Fútbol > PEÑAROL

Gargano puede ser sometido a dos operaciones en la rodilla; ¿cómo será su recuperación?

Al volante aurinegro lo operan el jueves de la rodilla y esperan que el ligamento lateral interno no esté lastimado, sino, se estirará la recuperación; Abascal está lesionado

Tiempo de lectura: -'

19 de noviembre de 2019 a las 05:01

El jueves quedó agendado para que Walter Gargano sea intervenido de la rotura de ligamento cruzado anterior en su rodilla izquierda en la Asociación Española por parte de Daniel Rienzi, hermano del jefe de la sanidad de Peñarol, Edgardo Rienzi y quien ya lo operó el año pasado cuando tuvo la misma lesión en la otra rodilla.

Según pudo saber Referí, hasta ese día y hasta que el médico interviniente pueda ver la rodilla en plena intervención, no se sabrá si puede estar o no implicado el lateral interno de esa zona en la cual sufrió un esguince.

Por lo que indicó una fuente allegada al plantel, no existe desprendimiento en esa zona. Si lo hubiera, a Gargano habría que operarlo dos veces. Primero, se le debería hacer un injerto para reparar el lateral interno, y luego, dos meses después, se le realizaría otra intervención quirúrgica, allí sí, en los ligamentos cruzados.

Es por eso que la recuperación puede ser de seis meses –en el mejor de los casos– o de al menos ocho si ese ligamento lateral está complicado.

En Peñarol entienden que lo de este ligamento lateral interno sería solo un esguince y que no comprometería al futbolista más de lo que ya está.

En la mañana del lunes, el médico Edgardo Rienzi concurrió al domicilio de Gargano junto con el otro doctor aurinegro, Horacio Deccia y el enfermero Miguel Domínguez para ver cómo se encontraba de la rodilla y si se había desinflamado un poco.

Una vez que estuvieron con él, entre los hermanos Rienzi hablaron y fijaron la fecha del jueves para la intervención quirúrgica.

Como informó Referí, Gargano demoró 211 días en volver al fútbol luego de su pasada operación en la otra rodilla.

Habrá que ver cómo será la recuperación una vez que sea intervenido, pero el mejor escenario de al menos seis meses, lo dejará sin la definición de este Uruguayo, sin el Torneo Apertura y sin la Copa Libertadores de América del año entrante.

Gargano se encuentra de buen talante más allá de que esta nueva lesión fue un fuerte golpe en la faz anímica.

Las variantes para lo que viene

El lugar que deja el Mota en la mitad de la cancha de Peñarol es complicado de suplantar. No se trata de cualquier futbolista.

Si bien Peñarol ya supo cómo suplirlo el año pasado e incluso logró el bicampeonato uruguayo, se vienen tres encuentros determinantes para ver si los aurinegros pueden alcanzar la cima en la Tabla Anual, gran oportunidad que se perdieron al no vencer en el clásico del pasado domingo: Fénix, Progreso y Cerro Largo.

Desde las entrañas del club, entienden que el sustituto natural en su puesto es Guzmán Pereira, tal como aconteció precisamente ante Nacional.

Más  allá de que el volante hace un buen tiempo que no consigue retornar a su mejor nivel futbolístico, en algunos encuentros tiene el aval del DT. Pero a su vez, también entienden que Guzmán no puede jugar en otro puesto en el medio que no sea ese.

Con el regreso de Giovanni González a la zaga después de jugar la selección, Diego López tiene que ver a quién coloca en la mitad de la cancha contra Fénix el viernes a la hora 20 en el Estadio Campeón del Siglo.

Porque Jesús Trindade, quien lo suplantó en el clásico, está pronto para regresar al mediocampo. Y él va a jugar.

¿Entonces? ¿Quién sale? Es el gran trabajo en el que tendrá que meterse el entrenador carbonero.

Peñarol ha jugado en los últimos encuentros con un 4-3-3, incluyendo el clásico. En el medio juego, Gargano como pistón, con Matías De los Santos por derecha y el Cebolla Rodríguez por izquierda. En tanto, arriba lo hicieron Facundo Pellistri, Xisco Jiménez y Agustín Canobbio.

Con la ausencia de Gargano y el retorno de Trindade a esa zona, la posibilidad más clara si se mantiene Guzmán Pereira es que Trindade juegue con Matías De los Santos, y así el Cebolla jugaría arriba seguramente en lugar de Canobbio.

Aún le quedan cuatro días a López para definirse, pero no habrá mayores variantes con respecto al clásico, más allá del retorno de Giovanni.

Abascal está lesionado

Rodrigo Abascal es otro futbolista que terminó lesionado el clásico.

El zaguero presenta una contractura en el recto anterior del cuádriceps y está en duda para el viernes. Si no llega, jugará Enzo Martínez.

Además, tanto Abascal, como Guzmán Pereira e Ignacio Lores, tienen cuatro amarillas y si reciben una más, serán suspendidos y en esta recta final del campeonato eso puede complicar más aún las aspiraciones de Peñarol.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...