejos de todo

Tiempo de lectura: -'

26 de septiembre de 2022 a las 05:02

Lesiones, resultados negativos, resultados positivos sin jugar a nada, 18 puntos de diferencia con el líder de la Tabla Anual, cambio de técnico luego de jugada la primera fecha del Torneo Clausura, eliminación de la Copa Libertadores sin tener la chance siquiera del tercer lugar en el grupo para jugar la Copa Sudamericana, malas elecciones el dos períodos de pases seguidos.

Ahora incluso también perdió en los escritorios de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) al no apelar el fallo de la Comisión Disciplinaria que no le permitió jugar con público local dos encuentros por los incidentes del clásico en el Gran Parque Central. Nacional sí apeló y el fallo saldrá a su favor, por lo que cumplirá solo uno.

Así se podría seguir por un rato explicando lo que es esta versión de Peñarol 2022.

Peñarol en el Uruguayo Especial 2016: las mismas cabezas gachas -con otros protagonistas- y 19 puntos de diferencia con el líder

Ya en el Uruguayo Especial de 2016, el líder de la Tabla Anual, Nacional nuevamente, le sacó 19 unidades de diferencia. A aquella experiencia, esta la puede superar.

Un club que, a diferencia de otros años, no tiene discusiones intestinas entre sus propios dirigentes -más allá de algún comentario político- y que, además, ha percibido cifras millonarias por pases de futbolistas que han emigrado.

Está claro que el actual consejo directivo que preside Ignacio Ruglio está tapando algunos (o muchos) agujeros que han quedado de administraciones anteriores y que también se enfoca en la infraestructura.

Por ejemplo, como informó este sábado Referí, comenzaron las obras de lo que será la próxima Ciudad Deportiva del club enfrente al Estadio Campeón del Siglo, que en realidad ya habían comenzado en 2019 pero el inicio de la pandemia mundial por coronavirus postergó.

Una incidencia ante Montevideo City Torque: cualquier cosa menos fútbol

Lo que está claro es que cuando parece que Peñarol tocó fondo en lo futbolístico, cada vez aparece un lugar más abajo para seguir descendiendo. Es como acercarse al infierno, bien allá abajo.

Porque el triunfo ante Cerrito por 3-1 del domingo pasado por el cual Referí tituló “Peñarol es soporífero, incapaz de imitar la felicidad”, reflejaba que, pese a los tres puntos, lo mostrado en cancha había sido pobrísimo.

Brian Lozano, una de las apuestas futbolísticas del pasado período de pases, escribió luego de ese encuentro: “Uno es consciente que está lejos de lo que puede dar individualmente, pero lo más importante es el equipo!”.

Cuando las cosas no salían a principio de temporada con Mauricio Larriera, luego de nueve fechas jugadas, Peñarol había cosechado 15 puntos.

Ramos no encuentra lo mejor de sus jugadores

Desde que Leonardo Ramos heredó a este plantel -porque está claro que, si él lo hubiera armado, hay varios de esos futbolistas que no estarían- ha dirigido 10 partidos (uno por Copa AUF Uruguay) y consiguió por el Clausura las mismas 15 unidades, pero la imagen que queda del equipo es peor, porque, además, en aquel caso hubo partidos por Copa Libertadores.

Ramos cumple este lunes 56 días con el plantel aurinegro. Ha trabajado de todas las formas, pero hay cosas que siguen sin salirle a sus dirigidos. Es un entrenador que trabaja mucho y que todos concuerdan en que uno de sus puntos altos es la motivación que le da a cualquier futbolista.

Lo más preocupante, sobre todo para un club como Peñarol, es la falta de actitud que se ve en general en el equipo.

Ruglio admitió que faltó actitud luego de perder el clásico

Y no es una visión de este periodista, sino que el propio presidente Ruglio lo dijo luego de perder el clásico -otro punto más para agregar a este magro presente-. "Me fui con la preocupación del resultado, la tristeza del resultado y sobre todo la actitud que se tuvo que no pareció que se estuviera jugando el clásico", dijo cuatro días después del partido.

Decirle esto a un plantel de Peñarol luego de perder contra Nacional, no es tirar una frase al voleo. Es grave.

El equipo ha involucionado, no hay circuitos, se ven cada vez más errores defensivos gruesos, no hay un ‘9’ desequilibrante, y no tiene una figura que lo rescate.

Está muy difícil ya la clasificación directa a la fase de grupos de la próxima edición de la Copa Libertadores de América, que es a lo que aspira un club que intentó armarse para ser campeón.

Incluso, de seguir así en las cinco fechas que restan, también correrá riesgo de jugar las fases preliminares, y hasta la propia Copa Sudamericana.

Ese es el presente de Peñarol que se prepara para jugar este miércoles a la hora 20.30 en el Estadio Campeón del Siglo contra Boston River por la Copa AUF Uruguay.

Thiago Cardozo se prepara para jugar por Kevin Dawson, según confió una fuente del club a Referí, en un acuerdo que había previo, para que el juvenil disputara la Copa AUF Uruguay.

Viatri se lesionó ante Liverpool y es una de las cuatro bajas del plantel

Sin Valentín Rodríguez, ni Sebastián Cristóforo -con molestias en el posterior-, ni los otros lesionados, Lucas Viatri y Máximo Alonso, Peñarol buscará no quedar fuera de otro torneo este miércoles.

Bengoechea reconoció la equivocación

Luego de lo que fueron dos períodos de pases muy malos en el club, tanto el de enero, como el del pasado julio, el director deportivo de la institución, Pablo Bengoechea, principal responsable en esta materia junto al gerente deportivo, Gabriel Cedrés, admitió que se equivocaron.

Así lo hizo saber una fuente del club a Referí y que el excapitán y extécnico aurinegro lo admitió en una conversación.

Peñarol tiene dinero para gastar y se equivocó feo.

En marzo de 2021, Bengoechea fue a esperar a Pablo Ceppelini al aeropuerto; en aquel período de pases, las cosas se hicieron bien

El año pasado con Agustín Canobbio, Pablo Ceppelini y Carlos Rodríguez, entre otros, la dirección deportiva con Bengoechea a la cabeza, acertó. Este año fue nefasto en todo sentido.

Este domingo, el presidente Ruglio fue a conversar a Los Aromos con Leonardo Ramos y con el plantel. Fue una visita más, pero más allá de la rutina, también para ver el semblante que existe puertas adentro de la concentración.

Peñarol está sumido en un infierno que parece cada vez peor. El fútbol y los resultados no aparecen, y solo restan cinco fechas en las que tendrá rivales muy complicados. Allí intentará cambiar en algo una imagen que deja este 2022 de derrota total.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...